Fiscal Guerra presenta su renuncia al Ministerio Público: “Este es un momento adecuado para hacerlo”

Fiscal metropolitano oriente, Manuel Guerra

El persecutor afirmó, en una carta de despedida a la Fiscalía Oriente y sus funcionarios, que su dimisión "obedece a razones estrictamente personales y forman parte de mi deseo de proyectarme en otros ámbitos profesionales". Su salida se concretará el 1 de agosto.




Esgrimiendo “razones estrictamente personales”, el fiscal Manuel Guerra presentó hoy su renuncia al Ministerio Público.

El persecutor, quien ha llevado investigaciones en casos como Penta, la indagatoria contra el senador Manuel José Ossandón por presunto delito de tráfico de influencias, y la acusación por violación y abuso sexual contra el cineasta Nicolás López, emitió una carta de despedida a la Fiscalía Oriente y sus funcionarios.

“He decidido presentar ante el señor Fiscal Nacional (Jorge Abbott) mi renuncia al cargo de Fiscal Regional Metropolitana Oriente que ejerzo desde el 27 de Noviembre de 2015, la cual se hará efectiva el próximo 1 de agosto del año en curso. Lo anterior obedece a razones estrictamente personales y forman parte de mi deseo de proyectarme en otros ámbitos profesionales, sintiendo que este es un momento adecuado para hacerlo”, se lee en la misiva.

Guerra, en su despedida, hizo un recorrido de lo que ha sido su trayectoria en la fiscalía, señalando que “ingresé en 2002 como Fiscal Adjunto de la Fiscalía Local de Iquique y desde ahí he tratado de brindar mi esfuerzo con la finalidad de cooperar con la misión institucional. Como todo en la vida, han existido momentos felices y otros más ingratos, pero soy un agradecido del privilegio que significa servir a mi país en distintos lugares y en las más diversas funciones, lo cual ha sido enriquecedor profesionalmente pero por sobre todo me ha permitido crecer a nivel personal”.

“Junto con agradecerles, estimo oportuno pedirles disculpas si en ocasiones no estuve a la altura de lo que hubieran deseado o si no se vieron satisfechas sus legítimas pretensiones. En ningún caso hubo animadversión sino que la convicción que tomaba la mejor decisión dentro de las alternativas posibles y probablemente cometí muchos errores, los cuales lamento y que nunca fueron fruto de la mala fe o alguna odiosidad ya que busco no alimentar ese tipo de sentimientos”, explicó en la misiva agregando: “quiero que sepan que me voy contento y agradecido de la Fiscalía de Chile. De todos quienes forman parte de ella, sin distinción alguna. Lo hago contento porque he podido servir a mi patria y cumplir con ese propósito personal que me inculcaran mis padres”.

En enero de este año, Guerra ya pensaba en dar un paso al costado del órgano persecutor. En conversación con La Tercera dijo: ”busco comenzar un nuevo periodo en mi vida laboral abordando desafíos distintos, ya sea en el mundo público o privado, luego de dedicarme gran parte de mi vida laboral a aportar al Ministerio Público, del cual estoy muy agradecido por las oportunidades que me ha brindado”.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.