Seis agentes de inteligencia arrestados en Venezuela por muerte de periodistas de medio digital chavista

Uno de los periodistas que fueron asesinados por agentes del Estado en Venezuela.

Los agentes pertenecen a un escuadrón creado por el presidente Nicolás Maduro y que la Alta Comisionada de la ONU para los DD.HH, Michelle Bachelet, había exigido el año pasado la disolución debido a las múltiples denuncias de violaciones de derechos humanos




Seis agentes de las Fuerzas de Acciones Especiales (FAES) de Venezuela fueron arrestados tras el asesinato de dos trabajadores de un pequeño medio de comunicación digital de línea oficialista, informaron autoridades este lunes.

Los seis “oficiales serán procesados por el presunto delito de homicidio calificado con alevosía, uso indebido de armas, simulación de hecho punible, abuso de autoridad y violación de domicilio”, informó el ministro de Interior y Justicia, Néstor Reverol, en sus redes sociales.

Al referirse a lo ocurrido como un “hecho irregular”, Reverol, que figura en la lista de funcionarios venezolanos sancionados por Estados Unidos y la Unión Europea acusados de corrupción y violaciones de derechos humanos, indicó que designó “un equipo multidisciplinario” para investigar “a fondo” los hechos.

La fiscalía venezolana abrió el domingo una investigación tras la “presunta ejecución extrajudicial” de Andrés Eloy Zacarías, de 33 años, trabajador de Guacamaya TV, un canal digital dedicado a la difusión de informaciones en pro del oficialismo, y Víctor Torres, de 29, hijo del dueño.

El Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa de Venezuela (SNTP) denunció que los asesinatos se produjeron durante “un operativo de las Faes” el 21 de agosto en la sede del canal en Cabimas, estado de Zulia.

La Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, había exigido la disolución del escuadrón creado el 14 de julio de 2017 por el presidente socialista Nicolás Maduro en medio de protestas antigubernamentales.

Son múltiples las denuncias de violaciones de derechos humanos contra esa fuerza, que van desde allanamientos ilegales en suburbios pobres, tiros de gracia, simulación de enfrentamientos, ocultamiento de autopsias y trabas para acceder a expedientes.

En septiembre de 2019 Bachelet presentó un duro informe en el que dijo documentar posibles ejecuciones extrajudiciales de las FAES. Maduro la acusó entonces de repetir “mentiras” sobre Venezuela.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.