La historia detrás del joven travesti de la franja: agresor puso la denuncia en Carabineros y comando del Rechazo asegura veracidad del testimonio

Ayer causó revuelo el relato de un trabajador sexual que contó que decidió no denunciar a un cliente que le disparó con una escopeta. Desde agrupaciones de la diversidad sexual afirmaron que ello generaba impunidad en los delitos de odio. En la causa radicada en el Juzgado de Garantía de Talca tanto la víctima como el agresor reconocieron la agresión, pero este último afirmó que fue en defensa personal, luego de haber sufrido una supuesta lesión con un arma blanca.


No salir a responder. Ese era, hasta las 14.00, la postura que se habían auto impuesto en el comando de Chile Vamos, Republicanos y organizaciones civiles por el Rechazo (denominado “Franja Ciudadana por el Rechazo”) respecto de los cuestionamientos que se originaron a raíz de la franja de ayer. En ella se podía ver el testimonio de Alejandro (o Matilde, según su nombre artístico) un joven travesti y trabajador sexual que fue atacado por un escopetazo de un cliente que le debía dinero. En ese registro audiovisual, comentó que no quiso denunciarlo para no afectar al hijo del cliente y que su papá fuera a la cárcel. “Fue como mi primer acto de amor”, relató.

“Un homicidio frustrado no puede quedar impune. Exigimos disculpas públicas a los líderes del rechazo por el video que aparece en su franja. Reiteramos: No denunciar un delito, no es ‘acto de amor’”, reaccionó mediante un video la Fundación Iguales, en el que aparece su directora Isabel Amor.

La polémica escaló aún más luego de que el Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh) denunciara en Twitter que el testimonio supuestamente sería falso. Esto, luego de compartir una entrevista en que el joven afirmaba que se dedicaba a la actuación. “Ahora me estoy dedicando a la actuación. Prontamente van a ver un proyecto que estoy haciendo con una productora por el tema de la Constitución. Ahora en agosto se va a lanzar”, decía en la oportunidad.

Sin embargo, el comando del Rechazo reaccionó afirmando que el testimonio fue verdadero y entregó a La Tercera una serie de documentos que lo acreditan, entre ellos, datos de la causa penal que se abrió el 2020 por el ataque, radicada en el Juzgado de Garantía de Talca. No obstante, según se puede ver esa causa en el Poder Judicial, la situación tiene más contexto del que se menciona en la franja.

El atacante -quien fue que hizo la denuncia ante Carabineros- fue formalizado el 29 de octubre de 2020, un día después de la agresión. En el documento se detalla que Alejandro o Matilde se acercó al agresor “con intención de cobrarle un dinero, al momento de llegar fue repelido por el Imputado quien de manera violenta y contando con un arma idónea, procedió a sacar desde su casa habitación una escopeta marca Sarssimal, modelo M204 Hunter, calibre 12, con la cual repelió la acción de la víctima, manifestándole que se retirara y comenzando a dispararle, causándole daños en el vehículo (...) posteriormente el Imputado se le acercó manifestándole literalmente que le iba a mandar un tiro en la cabeza, procediendo posteriormente a dispararle causándole los daños al vehículo consistentes en el parabrisas todo fracturado y resultando la víctima con motivo de esta acción con una lesión en su brazo izquierdo, específicamente una fractura en su antebrazo izquierdo expuesta 3A, de carácter clínicamente grave”.

En la misma acción judicial, el agresor afirmó que conoció a la víctima debido a que éste era entrenador personal de su esposa, pero que luego comenzó un proceso de acoso, en que el aparecido en la franja, según la defensa del atacante, “envía un mensaje vía WhatsApp al teléfono de mi mandante, ese mensaje contenía un video erótico del señor Merino Cardenas, el cual fue visto por una hija de mi mandante”. En la misma acción judicial, el atacante acompañó una serie de mensajes de WhatsApp en que Alejandro lo amenazaba. “A ver qué dicen las mujeres de que te gustan los hombres (...) Hasta a tu oficina iré. Hacerte show. Me las vas a pagar bien pagadas”, decía uno de los textos que se presentaron como evidencia.

Luego, el atacante acompañó una serie de afiches en que el ahora rostro de la franja del Rechazo pegaba en la calle con una foto del agresor: #PagalealProstituto. Incluso se acompañaron fotos de la víctima pegando los afiches en la calle. “Horas más tarde se dirige a la casa de mi mandante, donde llega supuestamente a buscar unas pesas, mi mandante le abre el portón y este sujeto comienza amenazar a mi representado con un arma blanca y comienza a gritar todo tipo de groserías”, relató la defensa del atacante. Por esos hechos, le puso una querella por amenazas y lesiones leves.

Agregando que “le pide que se retire del lugar para ello, se acerca al sujeto y este se le avalanza con un arma blanca a cortar la cara de mi representado, hecho que materializa al costado derecho de la cara quien al sentir el corte en su cara corre hacia el interior de su casa, toma una escopeta cargada de balines de goma y dispara al aire, solicitando al señor Merino Cardenas que abandone el lugar, este no hace caso a la señal de advertencia y continúa amenazando con el cuchillo en la mano”.

En ese sentido, se relató que “mi mandante dispara contra el auto de Merino Cardenas, lamentablemente Víctor Merino pone su mano para evitar su brazo para evitar daños al automóvil y estos disparos le impactan en el brazo izquierdo”.

Luego, con fecha 31 de marzo de este año, la fiscal adjunta de Talca, Ángela Ávila, comunicó el cierre de la investigación y relató que Alejandro / Matilde “llegó al domicilio del imputado, quien no salió al exterior del inmueble, pese a los numerosos llamados que hizo la víctima. Transcurridos unos minutos se retira del lugar, regresando a su vehículo, el cual condujo y luego de avanzar aproximadamente 1 kilómetro y medio, se detuvo en la vía pública, percatándose que movilizado en una camioneta lo había seguido el imputado, quien transportó y portaba consigo un arma de fuego”, quien luego procedió a dispararle en la vía pública. Por esos delitos, la fiscalía pidió 7 años de presidio mayor, y la causa actualmente se encuentra en preparación de su juicio oral. Además, la víctima se hizo parte de la causa y pidió una indemnización económica.

Según comentaron en el comando, Merino se les acercó a ellos para contar su historia y que en ningún momento el relato fue pauteado ni menos pagado. En el sector, en todo caso, son conscientes de que el joven está siendo “atacado” en las redes sociales por su testimonio, por lo que se contactaron con él durante la jornada y afirmaron que no quieren no seguir exponiéndolo.

De todas maneras, en privado quienes han estado a cargo de la franja hicieron una autocrítica respecto del contenido transmitido. Y durante la noche, el propio aludido difundió un video en redes sociales en que aseguró que su historia era verdadera.

Comando decide no repetir el video

Las palabras provocaron molestia en los propios dirigentes de derecha. De ahí que el comando de la Franja Ciudadana por el Rechazo adoptó una decisión: no volver a presentar el capítulo en otros episodios de la franja.

Las críticas provocaron que finalmente el comando debiera pronunciarse con una minuta que se difundió a los medios. “Valoramos el testimonio que de manera voluntaria y libre nos entregó Alejandro/Matilde, como parte de la Franja Ciudadana por el Rechazo (...) Al igual que en otros casos incluidos en nuestra franja de personas que manifiestan su opción por el rechazo, el de Alejandro/Matilde ha dado lugar a que sea blanco de múltiples ataques y descalificaciones”, consignó el comando.

Y agregaron que “hemos solicitado no emitir nuevamente el testimonio, teniendo en mente no revictimizar a quien solo quiso compartir su historia. Por lo mismo este martes se emitirá por última vez, ya que fue entregado al CNTV hace tres días. Lamentamos que alguien que solo quiso contar su testimonio de vida, y sus decisiones personales, junto al contexto en que las tomó, sin ningún ánimo de dar lecciones se vea sometido a este nivel de agresiones. Esperamos que el nivel del debate y de los argumentos en esta campaña, busquen informar y no descalificar a quienes participan de él”.

En otros círculos políticos de la derecha también generó roces. El tema se esperaba tocar en la comisión política de RN hoy, mientras que algunos dirigentes de las directivas de Chile Vamos pensaban que había sido un error el testimonio. Incluso desde los integrantes de la sociedad civil que están apareciendo en la franja del Rechazo hubo opiniones críticas internas.

“Hay que denunciar todo por supuesto, también las autoridades tienen que hacer la denuncia cuando vean algún delito (...) pudo haber sido una equivocación, pero lo que estamos sacando adelante es el profundo amor que tenemos por Chile, porque creemos que esta Convención se hizo con el sentimiento equivocado que es la rabia”, dijo Claudio Salinas, de la Casa Ciudadana por el Rechazo.

Orellana: “Señal preocupante”

La polémica llegó a La Moneda. Tras la habitual reunión de los lunes entre el comité político y los partidos oficialistas, la ministra de la Mujer, Antonia Orellana, criticó la pieza audiovisual afirmando que ésta es una “señal preocupante”.

“Queremos expresar nuestra preocupación por el tono en el debate público desde ayer, nuestro país ha hecho esfuerzos consistentes desde el año 2013 por aumentar la representación jurídica para la población LGBTQA+ ante denuncias de agresión, discriminación a partir precisamente de la promulgación de la Ley Zamudio”, dijo la ministra.

“Creemos que es una señal preocupante el que se llame a no denunciar porque precisamente las cifras que manejamos gracias a las encuestas de la Subsecretaría de Prevención del Delito es que las personas de la comunidad no se atreven a denunciar, por distintos motivos, por temor a la discriminación y nos parece sobre todo que relativizar agresiones tan graves, aunque sean ficcionadas, como una que podría haber terminado en homicidio es preocupante”, cerró.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.

Eleanor Woods, de 12 años, creo una mochila alimentada con energía solar y un dinamo, que es capaz de filtrar eficientemente el aire.