La hora de Juan Miguel Fuente Alba: Fiscalía pide 15 años de cárcel para ex comandante en jefe del Ejército por malversación de caudales públicos

Fuente-Alba  y Anita María Pinochet

El Ministerio Público, además, acusó a la cónyuge del exmilitar y solicitó respecto de ella una condena de 10 años y un día de cárcel por supuestamente haber ayudado a su esposo a ocultar el origen de los dineros fiscales malversados. Con esta decisión, el fiscal José Morales ahora puede ir a juicio oral. Junto con esto se pidió el comiso de cinco propiedades del matrimonio.




El fiscal José Morales ingresó hoy a tribunales la acusación en contra del excomandante en Jefe del Ejército Juan Miguel Fuente-Alba contra quien solicitó una pena de 15 años de cárcel por los delitos reiterados de malversación de caudales públicos y lavado de dinero. Asimismo, se acusó a la cónyuge del retirado militar, Anita Pinochet, contra quien se solicitó una pena de 10 años y un día por su rol en maniobras de ocultamiento del origen del dinero fiscal malversado.

Junto con esto, el Ministerio Público pidió -en el caso de ser condenados en juicio oral- el comiso de cinco propiedades del matrimonio: una parcela en el exclusivo barrio de las Brisas de Chicureo y cuatro departamentos en la comuna de Las Condes.

En el escrito, la Fiscalía describe las conductas delictivas que le imputa al ex alto oficial del Ejército, quien se habría apropiado sistemáticamente de dineros provenientes de los gastos reservados que tenían otro propósito. “En el desempeño de su cargo como comandante en Jefe del Ejército, el imputado Fuente-Alba, ejerciendo el mando superior de esta institución, instruyó verbalmente a quien se desempeñaba entonces como director de Finanzas del Ejército, para que parte de los recursos fiscales recibidos por concepto de gastos reservados fueran entregados en forma parcializada, y de acuerdo a requerimiento verbal del propio imputado de una cantidad total de $ 2.980.000.000 a razón de $ 745.200.000 anuales, con el objeto de ser destinados a lo que se denominó como recursos extraordinarios del comandante en Jefe del Ejército o recursos de libre disponibilidad”, se lee en el escrito.

Lo mismo, sostiene el Ministerio Público, lo hizo “con los recursos desde la cuenta en dólares de gastos reservados”.

En los hechos que relata la acusación, el fiscal Morales sostiene que “tales recursos eran recibidos por los oficiales de Ejército que se desempeñaban como jefe de finanzas de la Comandancia en Jefe de Ejército, en dinero en efectivo -ya sea en dólares o en pesos chilenos- sin que quedara registro contable o de otra naturaleza, que diera cuenta del gasto posterior de los fondos fiscales regulados por la ley 19.863. Este último oficial luego de retirar los fondos desde la dirección de Finanzas del Ejército procedía a guardarlos en la caja fuerte mantenida especialmente para tales efectos en la Comandancia en Jefe del Ejército, hasta que recibía la instrucción del destino específico que debía darles de acuerdo con la correspondiente orden del imputado Fuente-Alba en su calidad de CJE, y cuyo destino no estaba orientado al cumplimiento de sus tareas públicas relativas a la seguridad interna y externa y el orden público del país.”.

El mecanismo

Tras seis años de investigación en las cuentas de la familia Fuente-Alba y dando trazabilidad a sus gastos, el Ministerio Público logró establecer cómo durante años se habría apropiado de dineros fiscales. “Con el fin de ocultar el uso de estos recursos, el imputado instruía en forma verbal que se destruyera cualquier documento de respaldo que diera cuenta del verdadero destino de los fondos fiscales, una vez que recibía la rendición verbal del respectivo jefe de finanzas de la CJE. De esta manera, el imputado, responsable de dar a los recursos fiscales el destino señalado por la ley 19.863, esto es, seguridad interna o externa u orden público, dispuso que estos fondos fiscales fueran utilizados en su propio beneficio y/o el de terceros distrayéndolos de los fines legales”.

En cuando al delito de lavado de activos, el fiscal Morales apunta a que tanto Fuente-Alba como su esposa, Anita Pinochet, “con pleno conocimiento que los dineros señalados anteriormente, provenían de la comisión del delito de malversación de caudales públicos, cometido entre los años 2010 al 2014, realizaron conductas constitutivas del delito de lavado de dinero, de forma reiterada, a lo menos, entre los años 2010 al 2016, con el objeto de ocultar y disimular el origen ilícito de los mismos, colocando de esta forma las ganancias ilícitas en el sistema económico formal, tanto aquellas que provenían directa, como indirectamente del delito base. Asimismo, poseyeron, adquirieron, tuvieron y usaron los bienes que se describirán, provenientes directa e indirectamente del delito base, con ánimo de lucro”.


Las sumas de gastos reservados que Fuente-Alba destinó a fines distintos a los que dice la ley, según la Fiscalía:

a) Una cantidad de dinero para su uso y beneficio personal ascendente a la suma de 6 millones de pesos mensuales, ordenada por el propio imputado mientras se desempeñó como comandante en jefe del Ejército.

b) Gastos de funcionamiento y mantención de la casa destinada al CJE por 10 millones de pesos mensuales.

c) 2 millones mensuales destinados a gastos de la imputada Anita Pinochet.

d) 25 millones de pesos anuales destinados a la “caja chica”de Fundación de Señoras del Ejército.

e) Entre el mes de octubre y noviembre del 2010, ordenó al director de Finanzas del Ejército, general Sergio Gómez, que le entregara el saldo de la cuenta en dólares de gastos reservados, que correspondían a 250 mil dólares, los que le fueron entregados en dinero en efectivo como consecuencia de la orden expedida por el imputado Fuente-Alba-

f) 120 millones de pesos en dinero en efectivo provenientes de gastos reservados, recibidos en marzo del 2014, una vez que había terminado su periodo como CJE. Este dinero fue entregado por el oficial de finanzas de la comandancia en Jefe, señor Sergio Vásquez, por instrucción previa de Fuente-Alba mientras era CJE, al anterior oficial de finanzas Jorge Cortés, quien la transmitió a Vásquez. Posteriormente, se entrega este dinero en efectivo, en el interior de un bolso, en el domicilio del imputado en la comuna de Colina.

g) Pagos adicionales al viático que recibía el imputado por las comisiones de servicio al extranjero, en razón de sumas entre 3000 a 5000 dólares por comisión.

h) Apropiación para fines personales de gastos reservados provenientes de la cuenta dólares por una suma no inferior, durante el período en que el imputado se desempeñó como comandante en Jefe, a 343.000 dólares.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.