Nihilismo

Funa Jueza



SEÑOR DIRECTOR

Reconozco que estoy confundido. Los regímenes populistas en Latinoamérica que tantos emulan en Chile padecen de trastornos que nadie quisiera tenerlos. Sin ir más allá, Venezuela, país en la ruina, siente con tristeza la emigración de sus ciudadanos, no a lugares con regímenes parecidos, sino a Chile. ¿Habrá alguna razón especial?

Por otra parte, la experiencia española nos antecede. Hasta hace unos 16 años gozaba de una paz social interrumpida con políticas permisivas y populistas anticipándose a lo que empezamos a experimentar en nuestro país. Dividieron a su población, generando problemas donde no los había, creando a los buenos, ellos, los malos quienes no se avenían con sus ideas. Degradaron el orgullo de la transición a la democracia, funan o se violentan con quienes son sus adversarios por pensar diferente y convencieron a tantos políticos para lograr una nueva Constitución con la excusa inefable que la que existía se gestó durante un gobierno dictatorial. Transformaron a las redes sociales en una pesadilla, apalear a los policías en un orgullo, invadir a pie, en bicicleta o en motos barrios completos destruyendo todo a su paso, en un ejemplo que se repite día a día en nuestro país.

El nihilismo de Nietzsche que predica la nulidad de la historia campea a sus anchas, también en Chile. ¿Son esos métodos los encargados de prepararnos para la nueva historia?

Franco Brzovic G.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.