Leones, tigres, pumas y orangutanes: Chile es el primer país en Latinoamérica en vacunar animales contra el Covid, inyección que el próximo año podría estar a la venta para mascotas

León Maserú, uno de los mamíferos inoculados por el Buin Zoo. Foto: Buin Zoo

Tres leones, tres tigres, tres pumas y un orangután del Buin Zoo fueron inoculados con la primera dosis de una vacuna experimental desarrollada por el laboratorio veterinario Zoetis.




El 28 de febrero de 2020, justo cuando el coronavirus recién iniciaba su expansión por el planeta, el Centro de Protección Sanitaria de Hong Kong pidió a sus pacientes infectados por Covid-19 que tuvieran una mascota, que las entreguen para someterlas a una cuarentena de dos semanas.

La medida fue implementada luego de que el perro de una mujer de 60 años contagiada con coronavirus diera positivo en los exámenes que se le tomaron. Fue uno de los primeros antecedentes globales de que los animales y particularmente las mascotas, como gatos y perros, podían contagiarse de Covid.

Sin embargo, la situación entre los animales es diferente a la del hombre, ya que si bien se ha confirmado el contagio de Covid-19 de humanos a animales, a la fecha se trata de casos aislados y estos no parecen jugar un papel significativo en la propagación del virus. Así lo han refrendado varios estudios internacionales, como de la Universidad de Chile y Clínica Mayo.

Pese a ello, y debido a cada vez más evidencia internacional de contagios al interior de importantes zoológicos en el mundo, muchos de estos recintos iniciaron su propio proceso de vacunación. A nivel global, la inoculación de algunas especies ya se encuentra en desarrollo, pero en Latinoamérica el progreso de ésta ha tardado un poco más.

Eso hasta ahora, ya que durante los últimos días el Buin Zoo, zoológico ubicado en la Región Metropolitana, se convirtió en el primero en Latinoamérica en vacunar animales contra el Covid-19. Lo hizo con 10 ejemplares que recibieron la primera dosis de una vacuna experimental desarrollada por el laboratorio veterinario Zoetis, de ellos, tres leones, tres tigres, tres pumas y un orangután.

Un orangután fue de las especies elegidas.

Según Ignacio Idalsoaga, médico veterinario y director de Buin Zoo, la medida busca mantener los más altos estándares de bienestar animal y de ser pioneros e innovadores en esta materia.

Sebastián Celis, jefe del Departamento de Veterinaria de Buin Zoo, explica que la vacuna a los animales se realiza por protección contra el posible contagio de seres humanos. “Sobre todo en el caso de animales emblemáticos en extinción”.

A la fecha no hay certezas, “pero se sigue pensando que los animales no juegan un rol importante (en relación al contagio del virus) y que efectivamente los casos en animales han sido transmisión de personas hacia éstos. No se ha demostrado la transmisión de animales a personas. Hay preocupación y monitoreo, pero hasta ahora no se ha demostrado”, añade Celis.

Entrenamiento a animales y sin anestesia

Celis señala que aparentemente no hay estudios en relación a las nuevas variantes (como Ómicron) en animales, pero “todo indicaría que las vacunas los protegerían”. Dice que lo que se está estudiando es cuántas dosis de refuerzo habría que realizar. “El protocolo original indica que la segunda dosis es después de 21 días”.

Tras un largo proceso de aprobaciones sanitarias e internación del fármaco veterinario a nuestro país, el parque zoológico recibió 20 dosis (las mismas que recibieron los animales del zoológico de San Diego, Estados Unidos), lo que permitirá que los diez ejemplares vacunados, también puedan recibir su respectiva dosis de refuerzo. La selección de las especies a ser vacunadas se hizo de acuerdo a la evidencia internacional de los ejemplares más susceptibles al contagio. En total, 70 establecimientos en EE.UU. han realizado el procedimiento, totalizando 11 mil dosis.

La vacuna originalmente era pensada para mascotas, como perros y gatos, pero debido a los primeros casos que aparecieron en zoológicos, “es que a pesar de estar en esta fase aún de experimentación, tuvieron que comenzar a aplicarla en animales de zoológicos. Aún no se vacunan a las mascotas”, explica Celis.

El veterinario añade que si bien los resultados obtenidos en EE.UU., que comenzó con la vacunación en febrero, aún no son públicos, “todo indica que son buenos, y que el próximo año la vacuna podría estar a la venta para mascotas”.

En el caso de aves, anfibios y reptiles, por ahora está descartado iniciar una inoculación, pero ya se encuentra en desarrollo una vacuna especialmente para ellos. “Por ahora no se ha demostrado que los reptiles se infecten, pero sí las aves, que se han infectado de otros coronavirus, pero hasta ahora, no han jugado un rol importante. La vacuna está pensada principalmente en mamíferos”, argumenta el jefe del Departamento de Veterinaria de Buin Zoo.

La vacuna con la que se está inoculando a los animales en el Buin Zoo. La inyección fue pensada originalmente para mascotas, como perros y gatos. Foto: Buin Zoo

La vacunación requirió de ciertos cuidados y entrenamientos para los animales. De hecho, la inoculación fue sin recibir anestesia, ni tranquilizantes. Luego del proceso, los animales no mostraron ninguna reacción adversa y se mostraron en perfectas condiciones, y ya están a la espera de su segunda dosis.

Cristian Dunivicher, gerente técnico del Laboratorio Zoetis, se mostró feliz tras la aplicación de la primera dosis en los diez ejemplares, recordando los meses de esfuerzo en conjunto que significó el tener la vacuna en Chile para esta prueba. “Después de mucho trabajo, cumpliendo con las normativas y regulaciones pertinentes y gracias a la gran ayuda del Servicio Agrícola y Ganadero (SAG), nuestra vacuna experimental contra el SARS-COV2 llegó ahora a Chile, como donación, para ser utilizada en una población determinada de animales del Buin Zoo. Son animales altamente susceptibles a contraer Covid-19, y por lo tanto, que están en constante riesgo”.

Esteban Idalsoaga, jefe del departamento de Bienestar Animal de Buin Zoo, señala que hace años que en el establecimiento trabaja con el condicionamiento de sus animales para contribuir a la labor de los veterinarios. “Me pone muy feliz el hecho de haber dedicado tantos meses al trabajo diario con cada uno de ellos, y que haya significado un proceso de vacunación rápido y libre de estrés”.

El proceso de vacunación de uno de los tigres. Foto: Buin Zoo

Desde el punto de vista técnico, esta vacuna es formulada únicamente para animales pero con ciertas similitudes a la de los humanos: “El virus (o antígeno) es el mismo que en las vacunas humanas, sin embargo, las vacunas para animales varían en el Carrier (o adyuvantes) que es usado. La combinación única entre el antígeno y el Carrier asegura la seguridad y eficacia para las especies en las cuales la vacuna es usada. El adyuvante patentado por Zoetis ha demostrado ser seguro para varias especies animales”, agrega Dunivicher.

Lea también en Qué Pasa:

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.