Gestos de Piñera a Evópoli incomodan a Chile Vamos

En acto del partido, ex mandatario dijo que “aquí veo a tres cuartas partes de nuestro futuro gobierno”. RN transmitió molestia al comando.

Inconveniente e injusto. Así calificaron ayer, en privado, dirigentes de Chile Vamos el episodio generado la noche del martes por el candidato presidencial del bloque, Sebastián Piñera, en la cena por el quinto aniversario de Evópoli.

“Qué partido elige seis diputados y dos senadores en su primera elección. Yo diría que Evópoli es un partido precoz (…). Aquí yo veo a la mitad de nuestro gobierno y a tres cuartas partes de nuestro futuro gobierno”, fueron las palabras de Piñera en el Estadio Italiano, frente a unas 250 personas, las que provocaron “incomodidad” en RN y en la UDI.

El presidente de RN, Cristián Monckeberg, por la mañana, transmitió sus reparos al comando presidencial. ¿La razón? En la colectividad califican de “inconveniente” el crédito que se le dio, a cinco días de las elecciones, a un partido “pequeño” como Evópoli. Sobre todo, dicen, porque la campaña territorial ha sido liderada por RN y la UDI. No es conveniente, añaden, que el propio Piñera abra el tema de los eventuales cargos en el gobierno. De hecho, recuerdan la polémica que se dio un día antes de la primera vuelta, cuando la presidenta de la UDI, Jacqueline van Rysselberghe, pidió públicamente presencia en un eventual comité político de ministros. Asimismo, lo ven como “injusto”, pues en los años 90, en sus primeras elecciones, RN logró 32 diputados y la UDI 14, un resultado superior a Evópoli.

Integrantes del comando agregaron a ese diagnóstico que el contexto de las palabras no había sido “prudente”. Otros, en tanto, le restaron relevancia dado el “relajo” de la instancia en que se dieron las afirmaciones del ex mandatario.

En el almuerzo de los senadores de RN, ayer, algunos transmitieron su “incomodidad”, pese a que, agregan, no fue un “gran tema”. Consultado al respecto, Andrés Allamand dijo, en tono distendido: “Si hubiera ido a RN habría dicho una frase parecida y si hubiera ido a la UDI, lo mismo. Entonces, va a tener que hacer un ajuste matemático para que le quepan todos en los cuatro cuartos”. Su par Baldo Prokurica añadió que “las heridas o susceptibilidades se verán después de la segunda vuelta”.

Los dichos de Piñera cristalizaron la incomodidad que venía hace días en parte de los dirigentes del bloque sobre el rol de Evópoli. De hecho, en el equipo del ex precandidato presidencial Manuel José Ossandón optaron por restarse de la franja televisiva -solo apareció en un capítulo- luego de que, dicen, la estrategia digital fuera “capturada” por el partido que fundó Felipe Kast.

La verdadera pugna, comentan en Chile Vamos, es quién de las tres cartas presidenciables -Ossandón, José Antonio o Felipe Kast- se coronará con un eventual “triunfo” el domingo tras el rol jugado en la campaña de segunda vuelta.

Jornada en San Fernando

Una salida de dos días, en tanto, planificó para mañana la directiva de Evópoli -liderada Francisco Undurraga- en San Fernando entre los ocho parlamentarios electos. El objetivo, dicen, es fijar los objetivos legislativos que tendrán desde el próximo periodo y, en ningún caso, recalcan, “repartir cargos”. “Esperamos trabajar codo a codo con las diferentes bancadas y a eso estamos abocados hoy. El domingo esperamos ganar y una vez que tengamos el gobierno liderado por Sebastián Piñera nos pondremos a disposición de él para lo que estime conveniente”, comentó Undurraga.

Consultado acerca del guiño de Piñera, Undurraga respondió: “Fue una justa retribución a la lealtad de Evópoli. Fuimos adversarios en las primarias, pero siempre constructivos y nos incorporamos con toda la fuerza al comando”. Mientras, en privado, otros dirigentes lo toman como un retribución por “el maltrato” que vivieron en la negociación parlamentaria.

Seguir leyendo