Bassa por plebiscito dirimente o extensión de funcionamiento de la C.C. tras resultados del domingo: “Hay que mirarlas con mucha mayor distancia”

Vicepresidente de la Convención Constitucional, Jaime Bassa. Foto: AgenciaUno

"Hay pretensiones que tenía la Convención Constitucional que fueron expresadas en sus reglamentos que dependen de decisiones legislativas que muy probablemente ahora no van a poder seguir adelante", dijo. "No solo la elección presidencial es una señal importante sino también la elección parlamentaria donde los equilibrios que se reflejaron especialmente en el Senado son también una señal probablemente a la templanza y a mirar los procesos de transformación desde esa perspectiva", sostuvo el vicepresidente del órgano constituyente.




El abogado Jaime Bassa, vicepresidente de la Convención Constitucional, abordó esta mañana sus conclusiones tras las elecciones parlamentarias, presidencial y de consejeros regionales que tuvieron lugar el domingo 21 de noviembre.

“Siempre las instituciones que representamos la voluntad popular estamos llamados, estamos llamadas a mirar con prudencia, a mirar con humildad y a mirar con la mayor perspectiva histórica posible las formas a partir de las cuales se expresa la voluntad popular”, explicó Bassa desde la Región del Biobío, en entrevista con 24 Horas.

Ciertamente las elecciones del domingo no nos dejan indiferentes”, agregó.

Bassa sostuvo que “no solo la elección presidencial es una señal importante sino también la elección parlamentaria donde los equilibrios que se reflejaron especialmente en el Senado son también una señal probablemente a la templanza y a mirar los procesos de transformación desde esa perspectiva”.

Hay una manifestación de voluntad, sobre todo en la elección parlamentaria, en el sentido de respetar y mantener las reglas vigentes del proceso constituyente, porque efectivamente se habló en un momento de que el nuevo Congreso podría bajar el quórum, cuestión con la que yo personalmente nunca estuve de acuerdo, se habló de extender el periodo de la Convención Constitucional, cuestión con que yo tampoco nunca estuve de acuerdo, se habló de un plebiscito dirimente, que a mí sí me parecía una buena idea, y creo que esas reformas al Capítulo 15 de la Constitución probablemente hoy día hay que mirarlas con mucha mayor distancia y concentrarnos principalmente en el trabajo que tiene que hacer la Convención Constitucional”, reconoció.

El vicepresidente del órgano constituyente expuso que “ciertamente hay pretensiones que tenía la Convención Constitucional que fueron expresadas en sus reglamentos que dependen de decisiones legislativas que muy probablemente ahora no van a poder seguir adelante, pero eso también habla de las restricciones que el poder constituyente ha tenido para desplegar su poder y su potencia transformadora en el marco de los poderes constituidos”.

Bassa destacó que “el plebiscito dirimente cumple una función bien particular que es destrabar una discusión constituyente. No es solamente legitimar la decisión del pueblo como pueblo soberano sino que también destrabar una discusión que se esté dando en el seno de la convención constitucional. Desde esa perspectiva el plebiscito dirimente lo que busca es que en caso de que alguna temática importante llega a un callejón sin salida podamos salir igualmente y podamos tomar una decisión”

A su juicio “no contar con un plebiscito dirimente significa no solamente perder la posibilidad de preguntarle al pueblo soberano su parecer respecto de materias complejas e importantes sino que también significa perder la posibilidad de tener un mecanismo que permita destrabar una discusión”.

En ese sentido, señaló que “al carecer de ese mecanismo vamos a tener que pensar en formas alternativas que nos permitan llevar adelante la deliberación dentro de la Convención Constitucional, pero me atrevería a decir que ese es uno de los principales efectos de la elección del domingo recién pasado”.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.