El grupo Sencorp propone a sus acreedores un plan para buscar un socio y vender activos prescindibles

Santiago 25 de Noviembre del 2014 Abraham Senerman,presidente de Sencorp. Edificio Titanium. Fotos de Jorge Cadenas

El plan presentado en tribunales por el holding fundado por Abraham Senerman busca allegar inversionistas que aporten al menos US$ 30 millones en recursos frescos. El programa de pagos incluye 20 cuotas, la última de las cuales tendría fecha 2029, por el 76% del pasivo. Las deudas totales superan los $ 220 mil millones.


Salir a flote en un escenario complejo para la construcción, tras la detención de obras por la pandemia y el alza en el precio de los insumos. Esa es la tarea que se ha propuesto la directiva de Sencorp -conglomerado fundado por el arquitecto Abraham Senerman- que entró en reorganización concursal a finales de septiembre debido a cuantiosas deudas.

Este martes, el holding, a través de dos sociedades, Sencorp SpA e Inversiones y Rentas Sendero SpA, presentó en el 13° y el 26° juzgado Civil de Santiago su propuesta para alcanzar un acuerdo con sus acreedores. La deuda total es cercana a los $227 mil millones. De estos, $178 mil millones son de su negocio de inversiones y rentas, y tiene dentro de sus acreedores al Banco del Estado, BCI, Internacional y Scotia. Los otros $49 mil millones son de la unidad de inversión en proyectos de desarrollo inmobiliario, y tiene dentro de sus acreedores a Banco Consorcio, Tanner y Logros Servicios Financieros.

El grupo solicitó nuevas condiciones para el pago de la totalidad de los créditos, condicionando el éxito del acuerdo a la continuidad operativa de ambas sociedades. En el caso de Sencorp SpA, el holding también estableció que la propuesta tiene como objetivo “la búsqueda de inversionistas para el financiamiento del desarrollo de proyectos por la sociedad”.

“Durante el plazo de 1 año contado desde la junta deliberativa, Sencorp SpA realizará gestiones para la búsqueda de un socio o inversionista que haga un aporte de, a lo menos, UF 800.000 mediante la forma de compra de acciones, aumento de capital, mezzanine u otro mecanismo adecuado al efecto, con el objeto de financiar el desarrollo de proyectos y pagar los créditos afectos al presente acuerdo”, dice el texto. Con ello, la empresa busca conseguir recursos frescos por más de US$ 30 millones. Sencorp tiene hoy un capital de $ 7.134 millones.

Si al cabo de un año no ha reunido esos fondos, Sencorp otorgará un mandato al interventor para que venda todos los activos de la empresa deudora.

Edificios Oficinas sector Sanhattan,

En sus presentaciones, Sencorp recuerda su historia de 60 años de existencia, durante los cuales ha construido 3,5 millones de metros cuadrados, y enumeró varios de sus hitos en Sanhattan, como los edificios la Industria, Pacífico, Torre de la Costanera, Titanium La Portada y Parque Titanium.

En el caso de Inversiones y Rentas Sendero SpA., firma que tiene un capital de $ 42.157 millones, el grupo considera “la venta de activos prescindibles para pagar los créditos”.

Según la presentación, dentro de los siguientes 30 días a la aprobación del acuerdo, Sendero fijará un precio mínimo para cada uno de los activos prescindibles, el cual será informado a la comisión de acreedores. Este monto deberá actualizarse, al menos una vez al año en base al promedio de dos tasaciones independientes que la sociedad deberá encargar.

“Si se recibiere una oferta seria y de buena fe de compra por un activo fijo por, al menos, el precio mínimo, Sendero estará obligada a vender dicho activo en los términos de la respectiva oferta”, consignó el mismo documento.

Por otro lado, en caso de transcurrir 36 meses desde que se apruebe el acuerdo, Sendero otorgará al Interventor un mandato irrevocable de venta, para que venda todos los activos prescindibles que no se hubieren vendido a esa fecha. Los fondos que se obtengan de dichas operaciones serán depositados en una cuenta corriente que será administrada por el interventor.

La venta de los activos prescindibles de Sendero deberá ser destinada a pagar anticipadamente los créditos. “En caso de que el activo prescindible vendido se encuentre hipotecado, entonces el producto se destinará a pagar preferentemente al acreedor garantizado respectivo el o los créditos en favor de los cuales se encuentre hipotecado el bien en cuestión, con exclusión de los demás créditos que pueda tener dicho acreedor garantizado si no gozare de hipoteca con cláusula de garantía general. Asimismo, Sendero deberá prepagar obligatoriamente los créditos de los acreedores garantizados con el 30% de los excedentes de caja que existan en cada trimestre”, acotó la propuesta.

Acreedores garantizados

En la propuesta, para el caso de Sendero, el grupo sostuvo que mantendrá las prendas e hipotecas a favor de los acreedores garantizados, en los términos originalmente pactados en cada caso. Al mismo tiempo el pago del capital se reprogramará en 20 cuotas comenzando el 31 de marzo de 2025 y terminando el 31 de diciembre de 2029. 19 cuotas serán del 1,25% del pasivo adeudado y la última corresponderá al 76,25%.

Los intereses se pagarán trimestralmente, dentro del día hábil siguiente a que venza el periodo respectivo. Con todo, los intereses que se devenguen hasta el 31 de diciembre de 2024 se capitalizarán y serán pagados conjuntamente con el capital.

Los acreedores garantizados de Sendero son: Banco del Estado; BCI, Inversiones Chilena Consolidada de Seguros de Vida; Penta Vida Seguros de Vida; Banco Internacional; Scotiabank; Banco Consocio Fondo de Inversión Privado E Capital y Tanner Servicios Financieros.

China Construction Bank Agencia en Chile y Latam Trade Capital S.A son los acreedores financieros no garantizados de Sendero.

Por otro lado, una vez aprobado el presente acuerdo, Sendero podrá, pero no tendrá la obligación, de contratar un crédito, mediante una línea rotativa, por el monto máximo de UF500.000, a una tasa de interés en condiciones de mercado, teniendo en cuenta la calidad de empresa en reorganización concursal de Sendero y su situación financiera concreta al momento de la contratación.

Alzamiento

El acuerdo también establece tres causales para levantar el acuerdo de reorganización.

La primera de ella ocurriría cuando Sencorp SpA venda todas las unidades de los proyectos Curauma I y San Damián 300 o dichos proyectos en su totalidad, y hubiere extinguido toda la deuda hipotecaria de tales Proyectos.

La segunda causal se cumpliría si Sencorp logra tener una razón de deuda neta sobre activos inferior a 0,75 durante 4 trimestres consecutivo.

Y la tercera se cumpliría si la sociedad tiene durante cuatro trimestres consecutivos una caja mínima de 150.000 UF. ($5.226 millones).

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.

La startup hizo pública su intención de revivir al ave conocida como Dodo, que desapareció en el siglo XVI.