El estudio de los lugares para cometer robos y búsqueda de droga: los detalles de la formalización por el crimen de carabinera

Tres implicados cumplirán con prisión preventiva, mientras que los otros reingresarán a la cárcel a cumplir con sus condenas pendientes.


Un planificado robo era el que tenían en mente los imputados por el crimen de la suboficial mayor de Carabineros, Rita Olivares, en Quilpué. Tanto así que, previamente, realizaron grabaciones y vigilancias en las afueras de la casa donde cometieron el último asalto, en el sector de Belloto. Su misión previa era estudiar el sitio.

Así lo reveló hoy la fiscal Mónica Arancibia, quien formalizó a Edward Fuenzalida Leiva, Miguel Axel Acevedo Tauda, Luis Martínez-Conde Riesco, Maximiliano Alexander Fuenzalida Leiva, Matías Ignacio Peralta Parra y Elizabeth Alejandra Soto Soto por el asesinato de la carabinera y robo de esa casa. La mujer, con una participación de encubridora.

La magistrada Paula Millón del Juzgado de Garantía de Quilpué, resolvió dejar con la medida cautelar de prisión preventiva para los tres acusados que no tenían condenas pendientes por cumplir.

Miguel Acevedo Tauda, Luis Martínez-Conde Riesco y Elizabeth Alejandra Soto Soto deberán cumplir con la medida de prisión preventiva, ya que el tribunal resolvió que su libertad constituye un peligro para la sociedad, además de serlo para las víctimas del robo con violencia que desencadenó el caso. Asimismo, se consignó que uno de los argumentos para la medida es que existe una alta probabilidad de fuga y que aún restan pericias para determinar las responsabilidades.

Acevedo Tauda seguirá recluido en Santiago, aunque su defensa solicitó el traslado hasta Valparaíso. En tanto, Martínez-Conde Riesco cumplirá la medida en la Unidad Especializada de Alta Seguridad de Rancagua. Soto Soto hará ingreso al módulo femenino del Complejo Penitenciario de Valparaíso.

Los otros acusados que aún mantienen condenas pendientes también serán trasladados hasta la cárcel de Rancagua.

Matías Peralta Parra para cumplir con los 6 años y 10 días restantes de delitos anteriores y Maximiliano Fuenzalida Leiva, debe hacer ingreso al penal para cumplir 16 años, dos meses y tres días.

Se dispuso del plazo de cinco meses para realizar la investigación.

Los hechos

La fiscal dijo que los cinco sujetos, tres de ellos fugados de la cárcel en 2021, conformaron “una asociación ilícita con la finalidad de cometer delitos” a inmuebles en la región. La concertación los llevó a estudiar los lugares donde cometerían los delitos. Incluso adquirieron un dron para verificar la seguridad de los inmuebles y que, por ejemplo, no tuvieran perros.

Respecto al caso de la madrugada del domingo, los cinco imputados, en compañía de otros sujetos, se movilizaron cerca de la 1 de la mañana en un auto de propiedad de la hermana de Miguel Acevedo Tauda. Portaban guantes, gorros y estaban armados con pistolas y revólveres. Escalaron el cierre perimetral, lo rompieron y una vez en el lugar comenzaron a pedir dinero y droga. Golpearon a los residentes de la casa, de propiedad de un feriante, y se llevaron $1.300.000 en dinero en efectivo, varios anillos y las llaves de una camioneta. El robo fue avaluado en $7.800.000.

Carabineros llegó al lugar alertado por los vecinos, momento en que los asaltantes se dieron a la fuga en un auto. Primero llegó una patrulla policial y luego el móvil donde estaba la suboficial mayor Olivares. Los carabineros se percataron de un auto que huía con velocidad y lo siguieron. Los asaltantes efectuaron disparos contra Carabineros. Olivares intentó bajar del auto, pero una bala llegó en su cabeza, en la región parietal derecha. Le costó la vida.

Otros uniformados comenzaron a disparar contra los asaltantes, que se fugaron. Edward Fuenzalida Leiva fue detenido, escondido entre la vegetación del sector. Tenía un cartucho de arma de fuego vacío.

Gran cantidad de municiones

La fiscal señaló que Maximiliano Alexander Fuenzalida Leiva y Matías Ignacio Peralta Parra fueron detenidos en el domicilio de Elizabeth Alejandra Soto Soto. Ahí se requisaron varios artículos ilícitos: una escopeta con número de cierre borrado, dos pistolas, una de origen argentino, gran cantidad de municiones de distintas armas, cocaína, artículos electrónicos y joyas.

Además, se encontró gran cantidad de dinero de diversos países, como Noruega, Brasil, Estados Unidos, México, Canadá, entre otros.

La fiscal Mónica Arancibia acusó que la mujer mantenía en su domicilio a Fuenzalida Leiva y Peralta Parra conociendo lo ocurrido.

El Ministerio Publicó formalizó los delitos de asociación ilícita, robo con intimidación y violencia, homicidio consumado de funcionario de carabineros, homicidio frustrado contra tres carabineros, porte de arma de fuego. Por su parte, Soto Soto fue formalizada como encubridora de robo con violencia y homicidio. Asimismo, la mujer y los dos últimos detenidos fueron formalizados por tenencia de arma de fuego prohibida y tráfico de drogas.

Abogado defensor acusa agresiones a imputados

El abogado de la Defensoría Penal Pública, Matías Bustos, acusó agresiones por parte de funcionarios de la PDI hacia Fuenzalida Leiva y Peralta Parra.

Según dijo el profesional, los sujetos acusaron que, mientras estaban en el cuartel de la Policía de Investigaciones, “fueron golpeados reiteradamente”.

“Hay lesiones visibles en sus manos, me las exhibieron. Trataron de doblarles los dedos, pidiéndoles que dieran más nombres y dieran el paradero de elementos del ilícito que se investiga”, alegó.

“Los imputados están incluso con temor de que esas agresiones continúen”, dijo el abogado. La jueza Paula Millon Lorens declaró legal la detención y señaló que los acusados podían denunciar estos hechos.

¿Quién disparó a la carabinera?

El abogado defensor Sergio Vilca, que representa a Edward Fuenzalida y Miguel Acevedo, citó la declaración de Luis Martínez-Conde para alegar que sus defendidos no dispararon contra la carabinera.

Martínez-Conde señaló en su declaración que de las seis personas que habrían participado del asalto, cuatro portaban armas. Edward Fuenzalida y Miguel Acevedo portaban armas revólveres calibre 38, según ese relato. Vilca dijo que el día de los hechos se encontraron dos revólveres en el sitio del suceso: uno a fogueo y otro real.

Maximiliano Fuenzalida y Matías Peralta habrían portado armas de 9 milímetros. Según el abogado, la herida mortal que recibió la carabinera era justamente de ese calibre.

“El calibre 38 no coincide con el proyectil alojado en el cuerpo de la sargento Olivares”, dijo el profesional, y agregó que una de las armas incautadas a los detenidos del martes es 9 milímetros.

El abogado agregó que, según Luis Martínez Conde, quien habría disparado a la carabinera fue Maximiliano Fuenzalida. El imputado aseguró que ese día iba junto a Matías Peralta y se encontraron con Maximiliano Fuenzalida tras el escape. Según él, Fuenzalida dijo: “Me tercié de frente con la paca, que se bajó de copiloto de la patrulla y le tuve que disparar”.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

Imperdibles