Piñera visitó Plaza Italia y posó para fotografías en monumento al general Baquedano

Situación fue criticada por figuras opositoras. "Me saqué una foto y continué mi camino. Lamento si esta acción pudo malinterpretarse", señaló el Mandatario.




Fueron menos de tres minutos. El Presidente Sebastián Piñera caminó por Plaza Baquedano y posó para fotografías en el lugar que vivió su segundo viernes sin manifestaciones desde el 18 de octubre, ante la cuarentena total que afecta a las comunas de Providencia y Santiago por el coronavirus.

Fuentes de La Moneda señalan que fue una situación totalmente fuera de protocolo y no planificada.

En el registro de Galería CIMA se ve la comitiva presidencial de cuatro automóviles custodiada por tres motocicletas, rumbo al oriente. Son las 18.40. El Presidente Piñera camina por la rotonda y se acerca a la base del monumento. A las 18.43 ya regresó al vehículo y siguió su viaje a la zona oriente de la capital.

El Mandatario viajaba de camino a su hogar y descendió del vehículo que lo transportaba para saludar a efectivos de Carabineros y militares que se encontraban custodiando la zona. En medio de los saludos accedió a posar para las fotografías junto al monumento al general Manuel Baquedano.

El hecho generó críticas de figuras opositoras. “Usted que en estos momentos difíciles pide unidad, se dedica a provocar a la gran mayoría de los chilenos que quieren un país más justo al aparecer en la Plaza de la Dignidad”, escribió en Twitter el senador Alejandro Guillier.

José Antonio Kast, en tanto, sostuvo que es “inexplicable acción del Presidente Piñera en Plaza Italia”.

“Debió haber ejercido su autoridad cuando el estado de derecho era vulnerado, no en medio de la cuarentena. Gobierno avanza un paso, pero retrocede dos”, afirmó.

El timonel de RN, Mario Desboredes, respaldó a través de Twitter la visita de Piñera a la “zona cero”. “Nadie tiene derecho a pretender que un chileno, cualquiera que sea, no puede ir a plaza Baquedano, Italia o como quieran decirle. @sebastianpinera es el Presidente de Chile y no provoca a nadie al caminar por ahí. La plaza no tiene dueño, nos pertenece a todas y todos”, afirmó.

Además, dijo que no considera que la acción del Mandatario sea una provocación: “Eso no es aceptable. Nadie es dueño ni tiene derecho a decidir quien si y quien no en ese lugar”.

A las 21:00 el Presidente explicó en redes sociales lo ocurrido.

“Hoy, regresando a mi casa, pasé por Plaza Baquedano, me bajé un par de minutos a saludar a un grupo de carabineros y militares que ayudaban a dirigir el tránsito, me saqué una foto y continué mi camino. Lamento si esta acción pudo malinterpretarse”, expresó el Mandatario.

Comenta