De Julianne Moore a Reese Witherspoon: las actrices productoras en Hollywood

Gloria Bell

La recién anunciada serie Lisey's song, donde el director chileno Pablo Larraín dirigirá a Julianne Moore, es el más reciente caso de una actriz que asume la producción ejecutiva de un trabajo de ficción. Una tendencia que crece en la industria del cine y la TV y a la que se suman Natalie Portman y Charlize Theron, entre otras.




No siempre los directores tienen la última palabra. O la primera. A fines del año 2015, cuando el director chileno Sebastián Lelio aún ni siquiera comenzaba el rodaje de Una mujer fantástica (2017), la actriz británica Rachel Weisz anunció en medio de la promoción de la película Juventud (2015) de Paolo Sorrentino que estaba a punto de comenzar el rodaje de Disobedience (2017), a la larga el debut del realizador local en el cine en inglés. 

Julianne Moore: La actriz de 58 años estará en la producción ejecutiva de la mencionada Lisey's story, basada en la novela La historia de Lisey (2006) de Stephen King y con guión del propio escritor. En términos generales, esta es la odisea de una viuda que debe enfrentar una nueva vida bajo la sombra que dejó su esposo, un famoso escritor. Moore acaba de producir además After the wedding (2019) y el año pasado estuvo en Gloria Bell (2018), el remake que Sebastián Lelio hizo de su propia Gloria (2013). En ambas cintas, la mujer ganadora del Oscar a Mejor actriz por Still Alice (2014) fue protagonista.     

Rachel Weisz: La británica de 49 años ha sido bastante selectiva en cada uno de los proyectos ejecutados, aunque comenzó en el 2003 con The shape of things, del cineasta independiente estadounidense Neil LaBute. En el 2017 estuvo detrás de la citada Disobedience y actualmente busca director para Lanny, producción basada en la novela homónima de Max Porter, acerca de la desaparición de un niño en el norte de Londres. En todos estos trabajos ella ha actuado en roles centrales.

Reese Witherspoon. La actriz de 43 años es una de las que más lejos ha llegado en el campo de la producción y hasta tiene una compañía propia, Hello Sunshine. Tiene al menos 12 películas bajo su alero y, por supuesto, la serie ganadora de ocho premios Emmy Big little lies. Witherspoon produce desde los tiempos de Legalmente rubia 2 (2003) e incluso ha logrado desligarse como actriz en ciertos proyectos. Un caso fue la elogiada Perdida (2014), cinta de David Fincher basada en la novela de Gillian Flynn, con Ben Affleck y Rosamund Pike. De ese mismo año es Alma salvaje, filme de Jean-Marc Vallée por el que fue nominada a un Oscar. 

Natalie Portman. La protagonista de Jackie (2016) del chileno Pablo Larraín, donde no produjo, tiene 12 películas donde figura como productora. Vegana y políticamente liberal, la actriz israelí-estadounidense estuvo detrás del documental Comer animales (2018) de Christopher Dillon Quinn, a su vez basado en el libro de Jonathan Safran Foer. También produjo el western Jane got a gun (2015) de Gavin O'Connor y el elogiado drama Vox Lux (2018), de Brady Corbet. En el primer filme es una pistolera por necesidad y en el segundo interpreta a una conflictuada estrella del pop.   

Charlize Theron. La actriz sudafricana ganadora de un Oscar por Monster (2004) estuvo en la producción ejecutiva de Atómica (2017), donde encarnó a una agente secreta, y también participó en similar labor en la comedia negra Gringo (2018). Fue, además, una de las coproductoras de la serie Mindhunter (2017-2019) de David Fincher, e incursionó como ejecutiva de la cinta animada La familia Addams, a estrenarse a fin de año.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.