¿Habrá o no un catálogo de bienes esenciales? Cómo el gobierno se enredó y ahora habla de “criterios”

Balance de este miércoles en la Moneda. Foto: Minsal.

Ayer, la subsecretaria de Prevención del Delito, Katherine Martorell, anunció la creación de un catálogo -a cargo del ministerio de Economía- de los bienes esenciales que las empresas pueden comercializar durante la cuarentena. Sin embargo, hoy el titular de Economía, Lucas Palacios -quien ayer se comunicó con la CPC-, señaló que se están viendo “criterios” y no un “catálogo”. Martorell, en tanto, abordó la polémica hoy día y habló finalmente de la elaboración de una “guía” y “criterios”.




“Lo que se va a establecer son los criterios para determinar los productos esenciales. Eso lo va a realizar el ministerio de Economía...”, decía hoy la subsecretaria de Prevención del Delito, Katherine Martorell, durante el balance diario por el avance de la pandemia cuando el ministro de Salud, Enrique Paris, la interrumpió.

“En conjunto”, le dijo el titular de Salud en voz baja, pero el comentario se alcanzó a colar en los micrófonos. Martorell estaba respondiendo sobre la polémica que se generó a raíz de las declaraciones contradictorias entre ella y el ministro de Economía, Lucas Palacios, respecto de la elaboración de un “catálogo de productos” para fiscalizar mejor la solicitud de los permisos de empresas ante el mal uso que han hecho algunas de ellas.

Ayer, la subsecretaria había realizado un punto de prensa -en conjunto con la ministra del Trabajo, María José Zaldívar- en el cual aseguró que existirá una “determinación exacta de todos los bienes que son esenciales”. Esto, luego que se revelaran los casos de empresas que hacen un mal uso de estos permisos.

Y agregó: “Creíamos que era suficiente esa descripción para que las empresas comprendieran qué era esencial. Dado que lamentablemente al parecer eso no es así, se va a establecer junto al Ministerio de Economía una determinación exacta de todos los bienes que son esenciales”.

El anuncio de Martorell -transmitían ayer en el gobierno- generó malestar en Economía. Según afirman fuentes del Ejecutivo, cinco minutos antes del punto de prensa de ayer, la subsecretaria llamó a Palacios para preguntarle si podía decir que se estaba trabajando en un catálogo para definir mejor los bienes esenciales, ya que había que reducir la cantidad de personas que transitan. Ante eso, de acuerdo a las mismas fuentes, Palacios le dijo a la subsecretaria que era algo poco practicable, y que había que estudiarlo mejor durante el día. Sin embargo, Martorell hizo el anuncio igual.

En Interior recalcan que en ese dialogo, Palacios sí accedió a lo que señaló la subsecretaria y que hubo coordinación previa. De hecho, se nombró una persona en el ministerio para esa tarea.

Internamente, el tema se analizó durante el día y se llegó a la conclusión de que no era posible definir qué es esencial para cada familia, y por ende el criterio era apuntar más a la reducción de la personas. Y, en este escenario, Palacios abordó esta mañana la materia y tomó distancia de lo que había dicho la autoridad de Prevención del Delito, descartando la elaboración de un catálogo de esa índole.

“Lo que se va a establecer son los criterios para determinar los productos esenciales. Eso lo va a realizar el ministerio de Economía”, dijo el ministro a Tele13 Radio corrigiendo la información entregada por la subsecretaria.

Asimismo, Palacios sostuvo que “es difícil definir cuáles son los productos esenciales” y que “lo que estamos haciendo es definir cuáles son aquellos trabajos, aquellas funciones esenciales que van a estar incorporadas dentro de las empresas que están habilitadas para trabajar durante este periodo, que básicamente son bienes y servicios de primera necesidad y toda su red de proveedores”.

En paralelo, ayer el ministerio de Economía recibió llamados desde la CPC. Esto, ya que el lunes había sesionado la mesa pública-privada que apuntaba a la autorregulación de las empresas y que ellas definirán “los trabajadores esenciales” y con ello reducir el número de trabajadores que circula en las calles.

En La Moneda reconocen que existió una complicación y un “enredo comunicacional” en el tema. En privado, lamentan la intervención de Palacios debido a que dejó “expuesto” que lo que se había anunciado no se podría concretar, mientras que en Interior había molestia. Esto, porque recalcan que lo planteado por Martorell había sido lo acordado previamente, sin embargo, otros subrayan que era “imposible” catalogar a todos los productos esenciales porque “son millones”.

Así, en medio de la polémica, antes del punto de prensa de balance del Minsal, según fuentes de gobierno, hubo una reunión entre los ministros Palacios, Paris y la subsecretaria Martorell. En esa instancia, se definió la “bajada comunicacional” para evitar retroceder con el anuncio del día anterior, tras la cual surgió el nuevo concepto de “definición de criterios”.

“No hay una contradicción entre lo que he dicho el día de ayer respecto a la creación y establecimiento de los productos esenciales, ni lo que ha señalado el ministro Palacios. De hecho, todo eso se hizo en plena coordinación”, recalcó la subsecretaria cuando abordó la materia.

Y, tal cual lo acordado, Martorell retrocedió respecto de la idea de un catálogo con bienes esenciales específicos y precisó que sería una “guía” con criterios. “Lo que va a elaborar el Ministerio de Economía es la guía que establece cuál es el criterio para determinar el producto esencial y eso lo va a realizar el Ministerio de Economía en conjunto con las distintas industrias”, dijo, agregando que “ese estándar lo va a fijar el Ministerio de Economía”.

Además, Martorell agregó que “la fiscalización siempre se está realizando y ayer se dieron a conocer números de denuncias para que las personas puedan denunciar cuando ocurren situaciones irregulares, como, por ejemplo, cuando los están llamando a trabajar en una empresa que no sea esencial. Este trabajo se hace de la mano con el Servicio de Impuestos Internos, que está verificando que los giros de quienes solicitan estos permisos sean también esenciales”.

Comenta