Cierre de pasajes y calles

simulacro-robo-en-casa-habitada



SEÑOR DIRECTOR

Un grupo de alcaldes han presentado al Ejecutivo un proyecto de ley para cerrar pasajes y calles por motivos de seguridad ciudadana. Esta manera de interpretar y escuchar el sentir de sus vecinos demuestra una vez más que los ediles ponen más oído al clamor de la gente de su comuna y que están dispuestos a salir en su ayuda con proyectos concretos como éste.

La paradoja es que en estos momentos está en último trámite legislativo en la Cámara de Diputados una modificación a la Ley de Copropiedad Inmobiliaria, en la que en un uno de sus artículos propicia exactamente lo contrario, al exigir que los condominios privados -de un cierto tamaño- deban permitir el libre tránsito por su interior, aún por calles que son privadas.

Esto es la mejor demostración de que los que escriben las leyes son de esos, como decía el anuncio, “y yo ni siquiera me moví de mi escritorio”.

Lo menos que pedimos los contribuyentes es que quienes redactan las leyes y quienes las promulgan, las lean y tengan la sensibilidad de los alcaldes, que aun tratándose de bienes nacionales de uso público, solicitan cierres que protejan a sus ciudadanos, lo que los legisladores ni siquiera piensan. Así estamos y no veo cómo mejorar nuestro sordo sistema legislativo para que, si aún es tiempo, no se apruebe el mencionado artículo.

Yves Besançon Prats

Past president de la Asociación de Oficinas de Arquitectos (AOA)

Comenta

Imperdibles