Diputados de Chile Vamos acuden al Tribunal Constitucional por proyecto que sanciona el negacionismo

La iniciativa actualmente se encuentra en el Senado, luego de que el 22 de septiembre pasado fuera aprobado por la Cámara. La diputada Camila Flores (RN), indicó que "creemos que esta norma que se aprobó en la Cámara es tan grave, tan impresentable lo que se quiere hacer, pero nos parece que es fundamental que estas normativas no pretendan tener ningún buen puerto en nuestro país".




Hasta dependencias del Tribunal Constitucional (TC), en calle Huérfanos, pleno centro de Santiago, llegaron la mañana de este martes un grupo de diputados de Chile Vamos. ¿La razón? Ingresar un escrito patrocinado por 56 parlamentarios de la coalición pidiendo que se declare la inconstitucionalidad del proyecto que sanciona el negacionismo.

La iniciativa actualmente se encuentra en su segundo trámite legislativo en el Senado, esto luego de que el pasado 22 de septiembre fuera aprobada por la Cámara de Diputados, donde la legisladora Camila Flores (RN) hizo reserva de constitucionalidad del proyecto.

Es así como hoy ella, junto a sus pares Osvaldo Urrutia (UDI), Francisco Undurraga (Evópoli) y Luis Pardo (RN), acudieron al citado tribunal para concretar la acción.

“Existe un sector de la política que están empeñados desgraciadamente en ir cuartando nuestras libertades: la libertad de expresión, la libertad de conciencia, la libertad de los padres a educar a sus hijos, la libertad de culto, en fin. Y nosotros parlamentarios de Chile Vamos estamos unidos para evitar que nos coarten nuestras libertades”, sostuvo Flores tras entregar la misiva.

La diputada agregó que "este requerimiento busca restablecer un derecho que en toda democracia fuerte y con cimientos importantes, es fundamental, que es la libertad de expresión. La libertad de expresión es fundamental para poder desarrollarnos más allá de las legítimas diferencias de opiniones que podamos tener, pero debemos respetarnos”.

Consultada sobre el motivo por el cual el requerimiento era presentado ahora, a pesar de que la iniciativa contra el negacionismo seguía en trámite y podría sufrir cambios en el Senado, la diputada RN afirmó que "creemos que esta norma que se aprobó en la Cámara es tan grave, tan impresentable lo que se quiere hacer, pero nos parece que es fundamental que estas normativas no pretendan tener ningún buen puerto en nuestro país. Y nos parece que cuando antes se reestablezca el imperio del derecho y las libertades de las personas, aunque nos parezcan erróneas, que cada persona tenga su derecho a manifestarla libremente”.

En esa misma línea, la parlamentaria apuntó sus dardos al Partido Comunista (PC). “Lamento que el PC, aquellos que señalaron en el pasado que fueron perseguidos por sus ideas, hoy pretendan hacer con nosotros lo mismo: perseguirnos porque no pensamos como ellos y que además nos pretendan encarcelar por tener una opinión distinta”, indicó.

Y cerró con que "esperamos que el TC realice una observancia lo más apegada posible no solamente a la normativa internacional, sino que también a los parámetros internacionales y que establezca lo que a ellos mejor les parezca. Si ya es declarar que esta aprobación fue inconstitucional lo puede hacer o paralizar la tramitación de la misma”.

Su par, Osvaldo Urrutia, en la misma línea indicó que "pretender sancionar con cárcel, con pena aflictiva a una persona que piensa distinto, nos parece que no solo es antidemocrático sino que también contrario a los convenios internacionales que ha firmado Chile”.

Así mismo el parlamentario UDI calificó el proyecto como "ley fascista” y que "las ofensas por duras que sean se deben contestar con argumentos, no amenazar con cárcel y meter preso a las personas que piensan distintos”.

El diputado Evópoli, Francisco Undurraga, aseguró, en tanto, que "para mí el régimen de Pinochet fue una dictadura y se atropellaron los DD.HH., no voy a cesar nunca de señalarlo, pero precisamente porque hoy tengo la posibilidad de expresarlo. Y así como en la dictadura yo fui opositor a la misma, hoy soy opositor a esta ley. Creo que es una ley irracional, que va contra de la democracia”.

“Aquí se están atropellando los derechos humanos de muchos chilenos que sienten y piensan distinto incluso a mí, en relación a esta materia. Pero si estamos en democracia, debemos ser capaces de defender el derecho a que todos y cada uno sean capaces de expresar sus ideas”, concluyó.

Gobierno: “Están ejerciendo su derecho”

El ministro del Interior, Víctor Pérez, consultado sobre este requerimiento indicó que "los parlamentarios tienen el legítimo derecho de recurrir a las instancias constitucionales y judiciales para que se discuta algo que ellos consideran que es inconstitucional”.

Y consultado sobre que se acudiera al TC ahora, en pleno trámite de la iniciativa en el Congreso, indicó que "la legislación permite que en cualquier estado de tramitación de un proyecto se pueda recurrir al TC y ellos están ejerciendo ese derecho”.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.