Desbordes y Chahuán voto a voto: crece la tensión en RN a 48 horas de su elección interna

Este sábado, el exministro de Defensa y el senador medirán sus fuerzas para ver quién se queda con la presidencia del partido, en unos comicios que se prevén sean los más reñidos de la historia de la colectividad. Lo que ocurra ese día, sostienen varios militantes, traerá consecuencias para la candidatura presidencial de Desbordes, ya que, dicen, si pierde o gana por un poco margen quedará debilitado e, incluso, algunos afirman que, si ese es el escenario, debería deponer su aspiraciones.


Faltan 48 horas para que Renovación Nacional lleve a cabo sus elecciones internas en las que se medirán las dos almas de la colectividad oficialista. Una más liberal, representada por la lista que encabeza el exministro de Defensa y abanderado presidencial, Mario Desbordes, y el sector más conservador, afín a la nómina que lidera el senador Francisco Chahuán. La definición de este sábado 19, apuestan en la tienda de calle Antonio Varas, será voto a voto. Por lo mismo, en la antesala ha ido aumentando la tensión entre los militantes con duras declaraciones cruzadas.

“Estamos en una elección compleja, con Covid, yo creo que es una elección estrecha. Estamos compitiendo contra Allamand, Chahuán, Larraín. El canciller llamando por teléfono en horario de oficina. Uno esperaría que se dedique a la Cancillería”.

Las declaraciones las vertió Desbordes el martes en la noche en el canal La Red, aludiendo a su contrincante, al exsenador y extimonel Carlos Larraín y al ministro de Relaciones Exteriores, quienes han sido duros detractores de su gestión. “Estamos enfrentando a grupos muy fuertes y yo los respeto, sólo les diría ‘no destruyamos RN´”, añadió ese día.

Los dichos del exministro de Defensa dan cuenta de las disputas internas y de los bandos al interior de la colectividad. Él y el actual canciller han tenido rivalidades de larga data, las que, incluso, generaron que en su momento el Presidente Sebastián Piñera los convocara a ambos al gabinete buscando ordenar al oficialismo.

En el escenario actual, cada una de las listas en competencia ha reforzado su despliegue territorial. Ambos bandos tienen equipos llamando por teléfono o vía telemática a cada uno de los militantes para convencerlos de ir a votar el sábado. Se prevé un margen estrecho, aunque en el desbordismo apuestan por ganar con cerca de un 55%, mientras que en la lista de Chahuán sostienen que será voto a voto y que tienen espacio para triunfar.

Ese día, los comicios se desarrollarán de manera presencial entre las 9.00 y 18.00 y estarán habilitados 144 locales de votación en todo el país. RN tiene 42 mil militantes habilitados para votar, sin embargo, se espera que participen entre ocho mil y 10 mil.

En la lista de Desbordes creen que se gana en el Maule, Los Ríos, Valparaíso, Coquimbo, O’Higgins, Atacama y en buena parte de la Región Metropolitana, mientras que Chahuán se impondría en Magallanes, Iquique y Biobío. En el entorno del senador, en todo caso, creen que Valparaíso estará peleado.

Además en el desbordismo creen que puede ganar en Ñuble por el apoyo del diputado Frank Sauerbaum, mientras que en la disidencia piensan que el diputado Diego Schalper, que va en la lista de Chahuán como secretario general, ha estado fortalecido y que podría lograr una victoria en Rancagua.

Este último dice que “el candidato Desbordes reconoció que la elección será muy estrecha en un programa de televisión. Nosotros pensamos igual, y confiamos en que la mayoría querrá un cambio”, para lo que se han desplegado “en el caso de Francisco en la zona sur, y la zona norte y centro del país, y en el caso mío, más bien en la zona sur. Recorrimos Los Lagos, Los Ríos, Ñuble, La Araucanía, y las distintas regiones del país”.

En medio del crispado clima -en el que los grupos de WhatsApp han circulado distintas acusaciones y han aumentado las denuncias ante el Tribunal Supremo del partido-, el secretario general, José Miguel Arellano, quien va por el mismo cargo en la lista de Desbordes, ayer llamó “a la unidad. A seguir pensando que Renovación Nacional es el punto de unión. Independiente de las diferencias que podamos tener hoy día, sabemos que a partir del domingo Renovación Nacional es solo uno, para seguir siendo el partido más grande de Chile”.

Coletazo en la presidencial

No hay dos lecturas en RN respecto de que los resultados de las elecciones internas y el desempeño que tenga Desbordes -si gana, pierde, se impone con poco o mucho margen- generarán un coletazo en su candidatura presidencial de cara a las primarias del sector del próximo 18 de julio.

En el entorno del exministro saben que su idea de apostar a una doble candidatura fue riesgosa, pero insisten en que se vio obligado a hacerlo debido a que Cristián Monckeberg declinó competir y no había nadie que, a su juicio, pudiese vencer a Chahuán.

La doble campaña, de hecho, generó algunos reparos de algunos militantes, quienes cuestionaban que quiso “abarcar mucho” y, por ende, le puede traer consecuencias que puede tener para la presidencial si es que pierde o gana con un poco margen.

El diputado Tomás Fuentes, quien apoya a Chahuán y la candidatura presidencial del independiente Sebastián Sichel, manifestó ayer que Desbordes debería bajar su candidatura presidencial si tiene un mal desempeño. “Es evidente que si Mario Desbordes creyera que tiene alguna posibilidad de ser presidenciable no hubiese inscrito su candidatura de presidente de RN. Si este fin de semana no logra ganar la presidencia de RN es obvio que tiene que bajar su candidatura, y si gana por muy poco también la debería bajar, porque si no consigue una mayoría dentro de su partido, cómo lo hará en una primaria”, aseguró.

Como sea, en el entorno de Desbordes descartan de plano que el exministro baje su candidatura. Y su cercano, el diputado Camilo Morán, dice que “esa lógica de las advertencias no sirve en el partido. Su odiosidad contra el candidato Mario Desbordes nubla al diputado Fuentes y daña a RN. No hay ninguna opción sobre la mesa para que se baje la candidatura de Desbordes”.

A la presión por lo que ocurra en los comicios de este sábado, en el partido ha ido aumentando la tensión debido a que parlamentarios RN han entregado su apoyo a Sichel. El último de ellos fue el presidente de la Cámara Baja, Diego Paulsen, quien apuntó a que se requieren liderazgos nuevos.

El factor Ossandón

Una pieza que ha estado fuera del debate por la interna de RN es el senador Manuel José Ossandón, quien consultado por La Tercera declinó pronunciarse a favor de uno de los dos candidatos por la presidencia del partido. Según fuentes de la colectividad, en las internas pasadas han sido claves los votos de Puente Alto.

Desde el sector de Desbordes recalcan que Ossandón está fuera de la primera línea por sus complicaciones judiciales y no está apoyando ninguna de las opciones. Pero marcan que la diputada Ximena Ossandón integra la lista como vicepresidenta.

Además, hay antiguos cercanos a Ossandón, como el alcalde de Puente Alto, Germán Codina -con quien están distanciados-, y el subsecretario de la Segegob, Emardo Hantelmann, que han estado apoyando a Desbordes, al igual que el histórico ossandonista Camilo Morán.

Arremetida por transparencia

La transparencia también se levantó como tema en el marco de la campaña interna de RN. La lista de Chahuán arremetió pidiendo más transparencia para saber el destino de los dineros que ocupa la actual directiva de RN. Sin hacer acusaciones directas han reclamado que en la página oficial del partido solamente está el balance del 2019, y no el del 2021, que hay dineros que se desconoce dónde están y han planteado la posibilidad de refundar el Instituto Libertad, centro de estudios ligado al partido.

De hecho, en el programa de gobierno de Chahuán “Recuperemos RN” se solicita más transparencia, con medidas como una auditoría externa de 30 días, un espacio para que militantes puedan solicitar información, y rendiciones de cuentas de todos los militantes inscritos y de todas las nuevas contrataciones del partido.

Frente a esa estrategia del sector de Chahuán, la directiva liderada por Prohens respondió con una carta de 48 páginas que envió a la militancia del partido.

Ahí, recalcó que “a pesar de un pequeño grupo que se obstinó en hacer de las críticas públicas y filtraciones su forma de trabajo”, pudieron promover una política de transparencia en Antonio Varas 454, llegando a que “por primera vez en nuestra historia” pondrán a disposición “el detalle del gasto de nuestra campaña electoral” a todos los militantes.

“Queremos posicionarnos como el partido más transparente de Chile no sólo en lo que dispone la ley, sino que en todo aquello que hoy nos exige la ciudadanía”, recalcó Prohens en la misiva, la que acompañó con una serie de cifras.

De esta manera, informó que para las megaelecciones los ingresos por parte del Estado bajo el concepto de anticipo fiscal fueron de $ 1.695 millones, que “fueron invertidos en los candidatos a todas las elecciones de manera equitativa”, detallando cómo fueron los aportes a las distintas candidaturas de gobernadores ($ 48.000.000), alcaldes ($ 307.500.000), concejales ($ 287.600.000) y constituyentes ($ 275.000.000).

Teniendo además gastos como plan de radios nacionales ($ 120.000.000), conceptos creativos ($ 203.000.000), plan de medios regionales ($ 160.000.000), redes sociales ($ 201.000.000), capacitaciones ($ 15.200.000) y publicaciones en prensa escrita ($ 36.500.000), lo que totalizó un gasto para la campaña de $ 1.653.800.000.

Finalmente, la directiva concluyó que “el gasto electoral total del partido, incluida la segunda parte por la postergación de la campaña, alcanzó la cifra aproximada de $ 2.000 millones de pesos” y que “cuando el partido rinda al Servicio Electoral el gasto electoral definitivo, daremos un segundo informe completo de todos ingresos y gastos”.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.