Detener un virus mortal: Europa da luz verde a la primera vacuna contra el ébola

ébola

Médicos Sin Fronteras en Mbandaka, República Democrática del Congo. Foto. EFE

Hasta el 90% de las personas infectadas fallecen a causa de la fiebre hemorrágica que produce el virus. Investigadores lograron probar la eficacia de la vacuna en República Democrática del Congo y abril la OMS anunció que tenía una eficacia protectora estimada del 97,5%.




Es oficial. La Comisión Europea autorizó la comercialización de una vacuna contra el ébola, que permitirá una mayor distribución de este producto utilizado actualmente en un protocolo destinado para las personas con mayor riesgo de infección.

No es una vacuna de uso experimental o de uso sólo en macacos. No, se trata de la primera vacuna para su uso en humanos, y su nombre comercial es Ervebo.

Tras el visto bueno de la Agencia Europea de Medicamentos (EMA, por sus siglas en inglés), el ejecutivo comunitario acordó la primera autorización en el mercado de la Unión Europea de la vacuna desarrollada por el laboratorio Merck, indicó la institución.

Desde el inicio en 2018 de la epidemia en República Democrática del Congo, que ha dejado unos 2.150 muertos, "más de 236.000 personas fueron vacunadas" con esta vacuna, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), entre ellas 60.000 trabajadores sanitarios.

La decisión del ejecutivo europeo deriva de la recomendación de la Agencia Europea de Medicamentos (EMA), que evaluó los beneficios y riesgos de la vacuna, y ha dado lugar a un proceso urgente de traducción de las directrices del producto a todos los idiomas de la UE y de consulta con los Estados miembros para agilizar su venta al público.

"La UE está apoyando los esfuerzos internacionales para combatir el ébola en todos los frentes, desde el desarrollo de vacunas hasta la entrega de ayuda humanitaria en el terreno", aseguró el comisario de Ayuda Humanitaria y Gestión de Crisis y Coordinador del ébola de la UE, Christos Stylianides.

Esta vacuna, cuyo nombre experimental es rVSV-ZEBOV-GF, se administró en base a un procedimiento que permite utilizar un tratamiento de emergencia antes de que se autorice su comercialización.

Otra vacuna, Ad26-ZEBOV-GP, se encuentra en fase de ensayos clínicos en República Democrática del Congo por la filial belga de Johnson&Johnson, con el apoyo del programa europeo Horizonte 2020, apunta la Comisión.

"Encontrar una vacuna lo más rápido posible (...) es una prioridad para la comunidad internacional desde que el ébola afectó a África del oeste hace cinco años", dijo el comisario de Sanidad, Vytenis Andriukaitis, calificando la decisión de este lunes de "avance importante".

Investigadores lograron probar la eficacia de la vacuna en República Democrática del Congo. En abril la OMS anunció que tenía una eficacia protectora estimada del 97,5% en estudios de campo realizados en ese país. Es decir, de cien personas vacunadas que estuvieran expuestas al virus, menos de tres terminarían infectadas.

Hasta el 90% de las personas infectadas por el virus fallecen, según la Oficina de la Región de África de la Organización Mundial de la Salud (OMS. El virus causa una fiebre hemorrágica severa y mortal.

La actual epidemia de ébola es la segunda en República Democrática del Congo desde 1976 y la segunda más grave de la historia, sólo por detrás de la que dejó 11.000 en África del oeste en 2014.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.