¿Qué es el miso y cuáles son sus beneficios?

Qué es el miso y cuáles son sus beneficios.

Existen múltiples variedades de esta pasta aromática, dependiendo del tiempo en que se fermenta, los ingredientes que se usan y la cantidad de sal.


El miso es uno de los alimentos más típicos dentro de la cocina japonesa y en los últimos años ha ido ganando popularidad entre los consumidores de todo el mundo. No solo destaca por su sabor cautivante, sino que también por su versatilidad y ser una fuente poderosa de nutrientes.

Se trata de una pasta fermentada que significa “fuente de sabor” en japonés y que se utiliza en la gastronomía para intensificar el sabor de ensaladas, guisos, salsas y carnes. La forma más recurrente de usarla, eso sí, es en sopas.

Los ingredientes esenciales para elaborarla son semillas de soja y sal marina, aunque hay quienes usan de base otros cereales, como arroz o cebada. Para que la fermentación sea posible se utilizan las esporas del hongo Aspergillus oryzae, más conocido como koji.

La forma más recurrente de usar el miso es en sopas.

En la actualidad hay múltiples variedades de esta pasta dependiendo del tiempo en que se fermenta, los ingredientes utilizados y la cantidad de sal. Todos esos factores influyen en el sabor final.

Está el shiro miso, cuya fermentación dura un par de semanas y se caracteriza por su color blanquecino, además de su sabor suave y dulce; el aka miso, que tiene una fermentación de dos años, color rojizo y sabor más intenso; y el kuro miso, con una fermentación de tres años, color negro y sabor fuerte.

El hatcho miso, en tanto, pasa por una fermentación que puede extenderse desde 18 meses a tres años. Es la variedad más potente y concentrada de todas.

Estos son los beneficios del miso

En cualquiera de sus formatos, el miso destaca por su valor nutricional y los beneficios que puede aportar al organismo.

1. Ayuda a la salud digestiva. Debido a su proceso de fermentación, este alimento es un importante probiótico que ayuda a disminuir la presencia de bacterias dañinas, equilibra la flora intestinal y favorece la digestión.

2. Es rico en vitaminas y minerales. El miso es una buena fuente de hierro, magnesio, calcio, selenio y fósforo, así como también de vitamina B12 y ácido fólico.

3. Disminuye el colesterol. El ácido linoleico y la lecitina que se encuentran en la soya pueden bajar los niveles de colesterol LDL o ”malo” en la sangre.

A pesar de beneficios que deja en la salud, el consumo de miso se debe realizar con ciertos cuidados. Y es que este condimento también se caracteriza por su alta concentración de sodio, lo que podría causar problemas en las personas que sufren de hipertensión.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbete aquí.