Metro cuadrado, la ópera de Nayra Ilic, se estrena el 26 de mayo

La cinta, sobre la intimidad de una pareja, se exhibirá en el Centro Arte Alameda.




Metro cuadrado, la ópera prima de la directora Nacional Nayra Ilic, -que ya tuvo su debut internacional en el Palm Spring International Film Festival-, se estrenará este 26 de mayo en el Centro Arte Alameda.

La cinta ganó el XVI Festival Internacional de Cine de Valdivia cuando aún estaba en proceso de ser terminada y obtuvo una Mención Especial del jurado en Sanfic V.

La cinta cuenta la historia de Francisca (Natalia Grez), una joven que acaba de mudarse a un departamento junto a su novio Andrés (Álvaro Viguera). Mientras desembala y construye su nueva vida en pareja, se va enfrentando de a poco a la propia desconstrucción de sus sentimientos.

"Tenía la idea de hacer la historia de una pareja que por coincidencias de la vida les tocaba vivir juntos en un departamento y así se enamoraban. Actuarían una pareja de amigos que justamente viajaban a París, pero no viajaron y después se separaron", cuenta la realizadora sobre la idea original que nació mientras ella vivía en Francia; y añade: "A mi regreso decidí hacerla de todas maneras, pero ya la historia no era la misma ni tampoco los actores. Ya no era sobre el amor y los encuentros si no que lo contrario".

La directora define esta película como "una intromisión a la vida cotidiana de una pareja, en donde la relación de cada uno con sus espacios personales, dialogan y se confrontan con los espacios personales del otro". Agregando que por lo mismo es "mirar como voyerista la relación de pareja y lo que los rodea, tratando de acercarse como un testigo sutil en la intimidad de éstos".

La cinta, también ganadora del Fondo de Fomento Audiovisual 2011, del concurso L90 Cine Digital, cuenta con figuras de la talla de Boris Quercia, Fernanda Urrejola, Consuelo Holzapfel, la participación especial de la cantante pop NEA entre otros.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

Las "piedras del hambre" solo son visibles cuando los niveles del agua son extremadamente bajos, y llevan mensajes escritos por los antepasados alertando tiempos de pobreza, carencia y hambruna producto de la falta de agua.