#Bachelenial: Con zapatillas y lenguaje inclusivo, ex Presidenta apunta a los jóvenes con su nueva fundación

Autor: La Tercera PM

02 de AGOSTO de 2018 / SANTIAGO La ex presidenta, Michelle Bachelet, durante la presentación de su nueva fundación, Horizonte Ciudadano. FOTO: HANS SCOTT / AGENCIAUNO

Las señales a la juventud eran evidentes. La presentación la realizó el youtuber Felipe Fuentes, quien cocinó con ella en Pousta en una de sus entrevistas más comentadas y que, sin reparos, habló del simbolismo en el vestido de Bachelet: el verde del aborto libre.


“Amigues”, como ya es habitual la exPresidenta Michelle Bachelet usó lenguaje inclusivo al saludar a los asistentes a la inauguración de la Fundación Horizonte Ciudadano, su nueva plataforma en la que sólo participan los que, al final de su mandato, continuaron siendo cercanos.

Con un vestido verde -el color del aborto libre- y zapatillas, en un estilo relajado y cercano, Bachelet se paseó por la casa de Camino del Inca en Las Condes durante esta mañana, afinando todos los detalles antes de la inauguración. Bromeó incluso con que no es un palacio, sino una casa común y corriente.

Atenta a sus pasos, tal vez por la costumbre de los años, la observó en todo momento la que fue su jefa de gabinete, Ana Lya Uriarte. Silencioso, como siempre, su otrora director de contenidos, Pedro Güell, miraba atento lo que ocurría alrededor. Valentina Quiroga, la exsubsecretaria de Educación, asumía como líder de la fundación y todo transcurría en una clave nueva: la política millenial.

Las señales a la juventud eran evidentes. La presentación la realizó el youtuber Felipe Fuentes @obvioquesi, quien cocinó con ella en Pousta en una de sus entrevistas más comentadas y que, sin reparos, habló del simbolismo en el vestido de Bachelet. En el público, Max Vivar, el vocalista de la banda de cumbia Villa Cariño que pololea con su hija, Sofía Henríquez, y el escritor Pablo Simonetti. Bachelet sonreía post discurso, con su pelo al natural en medio de las bandejas con sopaipillas con pebre y los mini sandwich de carne mechada.

“Sé que juntos podemos hacer una humilde contribución a que las cosas anden mejor, juntos podemos ayudar a recuperar el sentido de lo político, de lo colectivo, el sentido de comunidad, por la sencilla razón de que somos demasiados los que creemos que los derechos y libertades de las personas deben ser resguardados. Que ya es tiempo de dejar de lado los estereotipos para valorar lo que cada uno decida hacer. Somos demasiados los que sabemos que es posible aspirar a tener ciudades menos agresivas, en tornos menos contaminadas, regiones con más perspectivas de desarrollo. Entonces, cómo no vamos a poder hacer algo?”, dijo Bachelet en la instancia.

También apeló a que “hoy ante nuevos desafíos proponemos un nuevo espacio para juntarnos orientado al trabajo colaborativo que se suma a lo que ya están haciendo otros centros de pensamiento y otras fundaciones del progresismo, pero centrado en particular en los anhelos y las capacidades de los ciudadanos” y remató con que cree “en la política. Creo en el valor de uno de los artes más nobles que ha creado la humanidad. Es la política, la verdadera, la que está desafiada hoy. Tenemos que reivindicarla desde la práctica. Porque sin política no hay búsqueda del bien común. No hay responsabilidades compartidas ni bases del entendimiento. Y ese es el desafío que hace suyo esta nueva fundación”.

Todo ello muy cerca de las redes sociales y muy lejos de los emblemas de la ex Concertación, que ni siquiera fueron convocados al encuentro. De hecho, en el lanzamiento recalcó que en esta fundación hay mucha gente joven, menores de 40.

Al final, aclaró su posición actual: “No pierdan tiempo en buscar candidaturas donde no las hay (…) estoy buscando otras formas de estar presente”.

Seguir leyendo