La funcionaria de la salud que marcó a Gorbea

La ceremonia fúnebre se efectuó en Lastarria, Región de La Araucanía. Foto: Agenciauno

Lorena Durán, de 42 años, es la primera trabajadora del sector sanitario que fallece a consecuencia del coronavirus.




“Éramos compañeras de trabajo y todos teníamos la esperanza de que se iba a recuperar, confiábamos ciento por ciento, ella era una luchadora, pero esta enfermedad es muy complicada”, expresó Ariela Muñoz, funcionaria del Centro Comunitario de Salud Familiar (Cecosf) de la localidad rural de Lastarria, en Gorbea.

Frases similares se repitieron este miércoles, una y otra vez, en esta pequeña comuna de 14 mil habitantes, ubicada al sur de La Araucanía, e incluso más allá de sus fronteras. Aludían a Lorena Durán Herrera, de 42 años, quien se desempeñaba en el área administrativa de aquel centro, y que este miércoles falleció producto del coronavirus, tras estar un mes internada en la UCI del Hospital Regional de Temuco. Con ello, se convirtió en la primera funcionaria del área de la salud víctima de la pandemia.

El deceso lo comunicó oficialmente el municipio, donde destacaron “su abnegación y preocupación por el trabajo y por todos”.

El caso también se abordó desde la esfera del gobierno. Durante el punto de prensa para el balance de personas contagiadas, el subsecretario de Redes Asistenciales, Arturo Zúñiga, explicó que “Lorena luchó más de 30 días en el Hospital de Temuco”, y envió las condolencias de parte del Ejecutivo a sus hijas, a su esposo y a sus compañeros de trabajo.

La autoridad agregó que “quiero agradecer, en nombre de todos los ciudadanos, de todos los chilenos, que vemos en ti reflejado el esfuerzo diario que hacen los más de 300 mil trabajadores de la salud para enfrentar de buena forma esta pandemia, arriesgando su propia salud”.

También subrayó que Lorena “se contagió fuera de su lugar de trabajo”.

Durante la jornada, el Presidente Sebastián Piñera también expresó sus condolencias a través de su cuenta de Twitter. “Lamento profundamente la muerte de Lorena, primera funcionaria de la salud en perder su vida por el coronavirus. Ella luchó por su vida y también salvó la de muchos compatriotas. Mi reconocimiento y gratitud para ella y todos los que arriesgan sus vidas para proteger las nuestras”, escribió el Mandatario.

Nadie sabe cómo

Ariela Muñoz, la auxiliar de enfermería que era compañera de Lorena, contó que “nadie sabe muy bien cómo y dónde se contagió (...) Comenzó con dolor de cabeza y todo se agudizó”.

Desde la Confederación de Funcionarios de la Salud (Confusam) manifestaron que “el deceso de Lorena es un llamado de alerta para todos los trabajadores de la salud, es un testimonio dramático del riesgo al que estamos sometidos; riesgo que se ve agravado ante la permanente falta de equipos de protección”.

La ceremonia fúnebre se efectuó en el Cementerio de Lastarria, donde se autorizó el ingreso de su familia y cercanos. Muchas personas del pueblo la acompañaron desde afuera.

Comenta