Marcos Contreras, abogado del suspendido fiscal Arias: "Él no va a renunciar antes de conocer la decisión del fiscal nacional"

MarcosContrerasWEB

En los próximos días, Jorge Abbott decidirá si abre un proceso de remoción en contra del persecutor por violación de secreto y delito informático. La defensa de Arias cuestionó los plazos de la investigación y su reapertura.




En los próximos días, el fiscal nacional, Jorge Abbott, resolverá si abre un proceso de remoción en contra del suspendido fiscal regional de O'Higgins, Emiliano Arias, tras la formulación de cargos por parte del fiscal Alberto Ayala, quien llevó a cabo la indagación administrativa. El fiscal Arias será, además, formalizado en la arista penal por violación de secreto este viernes 27. Su abogado, Marcos Contreras, se refiere en entrevista con La Tercera a ambas investigaciones.

El fiscal nacional decidirá la apertura o no del proceso de remoción en contra de Arias. ¿Qué determinación esperan?

Esperamos que se tome una decisión rápida. No estamos conformes con cómo se ha desarrollado el proceso, principalmente, por la cuestión temporal. Es un proceso que se ha dilatado más de la cuenta. El proceso de investigación a un fiscal regional tiene plazos muy acotados, que en esta oportunidad se han prorrogado varias veces. Lo que nos parece más delicado, en vista de que queremos una resolución rápida y que esto se discuta en tribunales, es que el fiscal investigador, Alberto Ayala, ya propuso cargos para formular una sanción y el fiscal nacional, al parecer, no quedó conforme con eso y ordenó la reapertura de la investigación. Esto no está contemplado en la ley ni en el reglamento respectivo.

¿Cómo interpreta esta acción del fiscal nacional?

Parece más o menos evidente que los cargos formulados por el fiscal Ayala no parecen suficientes para el fiscal nacional. Esto nos llama mucho la atención, porque el fiscal Ayala fue designado por Abbott y llevó a cabo una investigación muy puntillosa, con decenas de testigos, con varios meses de trabajo. Después de eso solo formula tres cargos muy menores. Lo que uno pensaría es que la reapertura está pensada para encontrar nuevos cargos, lo que nos parece muy llamativo.

Pero es evidente que no hay conformidad con el proceso...

Así es. Además de la reapertura de la investigación, en las últimas copias de la carpeta administrativa nos encontramos con que una testigo dio cuenta de presiones y preguntas indebidas de las que fue objeto por parte del investigador penal, fiscal Eugenio Campos, y el administrativo. Eso nos parece de la mayor gravedad. Como operador del sistema, me parece que es completamente necesario que el Ministerio Público investigue la veracidad de esas acusaciones, para disipar cualquier duda en cuanto a la objetividad de los juzgadores.

De iniciarse el proceso de remoción, ¿existe confianza en que la Corte Suprema decida en su favor, considerando que hace pocas semanas el tribunal expulsó a dos jueces de Rancagua en un proceso que estuvo marcado por las críticas al fiscal Arias?

Estamos esperando esa instancia para rebatir cada una de las acusaciones. Creemos que la Corte Suprema es el órgano que por definición garantiza la mayor imparcialidad en el sistema.

Se ha especulado con la posible renuncia del fiscal Arias antes de la decisión de Abbott...

Él está completamente enfocado en su defensa administrativa y penal. No hemos conversado de su salida, porque estamos abocados en esto. Es algo que en su momento él resolverá en función de los resultados de las investigaciones. Pero el fiscal Arias no va a renunciar antes de conocer la resolución del fiscal nacional.

Además del proceso administrativo, viene la formalización del proceso penal por violación de secreto. ¿Cómo van a abordar esta causa?

Solicitaremos el sobreseimiento definitivo en algunas de las aristas que han sido investigadas en sede penal. El mismo resultado del sumario permite desvirtuar desde ya varias imputaciones que se han ido investigando. Se lo ha imputado por cualquier cosa que se denuncia en su contra, y solo está vigente en términos de formalización la supuesta filtración del documento interno. La estrategia es obtener el sobreseimiento definitivo de aquellas imputaciones que no son objeto de la formalización.

El eventual tráfico de influencias acusado por el fiscal Sergio Moya no ha prosperado. ¿Cómo lo toman?

Es uno de los cargos que no fue estimado en materia administrativa. Nos parece de los cargos más graves, y pese a que se hizo desfilar a las principales autoridades del país, no se tuvo por configurada.

Comenta