El primer mes de ómicron en Chile: sin muertos registrados y casos más leves entre vacunados

Según datos del Minsal, a un mes del arribo de esta variante, solo un 40% de los diagnosticados reportó malestares y ninguno ha requerido hospitalización. Médicos que han tratado casos destacan que el cuadro clínico se parece más a un resfrío fuerte y que la pérdida de olfato es cada vez menos común.




La Subsecretaría de Salud Pública reportó ayer 684 casos de ómicron en el país. De ellos, 661 corresponden a viajeros, otros 14 tienen nexo epidemiológico con alguien que salió del país y otros nueve -situados en la Región Metropolitana- han sido calificados como casos comunitarios. La mitad de estos contagios proviene desde Estados Unidos, según confirmó la autoridad.

Un análisis más detallado de esta casuística entrega el informe epidemiológico de variantes publicado a inicios de esta semana por el Minsal. Con corte al 27 de diciembre pasado -a un mes de la llegada del primer caso- Salud había identificado 632 casos compatibles para este nuevo linaje del virus. Y hasta esa fecha no se registraba ninguna muerte atribuible a la variante.

Variante de preocupaciónTotal*Casos sintomáticosHospitalizaciónIngreso UCI/UTIFallecidosEmbarazadasComorbilidades
Ómicron632252000434
*Hasta el 27 de diciembre 2021.
Fuente: INFORME EPIDEMIOLÓGICO N°21 VIGILANCIA GENÓMICA DE SARS-CoV-2 (MINSAL)

En cuanto a la presencia de síntomas, solo un 40% de los diagnosticados (252) reportó malestares asociados al virus y ninguno de ellos ha requerido hospitalización. Por otro lado, entre quienes han sido infectados con la variante, se reportan cuatro mujeres embarazadas y 34 pacientes con alguna enfermedad crónica preexistente.

Acorde a las muestras recogidas entre los viajeros que ingresan al país, ómicron ya predomina por sobre delta en este grupo: de un total de 736 muestras enviadas a secuenciación genómica, 580 resultaron ser compatibles para ómicron y solo 153 para delta. El resto (3) se distribuye en otros linajes del virus.

Cuadros clínicos

Ante el aumento de los casos registrados principalmente en la Región Metropolitana, el ministro de Salud, Enrique Paris, señaló que algunas comunas -principalmente asociadas al sector oriente de la capital- que concentran una mayor cantidad de viajeros que retornan desde el extranjero han tenido una mayor incidencia de ómicron. Y los centros clínicos que están en esa zona de la capital reportan leves aumentos en la demanda de atención de emergencia.

El jefe de Urgencia de Clínica Indisa, Leonardo Ristori, explica que los casos parecieran ser más leves, asimilables a una gripe o resfrío que afecta la vía respiratoria alta. “Ómicron se parece mucho más a un resfrío fuerte, con mucha sintomatología alta, esto es dolor de garganta, romadizo y ese tipo de cosas. Pero, por supuesto, no excluye el compromiso más bajo que significa tos y esas cosas, pero se puede confundir mucho más con problemas respiratorios”, detalla.

Ante la mayor cantidad de asintomáticos, Ristori señala que estos casos se dan principalmente entre contactos estrechos de un contagio índice. “Uno pesquisa esos casos asintomáticos en los contactos de los casos confirmados y se encuentra con que una persona que fue pesquisada esta infectada y no está sintiendo absolutamente nada”, explica.

Por otro lado, la infectóloga de Clínica Santa María Claudia Cortés señala que “la evidencia científica sugiere que en las personas vacunadas con tres dosis el cuadro suele ser más leve. Los síntomas son similares al de otras variantes. La pérdida del gusto y del olfato es cada vez menos frecuente y es indistinguible de un cuadro de resfrío común. Por ahora estamos viendo más consulta en el servicio de urgencia, pero no más hospitalizaciones”. Así, con el aumento de casos registrados en las últimas jornadas, principalmente en la capital, la positividad que ya alcanza es de un 4%, Cortés sugiere ver la evolución “en siete o 10 días más”.

El jefe de Infectología de Clinica Dávila, Roberto Olivares, también ha detectado cambios en la sintomatología asociada a la nueva variante. “Al replicarse mejor en la vía áerea superior, los síntomas se asimilan a un resfrío común o una gripe, pero no grave. Básicamente, dolor de garganta, tos o estornudo, frío, decaimiento y disfonía. Y lo que era característico de las otras variantes, como la pérdida del olfato o del gusto, pareciera que en esta variante esos síntomas se producen con menos frecuencia. Lo importante a destacar es que parece que produce un cuadro menos letal y eso igual estaría asociado a que las vacunas podrían proteger y eso hace que el cuadro en parte sea mas leve”, detalla.

Sin embargo, Olivares llama a poner atención en los períodos de desarrollo de la enfermedad, que parecieran estar acortándose. “Como se contagia con tanta facilidad, se ha visto que el período de incubación sería mas corto que otras variantes. Estamos hablando de tres días para ómicron, versus cinco para delta y, aparentemente, una parte importante de los casos son asintomáticos, por la variante, que produce cuadros más leves. Y si estamos vacunados, eventualmente, va a hacer que la infección sea más leve o asintomática”.

En Clínica Alemana, el doctor Michel Rey, jefe técnico de la unidad de urgencia respiratoria, asegura que durante las últimas semanas han acudido más pacientes con antecedente de viaje al extranjero. “Lo que nos ha enseñado este período es que la vacuna hace la diferencia. Un paciente contagiado que esté vacunado va a tener mejores resultados. Hemos atendido viajeros, pero también casos que se han contagiado dentro del país. Eso quiere decir que la trazabilidad se perdió y (ómicron) ya está circulando en la comunidad”, concluye.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.