Daniel Alcaíno revive a Yerko Puchento fuera de pantalla: "Hoy que estamos sin canal, sin línea editorial, somos un peligro público"

yerko

El actor habla con La Tercera PM de la nueva vida de su personaje más emblemático, el que se volverá a subir a un escenario en una serie de shows en los próximos meses. Además, cuenta cómo ha sido personificar a Víctor Jara en el próximo espectáculo de Inti-Illimani y Quilapayún.




Daniel Alcaíno ya no está con vértigo. O, al menos, esta vez la sensibilidad es distinta.

Luego que Canal 13 decidiera no programar una nueva temporada del estelar "Vértigo" y que despidiera en marzo al guionista histórico de Yerko Puchento, Jorge López, es primera vez en varios años que el actor no tiene pantalla para caracterizarse como uno de sus personajes más populares, el del "bum bum", el que disparaba sin compasión contra figuras de la política y de la farándula, el que precisamente en 2018 fue sepultado en cámara para timbrar su final.

A cambio, Alcaíno estará en las próximas semanas en el ojo público, pero encarnando un rol totalmente distinto: interpretará a Víctor Jara en el espectáculo "A Víctor Jara justicia" que montarán Inti-Illimani histórico y Quilapayún en Santiago (29 y 30 de junio en el Teatro Caupolicán), Concepción (12 de julio en el Teatro Regional del Biobío) y Temuco (14 de julio en el Teatro Municipal).

Una iniciativa que mezcla el teatro y la música, a cargo de otro actor y cómico, Pato Pimienta, y que tiene a Alcaíno ensayando arduamente en las últimas semanas para apoderarse de la figura del cantautor, la que ya ha representado en otros conciertos de distinta índole en los últimos años. El plan es claro: abordar la multiplicidad de aristas profesionales y humanas del músico, desde su vínculo con las tablas hasta su reconocido sentido del humor.

Pese a las nuevas rutas, Yerko aún no ha muerto. El actor –que tiene contrato con Canal 13 hasta diciembre de este año, vínculo que se ha remitido a las teleseries de la señal- planea revivirlo en un ciclo de shows que partirían en julio por distintos circuitos, desde teatros a casinos, y donde podrá dar rienda suelta a un estilo que durante este año se quedó sin pantalla.

¿Cómo se ha preparado para este montaje

Asistiendo a los ensayos, no me he perdido ninguno. Los primeros ensayos (estuve) muy piola, muy callado, con mucho respeto, tímido, temeroso de echar la talla incluso. Ya décimo ensayo echando la talla, duodécimo dije: "oye podrían alargar acá" o "no pongan esta letra acá". Estructurando la cosa con el Pato (Pimienta), viendo las canciones, viendo las posibilidades, conversándolas con ellos; muy generosos ellos también. Tu partiste preguntándome cómo me estoy preparando y yo me he preparado de siempre, porque siempre me ha gustado esta música, siempre me ha llamado la atención la figura de Víctor Jara, me siento muy contento, como un niño en un camarín con sus ídolos. Estoy con gente que es leyenda, que es parte de la historia de la música: el Loro Salinas, Eduardo Carrasco. Sus canciones, todo lo que implica ser un Quilapayún un Inti-Illimani. Ellos conocieron a Víctor también, son primera fuente, me cuentan anécdotas, historias, por eso al principio estaba muy inhibido de esbozar una imitación o algo así. Pero han sido muy generosos, me han dicho "dale, dale, dale". O "se parece". Me dicen "no decía perro, decía perrroooo, perrrooo". Ahí voy tomando de todo. Todo se está armando en los ensayos. Si bien ambos grupos habían tocado canciones de Víctor, y los dos grupos habían tocado juntos Inti + Quila, lo habían hecho con canciones suyas. Aquí las 25 canciones las tocan ambos grupos juntos.

¿Por qué te interesó tanto la figura de Víctor Jara? Tengo entendido que también te gustaría interpretarlo en el cine.

De niño me llamó la atención que su nombre había que nombrarlo muy a sottovoce (expresión italiana que significa en voz baja, en secreto), que era sinónimo de peligrosidad. Ahí empiezan a surgir todos esos mitos de cómo murió: si le sacaron las uñas, si le pegaron, lo quemaron, cuántos balazos fueron, quién fue. Y todo ese punto ciego que pasa en el Estadio Chile, donde atraviesa estos tres días de vía crucis.

Soy parte de la Fundación también. Y siempre me ha acercado a todo lo que tenga que ver con él, porque de niño tuve sus canciones, sus textos, la escuela de teatro, los profesores, todo de primera fuente: Humberto Duvauchelle fue mi primer profesor, trabajó con él en tres, cuatro obras de teatro; después mi primera obra teatral fue Golondrina, que dirigió  Alejandro Sieveking del mismo curso, quien le dirigió los mayores éxitos, La remolienda, Parecido a la felicidad; la Bélgica Castro, que trabajé con ella en Golondrina, Mala onda, y todo el día era hablar de Víctor. Víctor Jara fue un referente del teatro como Andrés Pérez. Pero hoy día hay poca memoria, la gente es poco ávida de ir a la Biblioteca Nacional y ver los diarios de la época, y ver que Víctor era el Andrés Pérez de su momento.

Luego, Alcaíno profundiza en el tema y lo vincula con la coyuntura: "Hay siempre una lucha por reconstruir la memoria, ahí vez lo que está pasando con las clases de Historia, Filosofía, Educación Cívica, que hay un deseo, una obstinación por todos estos gobiernos, tanto de Concertación como la derecha, por olvidar la historia, por olvidar a Víctor. Cada vez que aparece Carmen Gloria Quintana, no hay palabras, y les recuerda a todos lo que ocurrió. Para los artistas, Víctor representa al artista total: el que le ganó a la adversidad, de venir de un lugar humilde, hacerse el mejor director, músico, director. Murió siendo un mártir, ese destino trágico lo elevó".

Cambiando de tema, hace pocos días se supo que está preparando un espectáculo junto a Jorge López, llamado Yerko clandestino, y que se estrenaría en julio. ¿Cómo será este show? ¿Abordará todo lo que le ha pasado últimamente, esta época un poco turbulenta que ha vivido con la salida de López de Canal 13, las escuchas de  la Operación Huracán…?

No, porque eso es muy egocéntrico. Encuentro que el personaje es una cosa y el actor es otra. El personaje es la voz de los sin voz y hoy día hay mucho qué decir. Sabemos que muchos medios de comunicación no dicen lo que hay que decir, no muestran lo que hay que mostrar. Yo creo que hoy día, que estamos sin canal, sin línea editorial, somos un peligro público, así es que estamos preparando el próximo atentado para mediados de julio en algún teatro que pronto avisaremos.

Aquí, La Tercera le preguntó al actor acerca de la Operación Huracán y qué le parecía que se haya revelado que la Dirección Nacional de Inteligencia Policial de Carabineros (Dipolcar) tuviera una carpeta con 1415 grabaciones telefónicas suyas, las que cubrían desde noviembre de 2017 a febrero de 2018. Alcaíno optó por terminar la entrevista, argumentando que, según él, se había publicado mucha información falsa relativa al tema y que no deseaba seguir hablando de aquello.

Comenta