IPC de noviembre registra nula variación y baja inflación se extenderá a primer trimestre de 2019

Banco Central bonos tmp

Proyecciones prevén una trayectoria bajista para el IPC en el primer cuarto del próximo año. Para enero se espera un alza de 0,1%, igual nivel anotaría febrero, mientras que para marzo sería 0,4%. De concretarse, la inflación acumulada llegaría a 0,6%, el registro más bajo para un mismo período desde 2015.




La inflación no será un problema para el Banco Central ni generará preocupaciones a las autoridades de gobierno. Es que a la nula variación que presentó el Índice de Precios al Consumidor (IPC) en noviembre se suma que las perspectivas de mediano plazo muestran que la inflación se mantendrá baja al menos hasta el primer trimestre del próximo año.

Para lo más próximo, diciembre, el mercado prevé que el IPC fluctuaría entre -0,1% y 0% lo que llevaría a que el año finalice en su medición 12 meses en 2,7%, ubicándose por debajo de la meta del Banco Central de 3%.A nivel regional, Chile se encamina a terminar siendo el segundo país con menor inflación detrás de Perú.

El inicio del 2019 no será distinto a estos últimos registros, ya que tanto el mercado de activos financieros como las proyecciones de los economistas tienen incorporado una trayectoria bajista en el IPC del primer cuarto del año.

Así para enero se espera un alza de 0,1%, mismo nivel registraría febrero, mientras que para marzo la previsión es de 0,4%.

De concretarse esta previsión, la inflación en 12 meses llegaría a 2,6%, y el acumulado del primer trimestre llegaría a 0,6%, el registro más bajo para un mismo período desde 2015.

Detrás de estas menores presiones inflacionarias, está la baja en el precio de los combustibles que estarán presentes incluso hasta febrero. Dentro del análisis también se menciona la caída estacional que mostrarán los alimentos y la división educación.

"Tenemos un país que crece, que está en marcha, pero, además, con una inflación controlada.Qué mejor noticia para el bolsillo de los chilenos. Esperamos que los combustibles continúen bajando, al menos un mes más y que el Año Nuevo estemos con bencinas a la baja y con el ánimo al alza", sostuvo el ministro de Hacienda, Felipe Larraín.

Los economistas concuerdan que el próximo año será un año con bajas presiones inflacionarias, en línea con lo señalado por el Banco Central en el Informe de Política Monetaria, donde proyectó una inflación de 2,9%.

Valentina Rosselli, economista jefe de Econsult subrayó que "para la inflación general esperamos registros por debajo del 3% en gran parte del año, sobre todo al considerar el efecto de la caída del precio del petróleo".

A su turno, Miguel Ricaurte, economista jefe de Itaú acotó que "nuestro índice difusión en torno a la meta del 3% muestra que hay bajas presiones inflacionarias, especialmente por el componente transable.

Por ello, la inflación probablemente seguiría bajando en los primeros meses del próximo año, antes de retomar una senda que la lleve hacia 3%".

Pese a ello, el mercado tiene incorporado que el Central suba la tasa de interés en enero del próximo año en 25 puntos base.

El mes

De acuerdo con el INE, cuatro de las 12 divisiones que conforman la canasta del IPC aportaron incidencias positivas en la variación del índice, siete presentaron incidencias negativas y una consignó nula incidencia.

En el detalle, los productos que más incidieron al alza fue paquete turístico con una incidencia de 0,090 pp y un alza de 10,3%, le siguió frutas de la estación con una variación mensual de 14,3%, incidiendo 0,073 y limones que anotó un incremento mensual de 35,5%, con 0,036 pp.

Como contrapartida, gasto común consignó un descenso de 6,8%, con una incidencia de -0,076, servicio de transporte en bus interurbano con una disminución mensual de 8,7%, con una incidencia de -0,052 pp y gasolina que presentó una reducción mensual de 1,4%, con una incidencia de -0,044 pp.

Comercio exterior pierde dinamismo en noviembre

El dinamismo mostrado por el comercio exterior durante el transcurso del año sufrió en noviembre un fuerte freno. De acuerdo con el Banco Central, las exportaciones cayeron 3,5%, siendo los envíos mineros los que mostraron la mayor contracción con una merma de 11,4%.

Las agrícolas retrocedieron 10,7%, mientras que las industriales avanzaron 9,9%. Las importaciones, en tanto, crecieron solo 1,8% dejando atrás las tasas de dos dígitos mostradas en octubre.

En el detalle, las compras de bienes de consumo cayeron 5,9%. Asimismo, los bienes intermedios subieron 7,3%, y las de bienes de capital avanzaron apenas 2,5%, luego de expandirse casi 40% en octubre.

Con estas cifras, la balanza comercial anotó un superávit de US$334 millones. Estos indicadores líderes permiten adelantar que el crecimiento de noviembre será menor al registrado en octubre.

Comenta