Alexis vuelve un misterio su lesión

Alexis Sánchez

Los médicos de la Roja revisan al jugador, pero no informan de la dolencia que lo sacó enfadado de la Copa América. El tocopillano exige a la ANFP no hacer públicos los exámenes, de los que él se encargará de informar al United.




Alexis Sánchez (30) ha convertido su lesión en un misterio. No quiere que se sepa públicamente el alcance de la dolencia que lo sacó enojado del partido por el tercer y cuarto puesto frente a Argentina, en la Copa América. Al menos, así se lo exigió a la ANFP. El jugador fue examinado ayer por Fernando Yáñez, el médico jefe de la Roja, pero el resultado quedará en privado. Será el propio futbolista el que informe del mismo al Manchester United, su club. Desde el cuerpo médico de la Selección, sin querer entrar en detalles, sí avanzan que el problema muscular en la pierna izquierda del jugador no se trata de algo de gravedad.

Con ese halo de misterio que ha querido dar a su lesíón, Alexis debe volver a la disciplina del Manchester United, que ya ha iniciado los trabajos de pretemporada. Un club con el que tiene contrato hasta 2022, pero con el que no está claro que continúe. De hecho, el futbolista chileno está en el mercado. El conjunto inglés no quiere que siga y el futbolista también quiere salir. La lesión se vuelve un elemento añadido a considerar a la situación.

Ya quedó en evidencia el enfado que manifestó el goleador histórico del Equipo de Todos al momento de producirse la lesión, en los minutos iniciales (17') del partido ante Argentina. Un percance que se produjo solo, tras un pique. Sus reclamos a Fernando Radice, otro de los médicos de la Selección, fueron visibles y llamativos.

Esas recriminaciones captadas por la transmisión oficial tenían una explicación. Alexis había anticipado un días antes la lesión que finalmente lo sacó de la cancha. En la última práctica previa al partido, advirtió a los galenos que no estaba bien, que estaba apretado, con una molestia. Los médicos lo cuidaron de manera especial y lo trataron. El día del partido se le sometió a una prueba minutos antes del inicio. La pasó, en teoría. El jugador entró al campo y al poco rato ya estaba tomándose el muslo izquierdo. Fue fue sustituido por Junior Fernandes a los 17 minutos.

Se sentó en la banca molesto. Solo José Pedro Fuenzalida atinó a levantarse y a palmotearlo como gesto de apoyo. Lo que estaba siendo un torneo que reforzaba la confianza del tocopillano, después de muchas dudas incluso por su presencia por los problemas en un tobillo, terminó con una dolencia muscular que lo bajó de nuevo el ánimo.

Preocupación inglesa

En el United miran con preocupación la nueva lesión. Durante la temporada 2018-2019, el chileno disputó apenas 27 de los 53 partidos que jugaron los Diablos Rojos. Sumó dos goles y cuatro asistencias. Desde su arribo al equipo inglés, registra cuatro lesiones (ver cuadro) de distinta consideración. Esta que el jugador ha decidido convertir hasta ahora en un enigma, será la quinta.

Le dejó claro a los médicos de la ANFP que no se les ocurriera hacerla pública y que tampoco fueran ellos los que informaran al club inglés. Que él se encargaría personalmente de trasladarle al Manchester los resultados de la revisión federativa. Obviamente el jugador, cuando se reincorpore de las vacaciones, será examinado de su dolencia muscular en el muslo izquierdo por los médicos ingleses. De momento, el equipo está de pretemporada en Australia.

Comenta