Millones, Mundaca y Valle: las definiciones de las cartas fuertes para la elección de gobernador regional de Valparaíso

Se trata de los tres candidatos (de seis) que presentarían mejores proyecciones, de cara a las elecciones de este domingo. Todos coinciden en la importancia del cargo para el proceso de descentralización, el que el Congreso debiera revisar para otorgar más atribuciones en el futuro. Millones (CHV) propone generar empleos. Mundaca (FA), una región de derechos. Y Valle (UC), atender las urgencias derivadas de la pandemia.


Este fin de semana, de forma inédita, la ciudadanía elegirá al gobernador regional. En la Región de Valparaíso, con 1.600.650 electores, hay seis candidatos: Marco Oyanedel (ind., lista Igualdad para Chile), Ricardo Georges (PH, lista Humanicemos Chile), Luis Aravena (Partido Unión Patriótica, lista Partido Unión Patriótica), Manuel Millones, (ind. lista Chile Vamos), Rodrigo Mundaca (ind. lista FA) y Aldo Valle (ind. lista Unidad Constituyente).

Según diversos sondeos de partidos y proyecciones de analistas, Millones, Mundaca y Valle son las tres cartas que tendrían mayor preferencia. Incluso, se ha planteado que la región podría ser la única en llevar a balotaje a dos candidatos de oposición (Valle y Mundaca).

Manuel Millones, cientista político y candidato único de la derecha, ha sido consejero regional por más de 20 años. Vive en Quillota y se declara animalista. El 2019 renunció a la UDI por sus decisiones “centralistas”. En el plebiscito votó Rechazo, porque “los cambios son ahora”.

Rodrigo Mundaca triunfó en la primaria del FA de 2020 con un 63,92%. Vive en La Ligua. Es vocero del Movimiento de Defensa del Agua, la Tierra y la Protección del Medioambiente (Modatima). Por ello, recibió en 2018 el Premio Internacional de Derechos Humanos de Nuremberg (Alemania) y en 2019, el premio Danielle Mitterrand (Francia).

Aldo Valle, abogado y académico, fue rector de la Universidad de Valparaíso por tres períodos. Fue uno de los primeros rectores en poner en el debate (2009) la calidad y financiamiento de las universidades públicas. Vive en Viña del Mar y ejerció como vicepresidente ejecutivo del Cruch entre 2015 y 2020. Triunfó en las primarias de noviembre con un 51,93% de los votos.

¿Qué propone como gobernador?

Manuel Millones (MM): Generar más programas de empleo, un mayor fomento al emprendimiento y a la contratación de mujeres como fuerza laboral. Fortalecer la red primaria y hospitalaria, mientras no logremos superar la pandemia. Hacer frente a la delincuencia creando un fondo de seguridad regional.

Rodrigo Mundaca (RM): Queremos hacer de la Región de Valparaíso una región de derechos: a la vivienda, al agua, a la salud, a la seguridad alimentaria. Inclusiva, con equidad de género y memoria. Vamos a impulsar servicios públicos regionales: uno de vivienda y habitabilidad, y otro de agua y medioambiente.

Aldo Valle (AV): Lo primero serán las urgencias derivadas de la pandemia. En general, el acceso a la vivienda, agua y salud son prioritarias, pero a largo plazo aspiro a reponer una red ferroviaria como hubo en el siglo pasado.

Tras la elección, ¿se debieran revisar las atribuciones de los gobernadores regionales?

MM: Considero que el Congreso debe avanzar en despejar dudas y entregar mayores atribuciones administrativas a los gobernadores regionales, y una ley de rentas regionales, donde los impuestos de las grandes empresas se queden en la zona.

RM: Absolutamente. Hoy día las competencias que tenemos son insuficientes. Dadas las urgencias inmediatas que tiene la región -campamentos, acceso al agua, cesantía y ollas comunas del país- se requieren competencias para ir en ayuda de la población que hoy día se encuentra más precarizada.

AV: Por supuesto. Hay que hacer una revisión para avanzar a una verdadera descentralización a través de la entrega de mayores facultades, y muy especialmente de recursos.

De resultar electo, ¿qué estrategia utilizará para alcanzar consensos en el consejo regional?

MM: El diálogo es la única forma para alcanzar los acuerdos necesarios. Creo que valorizar el rol que cumplen los consejeros regionales es clave. Son ellos los que están en terreno. Así saldrán mejores proyectos y tendremos consensos.

RM: Creemos en nuestra capacidad persuasiva. Vamos a hablar desde el sentido común y con muchísima transparencia. Tenemos que recuperar el derecho al agua, a la vivienda, a la seguridad alimentaria. Vamos a hablar desde esa posición.

AV: La gestión política es primordial en este ámbito, pero ello no pasa necesariamente por consensos. Creo que hay un abuso de ese concepto. Las diferencias son necesarias y propias de la política. Creo en la deliberación y en la lógica de los argumentos.

Si sale electo gobernador, ¿cómo se plantearía ante el intendente Jorge Martínez en los meses que le quedan? Se van a repartir el gobierno en la región con distintas atribuciones.

MM: Puede que tengamos roces en algunos temas, en aquellas líneas muy delgadas, en que no quede tan nítida la separación de funciones -como en los temas de seguridad- (…), pero yo creo que van a ser los menores y sabremos ponernos de acuerdo.

RM: Tendremos que dialogar en aquellas cuestiones en las cuales se pone por delante del bien común. Y en aquellas cosas en las que no tengamos acuerdo, simplemente las vamos a referenciar, y vamos a seguir insistiendo en que tenemos que hacer de Valparaíso una región de derechos.

AV: Como gobernador aspiro a liderar los temas que preocupan a las personas, y espero contar con la colaboración del delegado, para atender las urgencias derivadas de la pandemia y el deficiente manejo que ha habido hasta ahora.

Pero siendo Martínez un delegado presidencial del signo contrario, ¿cómo piensa ingeniárselas para que no haya un conflicto político permanente entre ambos?

RM: Los conflictos contribuyen al desarrollo. Esperamos que el próximo año el delegado presidencial sea de nuestro signo. Y si no, él o ella tendrá que entender que somos una autoridad democráticamente electa. Y habrá que dialogar, ponerse de acuerdo en aquellas cuestiones que beneficien el bien común.

Aldo Valle: Creo que no se trata de ingenio, sino de prerrogativas, pero también de entender que una autoridad electa tiene un mandato que no puede ser desconocido por el delegado ni por el gobierno central.

Manuel Millones, ¿cuánto arriesga su opción con el incierto desenlace municipal en Viña del Mar, Valparaíso, Concón y Quilpué?

MM: La gente sabe distinguir y separar las responsabilidades de un gobierno del de las personas. Por lo tanto, no hay una relación directa entre un gobierno que cometió errores o ha llegado tarde con la ayuda.

Si no gana, ¿intentará una carrera parlamentaria a fin de año?

MM: No, porque no renuncié al cargo de consejero regional para tener un plan A o B, aquí toda mi entrega ha sido para ser candidato a gobernador. Mi gran desafío es ese y si pierdo en esta elección me ‘iré para la casa’, pero no tengo un plan B.

RM: Soy vocero nacional de Modatima. Estoy a disposición de mi movimiento. Las decisiones que tomemos a futuro serán decisiones colectivas.

AV: Confío en que contaré con el respaldo de la gente de la región.

De los actuales presidenciables, ¿con quién tiene mayor sintonía?

MM: Pertenezco a una coalición como es Chile Vamos, por lo tanto, desde mi lugar de candidato mi sintonía está con todos los abanderados presidenciables de la coalición.

RM: Este período es constituyente. Se debe centrar en el debate constitucional. Soy parte de Modatima, que toma decisiones colectivas. Esa discusión no la vamos a adelantar sino hasta después del 16 de mayo.

AV: Soy de los que creen que la oposición debe actuar unida, por cierto, sobre la base de convicciones y proyectos de país (…). Voy a apoyar una candidatura de centroizquierda.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.