Presidente Castillo advierte que tomará “medidas” si no se respeta “voluntad popular”

Presidente de Perú, Pedro Castillo.

En un discurso en el Palacio de Gobierno, el mandatario peruano dijo que en una reunión el lunes con representantes de la OEA expresó la necesidad en Perú de forjar un equilibrio de poderes, en medio de la pugna entre el Gobierno y el Congreso dominado por la oposición. Durante el evento, dirigentes de las organizaciones sociales pidieron el cierre del Congreso y el cambio de la Constitución.


El presidente peruano, Pedro Castillo, dijo este martes que está dispuesto a dialogar con opositores que buscan sacarlo del poder, aunque afirmó que tomará “medidas” si no se respeta la voluntad popular que lo eligió para un mandato de cinco años.

En un discurso en el Palacio de Gobierno, Castillo agregó que en una reunión el lunes con representantes de la Organización de los Estados Americanos (OEA) expresó la necesidad en Perú de forjar un equilibrio de poderes, en medio de la pugna entre el Gobierno y el Congreso dominado por la oposición.

El mandatario, que asumió en julio del año pasado, afirmó además que debe realizarse una convocatoria al diálogo para abordar asuntos fundamentales del país, como la reducción de “grandes desigualdades” o la concreción de una segunda reforma agraria.

“Pero hoy debo decirles de que si no somos respetuosos de la voluntad popular, tomaremos algunas medidas juntamente con el pueblo”, señaló Castillo en el patio de casa presidencial, sin ofrecer detalles, frente a representantes de grupos sociales convocados por el líder izquierdista.

Durante el evento, dirigentes de las organizaciones pidieron en sus respectivos discursos y ante Castillo el cierre del Congreso y el cambio de la Constitución, una solicitud que se ha repetido en numerosos actos públicos en Palacio de Gobierno.

La actual Constitución, vigente desde 1993, es favorable al mercado y ha permitido al país minero registrar altas tasas de expansión económica, aunque se han mantenido las desigualdades.

Oposición y misión OEA

Los partidos de derecha en el Congreso y los empresarios en el país se oponen a la redacción de una nueva Carta Magna.

“Hay cierto sector, un minúsculo sector que emborrachados por su poder quieren hacer creer al país que los intereses de este pueblo son otros”, dijo Castillo, elevando el tono de su crítica a la oposición que según afirma busca promover un “golpe de Estado”.

La semana pasada, el primer ministro, Aníbal Torres, pidió al Congreso un respaldo o “cuestión de confianza” en torno a un proyecto oficial para facilitar “el derecho de referéndum”. Partidarios de Castillo han manifestado que la consulta popular apuntaría a la redacción de una nueva Constitución.

Si el voto de confianza es rechazado, todo el gabinete del Gobierno debe renunciar. Y de acuerdo a la Constitución de Perú, si el Congreso rechaza dos veces la “cuestión de confianza” a un primer ministro, el presidente está facultado a disolver el parlamento y convocar elecciones legislativas.

Representantes de la oposición en Perú se reunieron el martes con la misión de alto nivel de la OEA en su segundo día de visita a Lima para evaluar la crisis política.

“No existe un golpe de Estado ni manifiesto ni encubierto”, dijo Patricia Juárez, portavoz del partido de derecha Fuerza Popular, que tiene más representantes en el Congreso y está liderada por la excandidata presidencial Keiko Fujimori.

La misión de la OEA debe entregar un informe sobre Perú al consejo permanente del bloque al final de su visita a Lima.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

La iniciativa permite a cientos de niños ir al colegio en bicicleta, con la finalidad de generar consciencia a través de la entretención y la sustentabilidad.