Primeros efectos políticos del triunfo de Petro en Colombia: anuncia reapertura de frontera con Venezuela y oposición debate dejar atrás figura de Uribe

Gustavo Petro muestra su papeleta antes de emitir su voto durante la segunda vuelta de las elecciones presidenciales en Bogotá, el 19 de junio de 2022. Foto: Reuters

Durante la campaña, el presidente electo dijo que será prioritario el restablecimiento de las relaciones bilaterales con el régimen de Venezuela, en manos de Nicolás Maduro.


En el tercer día después de su victoria el domingo en las urnas, el presidente electo de Colombia, el izquierdista Gustavo Petro, inició la jornada de hoy con una reunión con su equipo programático en el norte de Bogotá, poniendo inicio así a su agenda pública de cara al proceso de transición entre el gobierno saliente de Iván Duque y el entrante.

Pero la reunión estuvo precedida de un importante anuncio: la reapertura de la frontera entre Colombia y Venezuela. “Me he comunicado con el gobierno venezolano para abrir las fronteras y restablecer el pleno ejercicio de los derechos humanos en la frontera”, escribió Petro en Twitter este miércoles, en consonancia con lo que había dicho durante campaña.

“Yo tengo que decirles que Cúcuta no puede ser ciudad, no puede prosperar, no puede superar los problemas sin abrir las fronteras”, dijo Petro antes de las elecciones en Cúcuta, ciudad fronteriza que se ha visto afectada por el cierre, según recuerda la emisora colombiana Blu Radio.

Petro ha sostenido que el Presidente Iván Duque ha manejado mal la situación de la frontera y la relación con Venezuela. “Los destinos de Colombia y de Venezuela van por la misma senda, hasta se parecen a sus gobernantes, porque no hay nada más parecido a Maduro en Colombia que Duque”, aseguró a comienzos de mayo en su visita a la frontera. Y agregó: “Cúcuta no puede superar los problemas sin abrir la frontera”.

Entre otras cosas, Petro habló en esa oportunidad de la propuesta de tener un ferrocarril entre los dos países para poder transportar las mercancías de ambas naciones, para lo cual se necesita de voluntad estatal: “Un tren depende de los gobiernos de ambos países, de una institucionalidad de ambas naciones. Han querido enfrentarnos como pueblos diferentes, pero si volviéramos a revivir ese ferrocarril, que antes era de madera y carbón, y hoy eléctrico, podríamos garantizar la salida de las mercancías, es una salida sostenible y real”, les dijo a los asistentes.

Una de las promesas de campaña de Petro y era restablecer las relaciones bilaterales con el régimen de Venezuela, en manos de Nicolás Maduro. “Será tarea prioritaria y urgente lograr el restablecimiento de las relaciones consulares con Venezuela, en beneficio de los colombianos en ese país y de los venezolanos en Colombia, con el objetivo siguiente, que será el restablecimiento de las relaciones diplomáticas. Si bien lo óptimo sería normalizar del todo nuestras interacciones bilaterales, lo sensato y tal vez lo viable, dado su deterioro actual, es empezar con lo que es más factible, es decir, lo consular, y trabajar hacia la restauración plena de relaciones, proceso que en últimas depende también del gobierno de Maduro”, señaló el entonces candidato del Pacto Histórico al diario El Espectador.

Soldados hacen guardia en un puesto de control en una avenida en Cúcuta, cerca de la frontera con Venezuela, el 7 de febrero de 2022.

Colombia y Venezuela comparten una frontera de 2.219 kilómetros que está cerrada al paso de vehículos desde agosto de 2015 por orden de Maduro que previamente había expulsado a miles de colombianos de esa zona.

Posteriormente, el 23 de febrero de 2019, el mandatario venezolano rompió relaciones diplomáticas con Colombia en medio de una escalada de tensiones por el reconocimiento de Duque, al líder opositor venezolano, Juan Guaidó, como presidente interino. Vale la pena recordar que, desde el 25 de febrero de 2019, la embajada y los 15 consulados colombianos en Venezuela están cerrados por orden de Duque.

El domingo pasado, Maduro fue uno de los primeros mandatarios de la región en felicitar a Petro y su fórmula presidencial por su victoria en las urnas, con más de 11,2 millones de votos en segunda vuelta. “Felicito a Gustavo Petro y a Francia Márquez, por la histórica victoria en las elecciones Presidenciales en Colombia. Se escuchó la voluntad del pueblo colombiano, que salió a defender el camino de la democracia y la paz. Nuevos tiempos se avizoran para este hermano país”.

Según señala la revista Semana, es claro que Petro está dando los pasos para normalizar las relaciones con Venezuela y el tema de las fronteras es el primero, pero como aclara el excanciller Julio Londoño Paredes, “dicha medida no se puede adoptar de la noche a la mañana”. Eso sí, “la presencia de Petro podrá contribuir a dejar de lado las crispadas relaciones que han sido factor de tensión e intranquilidad para los habitantes de la frontera y, en general, para los dos países”, agrega.

Luego que Petro diera a conocer que “habló con el gobierno” de Venezuela para buscar una reapertura de la frontera, Duque envió un agudo mensaje a Caracas sobre la presencia de cabecillas de las disidencias de la Farc en ese territorio.

Inmigrantes venezolanos con maletas esperan la autorización para que buses los lleven a la ciudad fronteriza de Cúcuta, el 2 de julio de 2020.

En ese sentido, el mandatario pidió que Venezuela que, si quiere mostrar buena voluntad con Colombia, debería capturar inmediatamente al jefe de la disidencia de las Farc -denominada Segunda Marquetalia- y extraditarlo para que responda por sus crímenes. “Lo importante es que nosotros sigamos sobre todo garantizando del lado venezolano es que no haya connivencia con el terrorismo, porque allá (en Venezuela) está Pablito, porque allá está Antonio García y allá está Iván Márquez”, sostuvo Duque.

“Las fronteras no han estado cerradas, las fronteras están abiertas, están diciendo que van a abrir fronteras y lo que estoy diciendo es que ya están abiertas”, insistió Duque.

Dardos contra Uribe

En medio de la primera reunión de la bancada del Pacto Histórico tras el triunfo de Petro en la segunda vuelta de elecciones, el senador Armando Benedetti, que fue pieza fundamental en su elección como presidente de Colombia, aseguró que “cualquier acuerdo nacional tiene que comenzar con un contacto con Álvaro Uribe Vélez”.

“En desarrollo del acuerdo nacional, creería que con el primero que hay que hablar es con Álvaro Uribe. ¿Por qué? Él ha ganado 8 de las 11 elecciones, es el político más importante del país de los últimos 20 años. Además, es un líder innato y tiene ascendencia sobre otros líderes”, comentó Benedetti a la revista Semana.

Si bien es claro que el Centro Democrático estará en la oposición al presidente elegido, ¿será Uribe el jefe de la oposición a Petro?, se preguntó el diario El Tiempo. “Para nadie es un secreto que el verdadero líder del Centro Democrático es el expresidente Álvaro Uribe, aunque en los últimos días, particularmente en la campaña que acaba de concluir, se le vio un poco silencioso e incluso alejado de la mecánica política”, apuntó el periódico bogotano.

En ese sentido, una de las llamadas a liderar esa oposición podría ser la senadora María Fernanda Cabal, quien incluso en diálogo con El Tiempo aseguró que sí quiere liderar la oposición al gobierno de Petro y destacó que tiene la capacidad, el discurso y el conocimiento para hacerlo. Precisamente la legisladora dijo que Uribe dejó un legado que sigue vigente y que la ausencia de garantías judiciales y la persecución política lo han llevado a donde está hoy.

Desde que el Centro Democrático no eligió a un candidato propio para las elecciones presidenciales y anunció el apoyo a Federico ‘Fico’ Gutiérrez, el partido ha mostrado fracturas a su interior y roces entre sus militantes. Este es el caso del representante a la Cámara Edward Rodríguez y la senadora María Fernanda Cabal. El primero criticó a la segunda por un tuit de su hijo, quien propuso una derecha sin la presencia del exsenador y expresidente, Álvaro Uribe Vélez.

Iván Duque, candidato presidencial por el partido Centro Democrático, y el exmandatario colombiano Álvaro Uribe levantan la mano durante un mitin de campaña en Bogotá, el 20 de mayo de 2018. Foto: AP

“Es la hora de la derecha, una nueva derecha, que imprescindiblemente tiene que ser sin Uribe”, escribió en su cuenta personal Juan José Lafaurie, hijo de la senadora Cabal.

A lo que Edward Rodríguez respondió: “Ya lo habíamos advertido, habíamos dicho que apenas pasaran las elecciones, María Fernanda Cabal traicionaría a Álvaro Uribe”.

Rodríguez dijo que, a juzgar por el tuit, la familia Lafaurie Cabal buscaría que el partido se convirtiera en extrema derecha. “Y ahí no vamos a caber muchos (...) Yo estoy viendo que ellos piensan más en ellos que en construir país y por supuesto que ahora es un momento muy propicio para que traicionen a Álvaro Uribe”, reiteró.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.

La empresa italiana 3D WASP, diseñó una casa experimental autosuficiente y sostenible que además incluye paneles solares y sistemas de recolección de lluvia para regar.