Banco Central anticipa Ipom de hoy: recalibrará la “expansividad” monetaria y mejorará perspectivas de crecimiento

El instituto emisor si bien mantuvo la tasa de interés en 0,5% en la Reunión de Política Monetaria de junio, dio cuenta de un cambio de escenario que materializará en el IPoM que se entrega este miércoles: “El alto dinamismo que ya exhibe el consumo y el impulso adicional al gasto privado representan un cambio relevante para el escenario macroeconómico de los próximos meses”. Los economistas, en su mayoría, afirman que el alza de tasas se adelanta para septiembre u octubre.


-Un cambio importante en su mensaje de política monetaria entregó este martes el Banco Central. En su Reunión de Política Monetaria de junio, el instituto emisor dio cuenta del escenario de mayor dinamismo que está teniendo el consumo, sumado al estímulo fiscal que está impactando en la inflación que está registrando la economía.

Por ello, si bien mantuvo la tasa de interés en 0,5%, dijo que “el alto dinamismo que ya exhibe el consumo y el impulso adicional al gasto privado representan un cambio relevante para el escenario macroeconómico de los próximos meses, lo que hace necesario recalibrar la expansividad de la política monetaria en lo venidero, cuestión que se aborda en el Ipom de junio que se publica mañana (hoy)”.

Pero este cambio de tono no comenzó ahora, sino que en marzo el BC ya había puesto matices a la trayectoria de la política monetaria. En ese entonces indicó que la tasa de interés se mantendría en 0,5% por “varios trimestres”.

En mayo, en tanto, el sesgo retrocedió y el ente rector señaló que “la convergencia de la inflación a la meta en el horizonte de política sigue requiriendo que el estímulo monetario sea altamente expansivo. Con ello, la TPM se mantendrá en su mínimo de 0,5% por el tiempo necesario para que la recuperación de la economía termine de afianzarse”. Ahora fue mucho más nítido en el cambio y se abrió derechamente a anticipar al alza en la tasa de interés a decir de los analistas.

19 Marzo 2020 El Consejo Banco Central encabezado por su presidente Mario Marcel, caminan por la esquina de las calles Morande con Moneda. Foto : Andres Perez

Las razones

En su análisis menciona que “las tasas de variación anual del IPC total y subyacente -sin volátiles- han aumentado, y se ubican en torno a 3,5%. En los últimos registros sigue resaltando el aumento de los combustibles y del componente de bienes de la inflación. Estos últimos continúan siendo afectados por una alta demanda, en un contexto en que el suministro de algunos productos aún sigue sin reponerse del todo, y en que han aumentado de modo importante los costos de producción y transporte a nivel global”. Así se destaca que las expectativas a uno y dos años plazo siguen situándose en torno a 3% anual.

Al describir el escenario macroeconómico, el Central sostiene que en abril, el Imacec-descontada la estacionalidad- volvió a sorprender positivamente, anotando una caída mes a mes menos pronunciada que la prevista. “Esto, vuelve a reflejar, fundamentalmente, un grado de adaptación de los actores económicos a operar en un contexto de pandemia”, resalta.

En ese sentido, destaca que desde la publicación del Ipom de marzo, el estímulo fiscal se ha ampliado significativamente, a lo que se suma la aprobación de un tercer retiro de ahorros previsionales. “Este mayor impulso al gasto privado y la mejor adaptación de la economía, mejoran de forma importante las perspectivas para la actividad en 2021, en un contexto en que las condiciones externas son algo más favorables”. Esas mejores proyecciones se conocerán en el Ipom de este miércoles.

Por el lado del gasto, resalta el dinamismo del consumo, especialmente de bienes durables, y el repunte del componente de maquinarias y equipos de la inversión.

En cuanto al mercado laboral, sostienen que “continúa mejorando de manera heterogénea, siendo el empleo por cuenta propia y asalariado informal, los trabajadores de más baja calificación y las mujeres quienes se mantienen más rezagados”. No obstante, mencionaron que el número de cotizantes de las AFP y del seguro de cesantía ha retornado a los niveles prepandemia, lo que indica que el empleo asalariado formal se ha beneficiado de mejor manera de la recuperación económica.

Respecto de las medidas no convencionales, indicaron que en lo más reciente se completó el uso de la tercera etapa de la FCIC. A su vez, en los primeros días de junio concluyó el período de reinversión de cupones de bonos bancarios. A partir de ahora, el stock se irá reduciendo gradualmente acorde con el vencimiento de los activos en cartera.

Los expertos

Los economistas de inmediato recogieron el mensaje del BC, y la interpretación fue una sola: se adelanta el inicio de alza en la tasa de interés. En eso hay coincidencia, pero donde existen discrepancias es en el momento en que lo hará. Algunos plantean que será tan pronto como el tercer trimestre, otros antes de las elecciones presidenciales de noviembre, y otros dejan abierta la opción para que se concrete o en la reunión de octubre o en diciembre.

Sergio Lehmann, economista jefe de Bci, sostuvo que ellos esperaban que el alza se concretara a fin de año, pero ahora adelantaron su proyección para el tercer trimestre. “Reconoce que la inflación ha subido, pero identifica factores de oferta, como son las dificultades de producción y mayores costos de transporte, además de un gasto privado que crece con mayor fuerza, dada la alta liquidez y apoyos del gobierno”.

Felipe Alarcón, economista de Euroamerica, subraya que antes de esta reunión esperaban que el alza se produjera en diciembre, pero ahora su escenario cambió y lo más probable es que ocurra entre octubre y noviembre. “La preocupación está puesta en que la inflación se acelere más de lo presupuestado por ellos. Esto por la alta expansividad de la política fiscal y el efecto acumulado de los tres retiros”.

En scotiabank sostienen que “el BC estaría dejando de lado consideraciones políticas y se apronta a subir la TPM antes de las elecciones presidenciales”. Asimismo, esperan una corrección al alza en la proyección de crecimiento al rango de 7% a 7,75% en el IPoM de este miércoles.

Patricio Rojas, de Rojas y Asociados comenta que el principal cambio es la mayor liquidez presente en la economía, lo que que el BC lo debe ratificar en el IPoM de este miércoles. Esto, por el tercer retiro y las nuevas ayudas del gobierno. “El escenario fiscal con el que hizo el informe en marzo no es el mismo que hay hoy en día, y por ello tiene que recalibrar su política monetaria”. Para Rojas es probable que el incremente se produzca entre octubre y diciembre.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.

La Tercera Noche