Great Wall Wingle 7: La hija pródiga de la familia

El line-up de camionetas de Great Wall evoluciona hasta este nuevo producto, de look robusto, interior moderno y excelente relación precio/equipamiento. Una buena opción para quienes busquen en el segmento de las medianas con una tonelada de capacidad de carga.




Para entender qué significa la Wingle 7 para Great Wall, hay que hacer un poco de historia. Y es que cuando llegó el fabricante chino al país en 2007 -inscribiéndose como el primero de su origen-, lo hizo con tres modelos, entre ellos, la Deer, una pick-up fabricada con la licencia de la Toyota Hilux de varias generaciones atrás.

Pues bien, desde aquella época hasta ahora, Great Wall ha crecido de manera tal, que hoy cuenta con familia de camionetas bajo el nombre Wingle, ubicándose como la segunda marca china que más pick-ups vende en Chile, solo detrás de Maxus (según cifras 2019 de Anac).

No extrañaría, eso sí, que este año terminara liderando el segmento por origen gracias a la Wingle 7, la última integrante de la familia lanzada a fines de 2019 en nuestro mercado. Una propuesta de valor a considerar, sin duda, que muestra la evolución de la firma asiática con respecto a sus camionetas. Un mejor producto por donde se mire.

Todo entra por la vista y, en ese sentido, la Wingle 7 se hace notar en las calles, con un look contundente, que realza un capó algo elevado y marcado por nervaduras. De perfil, llama la atención la línea ascendente de sus ventanas, al igual que las llantas bicolor y las pisaderas laterales -al margen de que estas últimas podrían ser más anchas y así más funcionales-.

Más allá de lo estético, sobresale también por su pick-up, el más largo del segmento (1.680 mm) y que le permite cargar 1.050 kilos, superior a sus rivales más cercanos (Maxus T60 y JAC T8). Es ahí donde la Wingle 7 se anota uno de sus principales puntos, pues no solo ofrece una buena zona de carga -equipada con ganchos y un grueso revestimiento sintético-, sino que, además, un espacio interior bastante cómodo para hasta cinco pasajeros, lo que se agradece cuando se va atrás.

Un habitáculo amplio y bien equipado, con una buena percepción de calidad. Adentro, se siente como un SUV, gracias a un diseño moderno, cuidado y con tecnología a bordo. Así se puede manejar el audio desde el volante, o bien, desde la pantalla táctil dispuesta por encima de los aireadores, y conectar nuestro smartphone vía bluetooth o puerto USB, por ejemplo.

La relación precio-equipamiento es destacable, pues es difícil encontrar en el segmento, por ese valor, tapiz de ecocuero, asientos calefaccionados, climatizador y alzavidrios one touch para el piloto. En seguridad gana aun más puntos, equipando control de estabilidad, asistentes de frenado y partida en pendiente, diferencial trasero autoblocante y cámara de retroceso -aunque su mejor resolución no es de las mejores del mercado, igualmente ayuda a evitar raspones-. Ahora bien, la guinda de la torta son, sin duda, sus seis airbags, algo realmente impensado en su hábitat.

En la dinámica se encuentra la parte más débil de la Wingle 7. Si bien su motor 2.0 turbodiésel de 140 Hp y 315 Nm, asociado a una caja manual de seis velocidades, hace un trabajo bastante respetable, juega mejor sobre las 1.400 vueltas. Más abajo pierde torque -si no va en primera- y se evidencia el lag del turbo. No es de las más ágiles de salida, pero es bastante enérgica si se va más arriba en el tacómetro.

Su consumo tampoco es el mejor, considerando que es un motor diésel. Nos dio 9 km/l en ciclo mixto. Por otro lado, por supuesto, que con carga mejora, pero sin ella la suspensión se siente muy rebotona, en especial en caminos difíciles. En tanto que la dirección se siente algo pesada, con su radio de giro a mejorar.

En ningún caso, eso sí, la Wingle 7 es una mala opción, sino todo lo contrario.

A favor

Interior amplio, moderno y bien equipado. Buena dotación de elementos de seguridad, con seis airbags, entre otros. Mayor capacidad de carga respecto de sus rivales directos.

En contra

Un manejo poco refinado, con un consumo que no es de los mejores, más aun cuando se trata de un motor diésel. Sin carga, la Wingle 7 rebota bastante al andar. La dirección podría ser más suave.

Ficha técnica Great Wall Wingle 7 4x4 Deluxe

» Motor: 2.0 turbo

» Potencia: 140 Hp

» Torque: 315 Nm

» Caja: MT 6 vel

» Tracción: 4x4

» Largo: 5.395 mm

» Peso: 2.967 kilos

» Precio: $ 12.690.000 + IVA

Comenta