En compás de espera




SEÑOR DIRECTOR:

Cuando asume un nuevo gobierno, se habla de lo clave que son los primeros 100 días. Ahí es donde se da a conocer a la ciudadanía la fuerza y dirección del timón de quienes están mandatados a guiar el buque. Se habla también de la “luna de miel” de la que supuestamente gozan los mandatarios en esa fase, disfrutando de esa etapa temprana de enamoramiento hasta que la rutina de la relación le quita toda magia.

Pero, en el caso de las actuales autoridades, estamos ante una relación que parece estar en compás de espera hasta el 4 de septiembre. Es como si recién ahí fuésemos a conocer el real rumbo de la navegación. Y si bien el panorama con el que se encontró el gobierno es más que adverso, llevamos 100 días donde cuesta encontrar certezas en la hoja de ruta -con escasas iniciativas legislativas-, ni medidas concretas para enfrentar las grandes preocupaciones de la ciudadanía: seguridad, inflación y desempleo.

El sector que representamos, que entrega trabajo a más de un millón y medio de personas, ha sido uno de los más afectados con la espiral de violencia y la creciente informalidad, y vemos con desazón como los comerciantes son abandonados a su suerte, tampoco sin medidas que fomenten la inversión ni la creación de nuevos puestos de trabajo. La dificultad de la puesta en marcha ha sido la tónica y contrasta fuertemente con la promesa de esperanza y unidad. Por el contrario, se percibe una confrontación exacerbada, un clima de división e incertidumbre y, en general, expectativas que se ven difíciles de encauzar.

Como ciudadanos y comerciantes valoramos los esfuerzos que se han realizado para intentar controlar la inflación. No esperamos soluciones mágicas en 100 días, pero sí esperamos lo que el resto de la ciudadanía espera: que nuestras autoridades cumplan con el mandato que se les entregó el 11 de marzo, porque la luna de miel pasó hace rato y duró muy poco.

Ricardo Mewes Schnaidt

Presidente de la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo de Chile

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.