Dituro y los arbitrajes: “Nos hemos sentido perjudicados como plantel”

Matías Dituro, ante Palestino.

El arquero de Universidad Católica criticó la disparidad de criterios de los jueces. Sobre el mensaje de Luciano Aued, quien deslizó una crítica a Cruzados por no defenderlos, dijo que la gente sabe a quien va dirigido. También sostuvo que no sienten presión por La Calera y aclaró la discusión que tuvo con la banca de Palestino.




El arquero Matías Dituro aseguró que se sienten perjudicados por los arbitrajes del Torneo Nacional. El meta de Universidad Católica, líder del campeonato, reconoció que su equipo no está jugando bien, pero también acusó una disparidad de criterios de parte de los jueces hacia el conjunto cruzado.

En ese sentido, se mostró de acuerdo con el mensaje que publicó Luciano Aued, en Instagram, quien deslizó una crítica al directorio de Cruzados, que preside Juan Tagle, por no defenderlos como se debe en la ANFP. “Realmente, creo que ustedes saben a quién va dirigido y esa pregunta tendrían que hacérsela a Luciano, que fue el del posteo. Claramente, nosotros nos hemos sentido perjudicados como plantel. Sentimos que hay una diferencia de criterios en jugadas muy similares y en esa diferencia de criterios los perjudicados hemos sido nosotros. Esa sensación de que nos han perjudicado sí la sentimos todos”, aseguró.

“Hemos hecho una autocrítica muy grande, puertas adentro. Sabemos que no estamos jugando nuestro mejor fútbol y que nos está costando en los partidos. También entendemos que no podemos separar una cosa de la otra. Estas decisiones que no son parejas, que no tienen el mismo criterio, quizás nos van desenfocando de lo que tenemos que hacer. Y bueno, tenemos que dar vuelta la página, pensar en lo que viene. Necesitamos ver una Católica que haga un gran partido contra O’Higgins, que cree situaciones de gol, que seamos sólidos defensivamente y que consiga los tres puntos”, agregó.

Sobre el duelo con los Celestes, que se disputará este sábado, a las 19 horas, en Rancagua, el argentino comentó que será complicado, sobre todo, por la ausencia de Ignacio Saavedra, quien está suspendido por acumulación de tarjetas amarillas. “Sabemos que va a ser un partido difícil. O’Higgins, con el cambio de entrenador, ha subido mucho su rendimiento, está en una posición expectante a la zona de clasificiación de copas y va a ser un partido muy duro. Tenemos que recuperarnos de la mejor manera para llegar frescos y poder conseguir el resultado que queremos. El Nacho es un jugador importante, como el resto de los compañeros, y el que lo reemplace estará preparado de la mejor forma”, sentenció.

Sobre el bajón evidente de los cruzados, que pueden perder el liderato exclusivo si mañana Unión La Calera vence a Deportes Iquique, en la cancha sintética del Nicolás Chahuán, Dituro expuso como factores las lesiones y el desgaste.

“Al sufrir muchas bajas comos las que hemos sufrido, y al no tener tanto recambio tener que acudir muchísimo a los chicos, que han aguantado bien y han hecho un gran trabajo, sí se siente ese cansancio. Por suerte, en estas últimas semamas los partidos son cada cinco o seis días y eso hace que el equipo tenga un poco más de recuperación y pueda llegar de mejor manera. Somos el equipo que más partidos ha jugado en el año. Lamentablemente, sufrimos muchas lesiones y en un período muy corto de tiempo y eso se siente, pero quedan cuatro partidos importantes y los vamos a enfrentar de la mejor manera”, advirtió.

Al mismo tiempo, aseguró que no sienten presión por tener a los cementeros tan cerca, pese a que un triunfo de La Calera mañana dejará a ambos equipos igualados en la punta con 58 puntos: “No sentimos ninguna presión, porque normalmente los torneos se definen en las últimas fechas y depende de nosostros. Estamos líderes con una diferencia y tenemos que jugar contra nuestro perseguidor en casa. Depende de nosotros y estamos tranquilos por ese lado”.

La pelea con la banca de Palestino

Dituro protagonizó una discusión con la banca de Palestino al término del primer tiempo, el lunes, en San Carlos de Apoquindo. El portero entregó su versión de los hechos, en la que acusó a un miembro del cuerpo técnico de José Luis Sierra de insultarlo durante el lapso inicial.

“En ningún momento tuve una discusión con el técnico de Palestino, el Coto Sierra. A mí, durante todo el primer tiempo, me han dicho cosas desde la banca de Palestino y cuando nosotros convertimos el gol, lo grité con mucha euforia como siempre y quizás lo hice hacia la banca de ellos, por todo lo que me venían diciendo en el primer tiempo”, dijo.

“Si eso molestó, pido disculpas, pero no avala que un miembro del cuerpo técnico del Coto me insulte. No fue ni el Coto ni Marcelo Peña (ayudante), con quien tengo una muy buena relación. Ahí se desatan los gestos que empiezo a hacer hacia el banco para esa persona, no fueron para el Coto ni ningún jugador”, apuntó.

Por último, sostuvo que lo llamaron del cuadro árabe para disculparse, lo que, de todas formas, no lo dejó conforme. “Me llamó Marcelo Peña, porque tengo una muy buena relación con él. Me llamó para pedirme disculpas de parte de su entrenador por los gestos que me habían hecho, pero la persona que tenía que llamarme por los insultos que me hizo, realmente no lo hizo”, cerró el arquero.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.