Análisis a las vacunas que llegan a Chile

Virólogos, infectólogos y científicos analizan las ventajas y desventajas de las distintas terapias que comenzarán a llegar al país en los próximos meses.




Pfizer: La primera aprobada en Chile

Como principal ventaja, Claudia Cortés, infectóloga de Clínica Santa María, dice que es la que tiene más experiencia con personas vacunadas. También recalca que la tecnología que usa (ARN mensajero) es completamente nueva, innovadora y primera en su tipo, la que permite producirla rápidamente.

“Hace poco Pfizer dijo que si el virus mutaba, podría adaptar su tecnología a las nuevas cepas en solo seis semanas. Se pueden fabricar rápido y más barato, porque no necesita cultivo del virus”, dice Nicolás Muena, investigador de la Fundación Ciencia & Vida.

Los especialistas coinciden en que la principal desventaja es que la molécula de la vacuna es extremadamente lábil, razón por la que tiene que mantenerse a 70° bajo cero y descongelar apenas unas horas antes de su administración. Esto dificulta su traslado y almacenamiento.

Respecto de los casos de reacciones alérgicas, Muena menciona que al parecer son los lípidos que contiene los que producirían esa reacción alérgica grave.

Sinovac Biotech: Tecnología clásica y segura

Diseñada con tecnología que ocupan muchas vacunas hoy, utiliza el virus de la enfermedad para producir anticuerpos, pero inactivado y sin capacidad de infección. Todos coinciden en que se trata de una tecnología clásica y segura. “Es una plataforma usada por muchos años y en la que más experiencia hay. Es parte de las vacunas de primera generación. Lo que no sabemos es cuál es el perfil de seguridad, no se han vacunado tantas personas para que la estadística ayude a dilucidar”, dice César Bustos, infectólogo de la Clínica U. de los Andes.

Oxford/Astrazeneca: Las ventajas de usar un adenovirus

La vacuna desarrollada por la U. de Oxford, la farmacéutica AstraZeneca, ha demostrado en los estudios previos una efectividad promedio del 70%, cifra que aumenta hasta un 90% con la segunda dosis. Este porcentaje es claramente una de sus ventajas.

Como las otras vacunas que utilizan adenovirus modificado como vehículo o vector para mostrar parte del coronavirus al sistema inmune, Muena dice que estos adenovirus son seguros y muy buenas herramientas para hacer “delivery” o entrega de medicamentos. Son además, muy específicos y se pueden dirigir a distintos tipos de células.

Otro aspecto positivo que menciona este investigador es que con una sola dosis se puede conseguir una inmunidad “aceptable” del sistema inmune.

Luchsinger destaca que de acuerdo a los estudios, la respuesta inmune es más completa.

Una desventaja es que su producción demora más tiempo porque, además del cultivo, requiere el proceso de inactivación.

Janssen: Ya probada en adultos mayores

En los ensayos clínicos, Janssen se ha enfocado en reclutar a adultos mayores sin límite de edad. Para Cortés, esto significa una ventaja, porque es el grupo más afectado.

Esta vacuna usa un adenovirus, un tipo de virus que puede infectar a las personas sin producir enfermedad, modificado genéticamente para no replicarse. En su interior viaja un segmento genético de Sars-CoV-2, un gen que se codifica para la proteína Spike.

El doctor Michel Serri, infectólogo de Clínica Dávila, destaca entre lo positivo que es de solo una dosis, se ha probado en personas entre los 18 y los 85 años y que no requiere de una refrigeración y manejo distinto al de otras vacunas.

En contra, dice que al usar un adenovirus como vehículo, puede ocurrir que en las personas que se hayan infectado antes con estos virus, no tenga la misma eficacia. “Está aún en estudio si es que el poseer anticuerpos previos contra el adenovirus disminuya su eficacia”, indica.

La respuesta inmune, dice Luchsinger, es solo contra la proteína Spike (S) y no para las otras proteínas del virus.

Cansino: Más de un millón de vacunados

En China, más de un millón de personas (principalmente militares y personal sanitario) ya fueron inoculadas con esta vacuna.

Este prototipo de vector viral es similar al usado por la terapia de la U. de Oxford y AstraZeneca y la rusa de Gamaleya y es desarrollada por CanSino Biologics, el Instituto de Biotecnología de Beijing y la Academia de Ciencias Médicas Militares.

También es un adenovirus al cual se le coloca el gen que codifica para la proteína S, así que tiene la dificultad de generar anticuerpos solo contra ella y que puede haber personas que ya tengan inmunidad contra ese vector y esto genere que no se pueda hacer una buena respuesta inmune, dice Luchsinger. “Tiene una inmunidad más restringida que las vacunas que tienen el virus inactivado”, indica la especialista del Instituto de Ciencias Biomédicas (ICBM).

Serri explica que se está estudiando si en las personas que tienen anticuerpos contra el vector puede disminuir la eficacia a largo plazo de la vacuna.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.