Cubanos en Chile se mantienen frente a consulado de su país en apoyo a las protestas contra el gobierno en la isla

Las protestas de los cubanos residentes en Chile comenzaron el domingo frente a la sede de Providencia.

Decenas de isleños residentes en el país se han mantenido desde ayer en el frontis de la sede ubicada en Providencia, donde han levantado pancartas, colgado lienzos y gritados consignas contra la administración del presidente Miguel Díaz-Canel.




Decenas de cubanos residentes en Chile se congregaron nuevamente esta tarde frente al consulado de su país en Santiago para apoyar las manifestaciones contra el gobierno de La Habana, que se registraron el domingo en diversas localidades de la isla.

La multitud, con resguardo policial, ha mantenido presencia desde ayer en la sede ubicada en calle Los Leones con Vicuña Cifuentes, en la comuna de Providencia, para manifestarse contra la administración del presidente Miguel Díaz-Canel, en momentos en que Cuba atraviesa la peor crisis económica en décadas producto del coronavirus.

El día de ayer, un grupo más reducido de cubanos se congregó cerca de las 16.00 frente a la sede de su país, luego de que cientos de sus compatriotas en la isla salieran a las calles el domingo en La Habana y otras ciudades para protestar por el desabastecimiento y los precios elevados de los alimentos en medio de la crisis sanitaria causada por el coronavirus y lo que consideran la falta de respuesta de las autoridades.

Según se ha informado, las manifestaciones son las más numerosas en décadas contra el gobierno cubano, las que disminuyeron hoy, luego de que el presidente Díaz-Canel llamara a sus partidarios a salir a las calles y resguardar “la revolución”, lo que provocó choques entre manifestantes de ambos lados.

Hoy, La Habana amaneció fuertemente custodiada y con el servicio de internet móvil cortado.

El presidente Díaz-Canel compareció junto con todo su gabinete en la televisión estatal cubana y atribuyó a una campaña montada desde Estados Unidos los sucesos de la víspera, que incluyeron marchas antigubernamentales completamente inusuales para la isla, detenciones violentas, saqueos de tiendas y patrullas de policía dañadas.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.