CDE: "El daño provocado por el caso Cascadas al mercado ha sido consignado por el Banco Mundial y la OCDE"

MOTTA CONTESSE MIX

Aldo Motta y Patricio Contesse Fica se jugaron última carta para revocar millonaria multa en Tribunal Constitucional. Ambos insistieron en que la multa aplicada por la Superintendencia de Valores y Seguros fue "desproporcionada".




Los dos últimos sancionados de la histórica Resolución N° 233 de la Superintendencia de Valores y Seguros (SVS, hoy Comisión para el Mercado Financiero) presentaron sus alegatos ante el Tribunal Constitucional, Aldo Motta y Patricio Contesse Fica, gerentes generales de las Sociedades Cascada y Potasios, respectivamente.

Entre septiembre de 2011 a finales de 2012, el hijo del ex gerente general de SQM, Patricio Contesse González se desempeñó en dicho cargo y la SVS lo sancionó por cuatro operaciones presuntamente irregulares por un total de 60.000 UF (US$2,5 millones). Su defensa, liderada por el abogado César Ramos, sostuvo que el ejecutivo siempre actuó en base a la política de habitualidad de la sociedad y por el bien de la sociedad con la debida instrucción de su directorio.

"En su calidad de gerente general no obtuvo ganancias  derivadas de estas operaciones, sino que sólo recibió su remuneración que ascendía aproximadamente 2.2 millones de pesos

"Se trata de operaciones que generaron utilidades superlativas. Estamos hablando de más de US$100 millones para la sociedad en la que se desempeñaba como gerente general", sostuvo el abogado Ramos.

"Estamos frente a una multa impuesta por la SVS que es 60.000 UF aproximadamente 440 millones de pesos que es más de 30 veces la remuneración total que mi representado recibió cmo gerente general de la sociedad Potasios. Él no es dueño, controlador de la sociedad. Lo único que él tiene a su favor es su remuneración"

De igual manera, la defensa de Aldo Motta, encabezada por el abogado, Daniel López también calificó como "desproporcionada" la sanción que le aplicara la SVS. El ex gerente general de Oro Blanco, Pampa Calichera y Norte Grande fue multado en 600.000 UF (US$26,5 millones).

Ambas defensas también apelaron y recordaron la jurisprudencia del propio Tribunal Constitucional sobre los requerimientos de inaplicabilidad constitucional que ingresaran los otros sancionados del caso Cascadas: Roberto Guzmán, Leonidas Vial y los ejecutivos de LarrainVial, Manuel Bulnes y Felipe Errázuriz. Esto en base a la arbitrariedad en que habría incurrido la SVS al fijar el parámetro de la multa en base al artículo 29 de su Ley Orgánica Constitucional.

Dura respuesta

"No es efectivo que sus operaciones no hayan causado perjuicio", rebatió Alfredo Larreta, quien alegó en defensa de la SVS y el Consejo de Defensa del Estado. El abogado que representó los intereses del Fisco recordó que la sentencia del 24° Juzgado Civil de Santiago que falló a favor de AFP Provida que denunciara un perjuicio de 170.000 UF en el marco del caso Cascadas.

Más duro en el tono, el abogado del CDE lanzó: "Sin la intervención de Contesse en Potasios y sin la tremenda intervención de Motta en la administración de las Cascadas, los hechos que estableció la SVS en su sanción no hubieran sido posibles. La cantidad de operaciones que ejecutó Motta para posibilitar que sea sancionado en Cascadas en gigantesca".

"¿Produjo daño a las sociedades? Sí; ¿Produjo daño a los accionistas? Sí; ¿Produjo daño al mercado? Sí. ¿Produjo daño al mercado? Notablemente. Esto ha sido consignación en notas y artículos del Banco Mundial y órganos internacionales como la OCDE, como cualquier infracción financiera de esta magnitud a cualquier mercado", remató el abogado.

El abogado del Consejo de Defensa del Estado además que la multa que se aplicara en los casos de Motta y Contesse fue ajustada a la capacidad económica de cada uno de los sancionados.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.

Investigadores italianos idearon una versión no verbal de la prueba de Turing, con la cual descubrieron que un robot podía generar percepciones confusas en los humanos.