Ciudades brasileñas cancelan celebraciones del Carnaval de 2022 por la pandemia: Río aún no lo decide

ÚLTIMA NOCHE DE CARNAVAL 2017 EN EL SAMBÓDROMO DE RÍO DE JANEIRO

La pandemia obligó a cancelar los carnavales en varias ciudades en Brasil, aunque Río aún no lo decide. Foto: La Tercera/Archivo

La medida se toma por respeto a las víctimas del Covid-19 y por el temor a una nueva ola del coronavirus. En localidades como Recife, Salvador, Río de Janeiro o Belo Horizonte se crearían comités encargados de tomar una decisión final. Aunque la tasa de ocupación en los hospitales son bajas y las cifras de contagios son esperanzadoras en comparación a las de hace meses, las autoridades siguen siendo prudentes ante el miedo a que las celebraciones puedan derivar en un aumento de los casos positivos y los decesos.




Al menos 58 ciudades brasileñas del estado de Sao Paulo han anunciado de forma conjunta la cancelación de las celebraciones del Carnaval para el próximo año debido a la situación sanitaria derivada de la pandemia de coronavirus.

Así, este será el segundo año consecutivo que en Botucatu, Sorocaba, Poá o Suzano se suspendan los multitudinarios actos en las calles, tal y como apunta el portal brasileño G1.

“Se ha decidido por unanimidad que las ciudades no realizarán el carnaval por respeto a las víctimas de la COVID-19 y por el temor a una nueva ola del coronavirus”, ha expresado el alcalde de la ciudad de Guariba, Celso Romano, municipio donde se ha celebrado una reunión de doce localidades para tratar el asunto.

Por su parte, en la ciudad de Sao Paulo las autoridades han establecido un cronograma, mientras que en otras localidades como Recife, Salvador, Río de Janeiro o Belo Horizonte se quiere crear un comité encargado de tomar decisiones al respecto.

Aunque la tasa de ocupación en los hospitales son bajas y las cifras de contagios son esperanzadoras en comparación a las de hace meses, las autoridades municipales siguen siendo prudentes ante el miedo a que las celebraciones puedan derivar en un aumento de los casos positivos y los decesos.

Además, algunas ciudades han apuntado que su situación económica les impide afrontar la inversión que supone poner en marcha el carnaval, mientras que la Secretaría de Estado de Desarrollo Regional de Sao Paulo ha señalado que las ciudades pueden decidir sobre si celebran el evento, o no, sin necesidad de informar a la administración estatal.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.