La apuesta del PC de romper con exsocios de NM para reconectar con la calle

Teillier

Teillier en 2006, cuando era secretario general del PC, dando un discurso en un congreso de la colectividad.

Esta mañana la bancada del PC desestimó la legitimidad de las negociaciones entre el gobierno y la oposición para reformar la constitución. La colectividad que encabeza Guillermo Teillier no se moverá de la fórmula de una asamblea constituyente y del plebiscito de entrada. Su apuesta es ganarse a la calle.




Esta mañana, pasadas las 11 horas -cuando todavía no se daba por perdida la posibilidad de un acuerdo entre la oposición y el oficialismo para avanzar en la reforma a la Constitución-, el presidente del Partido Comunista, Guillermo Teillier, se reunió en el Congreso con sus pares de bancada Camila Vallejo, Carmen Hertz, Boris Barrera y Daniel Núnez. Se sumaron también los diputados regionalistas y otros del Frente Amplio.

La cita apuntaba a un objetivo en particular: evidenciar que el PC se desmarca de cualquier acuerdo alternativo a la Asamblea Constituyente como mecanismo para reformar la Carta Magna y que no renunciará al plebiscito como fórmula de entrada a la discusión.

"El PC no participa de ninguna reunión y mantenemos nuestra posición de un plebiscito de entrada. Hoy no hay voluntad de escuchar a la ciudadanía. Y a través del Servel se está intentando torpedear también el llamado a consulta que han hecho los alcaldes de forma muy democrática", comentó Teiller a La Tercera PM antes de hacer un punto de prensa.

Los dichos de Teillier son parte del diseño del PC que desde el estallido social del 18 de octubre optó por desmarcarse de quienes fueron sus socios de la exNueva Mayoría y de cualquier llamado al diálogo que provenga del presidente Sebastián Piñera, quien esta semana llamó a todos los sectores a "un Acuerdo por la Paz".

En un escenario de descrédito del Congreso, el PC apostó por dar una señal de reconexión con el movimiento en la calle. Dicen que no hay una orden de partido, pero sí una "orientación política" de la dirigencia que ha reforzado la presencia de los comunistas en las movilizaciones.

Un dirigente dice que esta es una oportunidad para mostrar que el PC está con el movimiento social. Esto en momentos en que la representación de los comunistas en las organizaciones gremiales ha ido retrocediendo paulatinamente dando mayor presencia a los dirigentes del Frente Amplio. Ellos hoy representan una mayoría en la mesa de Unidad Nacional que conforman 115 gremios y que esta semana llamó a paro. Bárbara Figueroa, presidenta de la CUT es la única dirigente PC en la mesa Ejecutiva del organismo.

El sábado el PC tuvo comisión política. Ahí se reafirmó la determinación del partido de apostar hasta el final por la asamblea constituyente y por el plebiscito de entrada. Esa bajada de línea -dicen en el PC- explica la posición de los diputados esta semana. Una fuente de la colectividad asegura que el duro desmarque del PC de las negociaciones parlamentarias por una nueva Constitución responde también a la presión de las bases que han hecho llegar el mensaje de que si la colectividad cede a la fórmula intermedia de una convención constituyente, habrá masivas renuncias.

Todos los dirigentes del PC quisieron estampar que el partido no se moverá de su posición. La diputada Karol Cariola acusó esta mañana a sus partes del Congreso de participar de un acuerdo de espalda a la ciudadanía.

Ayer, las diputadas Camila Vallejo y Carmen Hertz también hicieron un punto comunicacional al acusar a los dirigentes del oficialismo y de la oposición de haber marginado al PC de la negociación constituyente al no haber avisado que había una reunión en el Senado por el tema.

La postura de los comunistas ha tensionado la relación con los parlamentarios de la exNM. Un dirigente de oposición asegura que el PC sabía de la reunión de ayer, pero quiso hacer un punto político al desmarcarse. Como miembro de la comisión de Constitución, el diputado Hugo Gutiérrez ha estado en las tratativas para ver la fórmula. De hecho, ingresó indicaciones para la realización de un plebiscito en diciembre.

Exministro Barraza: La salida constitucional debe tener legitimidad

El ex ministro de Desarrollo Social, Marco Barraza, estuvo el martes en la calle en el marco de la paralización nacional a la que convocó la Mesa de Unidad Nacional. También ha estado en varias de las marchas convocadas desde el estallido social.

El ex ministro de Bachelet asegura que el PC "siempre ha tenido conexión con el mundo social" y que incluso estando en el gobierno tuvo "los pies en la calle".

-Hoy el PC desestima públicamente cualquier fómula de cambio constitucional sin AC, pero no se hizo ese punto en el gobierno de Bachelet que mandó un proyecto que no consideraba ese mecanismo. ¿Se busca más conexión con la calle?  

El proyecto que se envió en esa oportunidad obedecía a una correlación de fuerzas en el Congreso. Hoy es distinto. La ciudadanía está politizada y no aprobará ningún acuerdo que no exprese la deliberación del pueblo. La salida democrática tiene que tener legitimidad social y política. 

-¿El PC no accederá al acuerdo por la Paz al que llama el Presidente Piñera?

Comenta