Apuntan a Sampaoli por el escándalo entre el Marsella y el Niza: “Su comportamiento fue inaceptable”

Sampaoli es retenido por uno de sus asistentes en el marco de los incidentes que se produjeron en el duelo entre el Niza y el Olympique de Marsella (Foto: AFP)

Roxana Maracineanu, ministra del Deporte francesa, comprende la conducta del equipo de Marsella, cuyos integrantes devolvieron las agresiones que recibieron de parte de los fanáticos del Niza, pero el alcalde de la ciudad se lanza contra el ex seleccionador chileno.


Fue una de las imágenes más impactantes del fin de semana. Los hinchas del Niza lanzaron objetos al campo de juego durante el encuentro ante el Olympique de Marsella, que dirige Jorge Sampaoli. Dimitri Payet devuelve una de las botellas de agua que lanzaron los fanáticos y se desata el caos. Los adeptos más radicales intentan invadir la cancha, alguno lo consigue y se encara con los jugadores de los visitantes. Sampaoli, en tanto, entra en cólera y se enfrenta con todos los que tiene a su alcance. Debe ser controlado por sus asistentes para que la situación no pase a mayores. Otro de ellos, Pablo Fernández, se ve involucrado en una agresión. Las autoridades francesas se dividen ante las impactantes escenas.

“¿Que nosotros somos los culpables? Vos estás loco”, responde un iracundo Sampaoli a un integrante del equipo local en el túnel de acceso a los vestuarios, desligándose de responsabilidades. Sin embargo, el alcalde de Niza, Christian Estrosi, apunta contra los jugadores y el cuerpo técnico del Olympique de Marsella, específicamente Sampaoli. “La violencia es siempre intolerable. La Liga debe adoptar sanciones después de determinar quién es el responsable. Si el comportamiento de algunos aficionados es inaceptable, también lo fue el del presidente del Olympique de Marsella en la grada y el del entrenador en el campo”, manifiesta el edil, a través de las redes sociales.

Sampaoli, en medio de los incidentes en el encuentro entre el Niza y el Olympique de Marsella (Foto: AFP)

Respaldo gubernamental

Francia está dividida frente al escándalo. A modo de ejemplo, la postura del entrenador encuentra un inesperado apoyo: el de la ministra del Deporte de Francia, Roxana Maracineanu, quien justificó el accionar de la escuadra marsellesa y de su cuerpo técnico durante el enfrentamiento. “Me alegra que se hayan defendido, es lo que debían hacer. En un partido en el que se ataca así a los jugadores y a los árbitros es normal reaccionar. ¿Vamos a dejar que se insulte a los jugadores y se les arroje botellas de agua? Toda la responsabilidad es del equipo anfitrión y de las fuerzas de seguridad”, considera la autoridad.

Los hinchas del Marsella, naturalmente, se ponen del lado de los suyos. El retorno de la delegación a la ciudad fue aguardada por numerosos fanáticos, que le dieron una bienvenida de héroes. Hubo cánticos y fuegos artificiales a modo de recepción y de respaldo.

Sigue en El Deportivo

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.