Lula mantiene amplia ventaja sobre Bolsonaro con miras a elecciones presidenciales de octubre

Luiz Inácio "Lula" da Silva camina a paso firme en las encuestas presidenciales en Brasil. Foto: Reuters

Si la votación se realizara hoy, el exmandatario izquierdista ganaría los sufragios con el 53% de los votos válidos, evitando una segunda vuelta, según los sondeos de opinión de la encuestadora Datafolha.


La ventaja del expresidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva sobre el actual mandatario Jair Bolsonaro cedió apenas, de 19 a 18 puntos porcentuales, de cara a las elecciones de octubre, mostró este jueves un sondeo de la encuestadora Datafolha.

Lula obtuvo el 47% de apoyo en la encuesta frente al 29% de Bolsonaro, en comparación con el resultado de 47% y el 28%, respectivamente que arrojó el sondeo en junio.

Si la votación se realizara hoy, Lula ganaría la elección con el 53% de los votos válidos, evitando una segunda vuelta, dijo la encuestadora.

Lula gobernó Brasil durante dos mandatos entre 2003 y 2010, cuando el país creció rápidamente debido a un gran auge de las materias primas, lo que permitió a su administración sacar a millones de personas de la pobreza y dejar el cargo con un nivel de popularidad récord.

Una victoria de Lula representaría un sorprendente regreso del exdirigente sindical de 76 años que pasó 580 días en prisión por condenas por corrupción que luego fueron anuladas.

Bolsonaro ha cortejado a los votantes aumentando el gasto en asistencia social, al tiempo que presionó para reducir los precios del combustible, que han estado avivando la inflación. Sus aliados en el Congreso aprobaron una enmienda constitucional que permite a su gobierno exceder los límites de gasto en un año electoral.

Datafolha consultó a 2.556 brasileños en edad de votar (16 años) el miércoles y jueves. La encuesta tiene un margen de error de +-2 puntos porcentuales.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

Jaali, la arquitectura que renace para combatir el cambio climático. A raíz del alto costo de energía que significan los aires acondicionados, los arquitectos están buscando nuevas ideas para mejorar la ventilación.