DC presentó a un Bruce Wayne asiático-estadounidense en Gotham High

Gotham HIgh

La nueva novela gráfica para jóvenes adultos además re-imagina a otros personajes del mito de Batman como Dick Grayson, Alfred Pennyworth y Martha Wayne.


Desde que DC Comics comenzó a publicar sus novelas gráficas para niños y jóvenes adultos, estas historias han apostado por reimaginar a algunos de los personajes más reconocidos de la editorial. Todo con el fin de acercar a figuras tan reconocidas como Batman, Wonder Woman y Batgirl a un nuevo público.

Pero quizás ninguna de las apuestas anteriores que DC ha publicado bajo sus sellos ha apostado por cambios tan llamativos como los que presentó Gotham High.

Como probablemente habrán escuchado durante los últimos meses, Gotham High es una novela gráfica escrita por Melissa de la Cruz e ilustrada por Thomas Pitilli que básicamente toma el mito de Batman y lo transforma en algo diferente para contar una historia centrada en un triángulo amoroso entre las versiones adolescentes Selina Kyle, Bruce Wayne yJack Napier.

Es decir, esta historia se basa en personajes conocidos y los dota de nuevos antecedentes para poblar un mundo donde uno de los cambios más llamativos es que Bruce Wayne es asiático-estadounidense.

[Spoilers de Gotham High a continuación].

spoiler

Si bien durante toda la historia del Caballero Oscuro se han presentado varias interpretaciones de Bruce Wayne, hasta ahora el personaje usualmente había mantenido su caracterización como un hombre caucásico. No obstante, Gotham High cambió eso.

En una apuesta por la representación, esta narración alteró la historia de Martha Wayne y por ende de Bruce.

En el mundo de Gotham High, la madre de Bruce no es originaria de Gotham ni estadounidense sino que aquí es Ma-sha Dean, una mujer perteneciente a una de las familias más ricas de Hong Kong que se enamoró del estadounidense Thomas Wayne y usó su propio capital para dar pie a Wayne Enterprises.

Eventualmente Ma-sha Dean se casó con Thomas y cambió su nombre a Martha Wayne. Pero desafortunadamente, cuando Bruce aún era un niño, ambos fueron asesinados en su hogar después de una función de Madame Butterfly.

Pero ese no es el único cambio que Gotham High establece para la familia de Batman. Siguiendo la nueva identidad de Bruce Wayne como asiático-americano, Alfred Pennyworth también tiene otra historia.

Aquí el querido personaje no es el mayordomo de la Familia Wayne, sino que se presenta como el hermano de Ma-sha Dean/ Martha Wayne.

Además este Alfred no se hizo cargo de Bruce tras el asesinato de sus padres y optó por enviarlo a un prestigioso internado desde donde Wayne fue expulsado al inicio de esta historia.

En ese sentido, Gotham High intenta explorar una nueva dinámica entre Bruce y Alfred donde Pennyworth no siempre estuvo preocupado por Wayne y ahora busca restablecer su relación.

Además es preciso señalar que los orígenes asiáticos de Bruce y Alfred no son las únicas propuestas para una Gotham más diversa de esta novela gráfica. Después de todo, Bruce fue expulsado de su escuela privada por defender a un muchacho afroamericano, quien más delante en la historia se revela que es nada más y nada menos que Dick Grayson.

Por otra parte, Selina Kyle se presenta como Selina García Kyle, una amiga de infancia y vecina de Bruce que cuida de su padre enfermo de Alzheimer mientras está al centro de un triangulo amoroso que involucra a Bruce y Jack Niper.

Eso sí, pese a todos los cambios, el futuro Batman sigue cargando con el dolor de la muerte de sus padres y mantiene su actitud distante y reflexiva.

"Con los cambios quieres hacer un gesto hacia la plantilla del personaje; por ejemplo, mi primera idea de Bruce fue que era casi como un tipo Gran Gatsby", explicó la guionista Melissa de la Cruz al sitio web de DC. "Pero en conversaciones con mis editores de DC, me di cuenta de que no, por supuesto que no. Bruce todavía tiene que ser Bruce, melancólico, aislado y roto. Esa es la esencia de Bruce Wayne, no puedes cambiar eso. Y una vez que lo descubrimos, todo cayó en su lugar".

En ese sentido, es evidente que Gotham High propone una interpretación muy diferente de los personajes del mito de Batman en el marco de una historia que pretende acercar a un nuevo público al Caballero Oscuro y compañía.

Así, aunque todo esto sea fuera del canon, no deja de ser llamativo que se concretaran este tipo de cambios a figuras tan reconocidas del Universo DC.

Comenta