Intendencia RM estima en más de $ 12 mil millones tareas de reconstrucción

RECORRIDO EN TOQUE DE QUEDA

FOTOS: PATRICIO FUENTES Y./ LA TERCERA

De las 52 comunas de la Región Metropolitana, 47 registraron daños a la propiedad pública en el contexto de las manifestaciones. Las más afectadas han sido La Florida, Santiago, Puente Alto, Ñuñoa, La Cisterna y Huechuraba.




Señaléticas como los Ceda el Paso o discos Pare, basureros, vallas, lomos de caucho, cámaras de vigilancia, luminarias y fachadas. Todos esos son algunos de los ítems que las municipalidades han catastrado con daños durante estos días de manifestaciones sociales.

La información respecto de la propiedad pública fue recabada por la Intendencia de la Región Metropolitana desde el viernes 18 hasta el 30 de octubre, con datos entregados por los directores de la Secretaría Comunal de Planificación (Secpla) de cada municipio. Además, el pasado lunes 28 el gobierno regional sostuvo una reunión con los municipios para abordar, entre otros temas, los desmanes.

En total, la cantidad estimada como necesaria para la reconstrucción y reparación en 47 de las 52 comunas de la RM es de $ 12.637 millones.

Los daños van desde los $ 4 millones hasta otros por sobre los $ 1.800 millones (ver infografía). El catastro no considera locales comerciales ni otros daños a la propiedad privada.

Respecto de dónde se obtendrán los fondos, el intendente de la Región Metropolitana, Felipe Guevara, explicó que "del total, $ 5.500 millones los va a poner el gobierno regional de los fondos de emergencia".

La autoridad añadió que "los otros millones los va a disponer la Dirección de Presupuestos (Dipres), que ya están comprometidos. La primera quincena de noviembre vamos a transferir este dinero".

Entre las comunas que tienen infraestructura dañada por sobre los $ 1.000 millones están La Florida, Santiago, Puente Alto y Ñuñoa.

En el caso de La Florida, lo estimado en gastos para reconstrucción de mobiliario público representa un 2,8% del presupuesto 2019 de su municipio. En Santiago, en tanto, equivale a un 1%, en Puente Alto a un 1,2% y en Ñuñoa a un 1,8%.

Si bien las autoridades municipales lamentan los destrozos, son enfáticos en señalar que los desmanes no son parte de las protestas pacíficas realizadas por los ciudadanos y que comprenden las demandas sociales.

El alcalde de La Florida, Rodolfo Carter, afirmó que la Av. La Florida, Vicuña Mackenna y Departamental "fueron arrasadas por los desórdenes". Indicó que "la gente tiene derecho a opinar y protestar, pero la destrucción es contraria a la democracia".

Según informaron desde el municipio de Puente Alto, la cifra de destrozos está en evolución. Por ejemplo, la semana pasada se destruyeron 20 cámaras de seguridad (de $ 12,5 millones cada una) y 96 luminarias led, avaluadas en $ 520 mil, sin incluir la mano de obra de instalación.

Juan Pablo Flores, director de la Secretaría Comunal de Planificación de Ñuñoa, indicó que de los principales daños en la comuna, cerca del 47%, están en las luminarias de los semáforos y se concentran en sectores como la Rotonda Grecia, Plaza Ñuñoa, Chile España, Pedro de Valdivia con Irarrázaval y la Plaza Egaña.

En San Bernardo, su alcaldesa, Nora Cuevas, expresó que "si bien hubo grandes daños en una comuna de una gran extensión, con el paso de los días las personas se han manifestado pacíficamente, entendiendo lo legítimo de sus demandas".

En relación al movimiento social, el alcalde de Estación Central, Rodrigo Delgado, señaló que "son petitorios justos que van a tener una repercusión en el quehacer municipal, como una redistribución más equitativa en los recursos (...). Uno comparte el fondo y gran parte la forma, lo que uno no comparte es el vandalismo".

En otra comuna que también tiene infraestructura pública destruida, como Renca, el alcalde Claudio Castro manifestó que los destrozos se concentraron entre el sábado 19 y el lunes 21, principalmente en luminarias, brazos peatonales y algunos paraderos.

En esto coincidió Mauro Tamayo, jefe comunal de Renca. "Los saqueos duraron hasta el día lunes de la semana pasada, incluso los vecinos se organizaron mucho, ha sido una oportunidad de diálogo ciudadano. Sigue habiendo barricadas, pero cada vez menos", dijo.

En La Pintana, la alcaldesa Claudia Pizarro separó las protestas pacíficas de otras situaciones, como los saqueos. "Las manifestaciones se han realizado con absoluta civilidad. Distinto es ir a quemar y destruir".

En cuanto a los fondos que destinará el gobierno regional, desde Providencia señalaron que no los usarán, sino que será absorbido por el municipio con cambios presupuestarios, por ejemplo, dejar algunos eventos.

Situación en Valparaíso y Concepción

No solo en la Región Metropolitana se han registrado destrozos. En las grandes ciudades, como Valparaíso, elaboran un plan de reconstrucción -tanto de infraestructura pública como privada- de $ 19 mil millones, con el fin de reparar edificios patrimoniales y locales comerciales, como hoteles, restaurantes y otros servicios. De momento, desconocen cuánto es el gasto de reconstrucción en mobiliario municipal.

En Viña del Mar, en tanto, contemplan $ 5 millones para reparar el Edificio Consistorial.

Más al sur, en Concepción, los daños ascendían, hasta el sábado, a $ 652.040.742, distribuidos en semáforos, señaléticas, alumbrado público, bancas, papeleros, cámaras de vigilancia y daños en pavimento y rejillas.

El alcalde, Álvaro Ortiz, afirmó que "esperamos obtener recursos por parte del gobierno".

Click en la infografía para ampliar

Comenta