Felipe Harboe: “El éxito o fracaso de la Convención va a depender de la responsabilidad política que tengan los socialistas y el FA”

01 DE ABRIL 2022 FELIPE HARBOE CONSTITUYENTE FOTO : PEDRO RODRIGUEZ

El convencional del Colectivo del Apruebo aborda el acuerdo alcanzado por la Comisión de Sistema Político, el cual -asegura- “no garantiza una buena gobernanza”. Por lo mismo, emplaza al PS a corregirlo.




Aunque no forma parte de la Comisión de Sistema Político, el convencional Felipe Harboe (Colectivo del Apruebo) está inquieto por el devenir de la Convención Constitucional luego del acuerdo que se alcanzó en esa instancia la semana pasada.

Sobre el contenido de este -del cual su colectivo, que es minoritario dentro del órgano constituyente, se restó-, asegura que fue una “oportunidad perdida” y que espera que, en el transcurso de los días, haya apertura a modificarlo. “No existe un bicameralismo. En la práctica, es un unicameralismo maquillado. También reduce considerablemente la representación de las regiones”, acusa el ex PPD.

La Comisión de Sistema Político tuvo la posibilidad de llegar a un acuerdo transversal. Sin embargo, se restaron el Colectivo del Apruebo y la derecha. ¿Se desperdició una oportunidad?

El segundo informe es un claro avance con respecto al primero. Ahora, el diseño de un sistema político debe tener como base y objetivo principal una buena gobernanza. Lo que acordó la comisión no la garantiza, sino que más bien es producto de una negociación destinada a lograr el apoyo al interior del pleno. Es una oportunidad perdida, esto no es un acuerdo transversal.

Su colectivo se restó de las negociaciones. Fuad Chahin argumentó que se estaba formando “un engendro”. ¿Fue una decisión colectiva marginarse de las tratativas?

No, esa fue una decisión que tomó él y después nos informó. La decisión del colectivo es participar siempre, pero no vamos a suscribir un acuerdo que creemos que le hace mal al país.

Usted dijo que el acuerdo “es una transacción entre incumbentes, que no antepone la buena gobernanza”. ¿Cuáles son los puntos que identifica como críticos?

No existe un bicameralismo. En la práctica, es un unicameralismo maquillado. También reduce considerablemente la representación de las regiones. Eso es muy delicado, porque si hay algo que se requiere y que la ciudadanía está clamando es justamente la descentralización del poder. En segundo lugar, es un elemento crítico instalar la idea de la fragmentación política al igualar movimientos con partidos políticos. Tercero, el rango de porcentaje de elegibilidad es muy bajo para un sistema unicameral en la práctica (...). La mezcolanza que hicieron entre las Asambleas Regionales y la Cámara Regional la verdad es que no se entiende. Están pensando que descentralizar es dar más cargos, y no.

¿Ve margen para modificar el acuerdo?

Espero que en el transcurso de estas semanas se pudiese avanzar en conversaciones destinadas a buscar alternativas de mejoramiento del sistema.

El socialista es el colectivo que en este momento recibe más presiones, dado que cuentan con la resistencia de su propio partido. ¿Qué espera de esa colectividad con la que tradicionalmente su sector ha hecho alianzas?

No responsabilizo al PS. Lo que he planteado es que justamente por el rol que ha jugado el PS en la estabilidad política durante los últimos 40 años, teniendo a lo menos dos presidentes de la República que vienen de sus filas, llama la atención que se avance en un texto que puede generar un problema de inestabilidad institucional. Por eso es importante que se reflexione. En el fondo, si uno ve los 80 años de historia del PS, mi percepción es que el partido debiera plantear una alternativa mucho más robusta de sistema político para el país que viene. Y no tiene que ver con mantener lo que hay, sino más bien pensar en un sistema que dé estabilidad al país.

Usted dice que los socialistas no son los responsables de lo que está pasando ahora. Chahin apuntaba al FA y el PC, ¿coincide con eso?

En el PS no son los responsables, pero tienen una tremenda responsabilidad, porque son un colectivo influyente. El éxito o fracaso de la Convención va a depender del grado de responsabilidad política que tenga el Colectivo Socialista y el FA (...). Algunos del FA, porque uno observa que algunos constituyentes están en una lógica de decir: “Estoy dispuesto a conversar en la medida que tú aceptes lo que yo digo”. Cuando alguien cree que por su trayectoria académica se las sabe todas, y se le demuestra que en política está lleno de grises más que de blancos y negros, la verdad es que también hay que hacer una evaluación de la humildad necesaria para enfrentar un proceso.

En el caso de su colectivo ha estado alineado con las posturas de la derecha. Se hizo una alianza con ellos y los socialistas para hacer caer el primer informe.

Nosotros no estamos alineados con la derecha, hemos tenido propuestas claras y concretas. Si en eso coincide una parte de la derecha democrática, una parte de la centroizquierda, fantástico.

Quienes defienden el acuerdo dicen que los que critican lo hacen porque quieren mantener el statu quo y asegurar lo que ya existe.

En absoluto, porque uno puede cambiar lo que existe, actualizar la institucionalidad a un sistema de participación mucho mayor, pero no generando problemas de gobernabilidad.

Ustedes son siete votos en relación a una mayoría…

Tenemos una visión de sociedad, estamos haciendo todos los esfuerzos por socializar, por convencer y también dejarnos convencer, cuando han propuesto ideas que nos parecen adecuadas.

Si el acuerdo de sistema político queda como está ahora, ¿ustedes rechazarán en el plebiscito de salida?

Ni siquiera hemos pensado en esa posibilidad. Estamos 24/7 dedicados a tratar de aportar y sacar el mejor proyecto constitucional. Hoy día no es momento de definición de apruebo o rechazo.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.