Comienza a operar el primer “ecoetiquetado” para productos que promuevan el reciclaje de sus envases

reciclaje

Desde empresas del sector alimentos hasta del rubro cosméticos son algunas de las que participan en esta primera etapa de un sello sustentable, que pretende explicar a los consumidores cómo reciclar ciertos productos. El fin es crear una cultura de economía circular ad portas del estreno de la Ley de Reciclaje.




Más de 750 productos que se encuentran en supermercados, tiendas y en el comercio en general tendrán a partir de las próximas semanas un sello que dice “#ElijoReciclar”. Esto, debido a que este miércoles se pone en marcha la primera ecoetiqueta de envases y embalajes del país.

El objetivo de esta certificación es informar a los consumidores acerca de los atributos sustentables de estos productos “altamente reciclables”, para así facilitar además la gestión de residuos post consumo mediante una etiqueta que incluye la materialidad de cada componente y las instrucciones acerca de cómo reciclarlo. Para que un producto obtenga el sello, debe certificar que al menos el 80% del envase o embalaje está hecho con materiales técnicamente reciclables, que pueda ser separado del resto del envase y que exista demanda de cada componente en la industria del reciclaje. O sea, que tenga una valorización posterior, que es uno de los aspectos fundamentales de la Ley de Reciclaje o REP.

Estos productos corresponden a las 39 empresas que participan en el Acuerdo de Producción Limpia (APL) para el Ecoetiquetado de Envases y Embalajes, suscrito el 18 de diciembre de 2019 por el Ministerio del Medio Ambiente (MMA), la Agencia de Sustentabilidad y Cambio Climático (ASCC), Sofofa, la Asociación de Consumidores Circular, el Sernac y la Superintendencia del Medio Ambiente.

Entre las empresas están, por ejemplo, CCU, Carozzi, SMU, Natura, Nestlé, Procter & Gamble, Unilever, Watt’s, Coca-Cola, Agrosuper, Ideal, Soprole y Ariztía, por nombrar algunos.

El APL establece que cada seis meses, en base a la experiencia y a la demanda por parte de nuevas empresas, el Comité Coordinador evaluará la factibilidad de abrir nuevos procesos de adhesión de empresas. Además, todas las empresas consideradas como generadoras de productos prioritarios de envases y embalajes bajo el esquema de la Ley REP, pueden participar en el plan piloto y probar la ecoetiqueta.

“Esto es un hito muy relevante para que la ciudadanía cuente con las herramientas que le permitan sumarse con fuerza a la cultura del reciclaje y un incentivo a las empresas para que mejoren sus diseños y materiales”, comenta Carolina Schmidt, ministra del Medio Ambiente y agrega: “Dado el gran interés, esperamos cerrar el año con más de 1.000 envases certificados, mientras que para 2021 creemos que superaremos los 2.000 con autorización para utilizar el sello”.

Crear conciencia

La historia de esta iniciativa comenzó a fines de noviembre del 2018, cuando el Consejo Directivo de la ASCC aprobó el proyecto presentado por Sofofa para realizar un diagnóstico sectorial para establecer un APL al respecto que se desarrolló con un piloto de 16 empresas socias.

Entre las principales conclusiones del estudio estaba la existencia de que una ecoetiqueta no asegura un incremento automático de las tasas de reciclaje, pero sí forma parte esencial de la transición hacia una cultura de reciclaje que fomente el desarrollo de envases y embalajes reciclables.

“Esto constituye un gran hito en la transición hacia una cultura del reciclaje, para que los residuos dejen de ser un problema y pasen a ser un valioso insumo y una oportunidad de negocio sustentable en una economía más circular y baja en carbono”, comenta Augusto Hermo, director ejecutivo de la ASCC.

Al respecto, el secretario ejecutivo del Comité de Evolución Empresarial de Sofofa, Gonzalo Russi, indica que “la ecoetiqueta es un dispositivo que acercará Ley REP a los consumidores, permitiendo que estos últimos comprendan el rol clave que tenemos en la cadena de la economía circular”.

La ruta de la Ley REP

La Ley de Responsabilidad Extendida del Productor (REP) o simplemente, Ley de Reciclaje está enfocada a obligar a las empresas fabricantes a revalorizar sus productos, para que estos tengan una “segunda vida”. Son seis las categorías de productos: Neumáticos, aparatos eléctricos y electrodomésticos, pilas, aceites lubricantes, baterías y envases y embalajes.

El sello #ElijoReciclar está enfocado más que nada a este último, tomando en cuenta su masividad. Sin embargo -en teoría-, la REP debería empezar a operar el próximo año bajo la categoría “neumáticos”. En 2022 sería el turno de “Envases y Embalajes”.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.