Enel reporta pérdidas a junio y pospone central Los Cóndores

Pérdidas por plan de descarbonización golpean los resultados de Enel Chile

Deterioro asociado al proceso de descarbonización explica el mal resultado financiero.




La eléctrica Enel Chile registró pérdidas por $395.837 millones en el primer semestre comparadas con las ganancias de $5.030 anotdas en el mismo periodo del año anterior, debido a un deterioro de $430.578 millones, asociado al proceso de descarbonización y un ingreso extraordinario por $121.118 millones en marzo de 2019, producto del término anticipado de los contratos firmados en 2016 entre la compañía y Anglo American Sur.

En relación a lo anterior, la pérdida neta atribuible a Enel Generación Chile ascendió a $458.258 millones en el segundo trimestre, lo que representó una disminución de $303.165 millones respecto al mismo lapso de 2019.

Tal como informó previamente, Enel Generación Chile decidió anticipar la fecha de desconexión y retiro de sus centrales Bocamina I y II (128 MW y de 350 MW respectivamente), estableciendo como fechas máximas el 31 de diciembre de 2020 para Bocamina I y el día 31 de mayo de 2022 para Bocamina II, previa autorización de la CNE.

De esta forma, Enel Generación Chile se convertirá en la primera generadora en completar su proceso de descarbonización en el país,

Al respecto el gerente general de Enel Chile, Paolo Pallotti sostuvi que “los pasos dados en 2020 en materia de transición energética y el desarrollo de nuestro plan de inversión, nos permitirán llegar a 2022 como la primera compañía eléctrica que deja de generar en base a carbón y al mismo tiempo como la mayor proveedora de energías renovables, al sumar 2 GW de capacidad fotovoltaica, solar y geotérmica, impulsando así una reactivación económica sostenible del país”.

Al aislar los efectos extraordinarios, el beneficio neto de Enel Generación Chile S.A. se incrementó un 4,9% al alcanzar $121.241 millones en junio de 2020, respecto a la utilidad neta ajustada de $115.611 millones a junio de 2019.

Al aplicar el mismo criterio a los resultados trimestrales, el beneficio neto aumentó un 34,0% al pasar de $43.904 millones en el segundo trimestre de 2019 a $58.820 millones en igual lapso de 2019.

La generación neta totalizó 7.432 GWh a junio de 2020, inferior en 1.459 GWh respecto a igual período del año anterior, en tanto que durante el segundo trimestre de 2020 la generación neta fue de 3.526 GWh, con una baja de 718 GWh en relación al mismo periodo del año anterior.

Lo anterior se debió en gran parte a una menor generación hidroeléctrica asociada a las condiciones hidrológicas que han afectado al país, especialmente durante el periodo abril-junio de 2020, explicó la generadora.

Más tiempo

En tanto, Enel Chile anunció que el proyecto hidroeléctrico Los Cóndores requerirá más tiempo y más recursos. La nueva fecha de puesta de entrada se estima en el segundo semestre de 2023.

“Para minimizar los impactos ambientales que tienen este tipo de obras, se definieron en su oportunidad obras subterráneas que han mostrado un alto grado de complejidad geológica y que hemos venido manejando con atención a la seguridad y aplicando las mejores prácticas de ingeniería disponibles a nivel mundial. Esta complejidad geológica nos ha llevado a desarrollar una detallada metodología y secuencia constructiva, que impone mayores plazos para la culminación de las obras, llevando el término de las mismas para el último trimestre de 2023, siguiendo luego la puesta en servicio y operación comercial de las unidades generadoras del proyecto”, explicó la eléctrica.

Coronavirus

En cuanto a la contingencia generada por la crisis de coronavirus la compañía sostuvo que “todos los esfuerzos continúan enfocados en garantizar el funcionamiento correcto y seguro de nuestras operaciones, garantizando al mismo tiempo la salud y seguridad de nuestras personas”.

En este sentido aseveró que “con este objetivo, se mantienen medidas tales como trabajo a distancia para todas las personas con labores no esenciales para la continuidad del negocio (60% de la dotación); mayor frecuencia de higienización para áreas comunes y transportes comunes; separación de equipos de trabajo; aplazamiento de mantenimientos mayores planificados; reducción de las actividades de mantenimiento diario, realizando sólo actividades estrictamente relacionadas con una operación segura y estable, entre otras medidas”.

Enel Distribución

En tanto la distribuidora eléctrica Enel reportó que su beneficio neto atribuible a los accionistas disminuyó desde $56.427 millones a junio de 2019 desde $41.176 millones a junio de 2020, principalmente por un menor resultado operacional de $14.835 millones y un menor gasto de impuesto a las ganancias por $8.598 millones, compensado por, una mayor depreciación y amortización de $3.416 millones y mayores pérdidas por deterioro de $7.112 millones.

“Respecto a la contingencia por Covid-19, todos los esfuerzos de la compañía siguen focalizados en garantizar el funcionamiento correcto y seguro de nuestras operaciones, resguardando al mismo tiempo la salud y seguridad de nuestros colaboradores. Con este objetivo, se mantienen medidas tales como: trabajo a distancia para todas las personas con labores no esenciales para la continuidad del negocio (75% de la dotación); separación de equipos de trabajo; aplazamiento de mantenimientos mayores planificados; cierre de las oficinas comerciales de Enel Distribución Chile acompañado de un reforzamiento de sus canales digitales, entre muchas otras medidas”, dijo la compañía.

La firma indicó que el número de clientes se incrementó en 2,2% equivalente a 42.682 clientes, alcanzando 1.992.190 clientes al 30 de junio de 2020, fundamentalmente como consecuencia de un crecimiento de 39.436 y 2.455 clientes en los sectores residencial y comercial, respectivamente.

Comenta