Diputados oficialistas anuncian que votarán en contra del veto del gobierno al proyecto que prohíbe corte de servicios básicos

El gobierno dijo que el veto buscaba eliminar las dudas sobre inconstitucionalidad. Foto: Patricio Fuentes

Algunos legisladores de la UDI y RN criticaron la iniciativa del Ejecutivo, y que en medio de un escenario “complicado” para la coalición no se les haya consultado al respecto.




Como “inaceptable” e “inentendible”. Así calificaron algunos parlamentarios del oficialismo y de la oposición el ingreso del veto presidencial que busca suprimir y modificar algunos artículos del proyecto de ley que prohíbe el corte de servicios básicos por mora durante la pandemia.

El anuncio del Ejecutivo -al que se sumó también el ingreso de otro veto a la iniciativa que crea el Servicio Nacional de Protección de la Niñez- se da, además, en medio de una crisis política en el oficialismo, luego de que el desmarque de 13 diputados de RN y la UDI le generara una derrota al gobierno, al viabilizar el avance de la moción que permite el retiro de fondos de las AFP.

En concreto, el veto ingresado por el Ejecutivo busca eliminar dos aspectos que, a juicio de algunos parlamentarios, son fundamentales para la iniciativa. En ese sentido, se eliminaría el Artículo 8, que prohíbe que los costos que signifique esta ley para las empresas puedan ser traspasados a los usuarios, numeral que desde La Moneda califican como “inconstitucional”. Además, se suprimiría el artículo que impide el cobro por el servicio de telecomunicaciones.

Otra modificación que impulsa el Ejecutivo es establecer un límite para el agua potable, fijándolo en un máximo de 15 metros cúbicos. Se agregó que los usuarios que acrediten tener más de cuatro integrantes podrán postergar el pago de hasta cuatro metros cúbicos adicionales por persona. La razón, dicen, es la sequía que está viviendo el país y el cambio climático.

Así, algunos parlamentarios de Chile Vamos manifestaron su molestia por el hecho de que, justamente en medio de un escenario “complicado” para la coalición, desde La Moneda no se les haya consultado respecto de este veto. “Hay puntos en que no estamos de acuerdo, porque dañan al usuario”, sostuvo el diputado de la UDI Álvaro Carter. Y agregó: “Es inentendible después de lo que pasó en la Cámara que el gobierno no nos consulte (…). Votaré en contra”. En esa misma línea ya se habían manifestado otros diputados de esa colectividad, como Sergio Bobadilla.

En RN, en tanto, parlamentarios como Andrés Longton y Miguel Mellado también han expresado críticas a la idea del Ejecutivo. “Lamento que el Presidente haya vetado (…). No veo cuál es el objeto”, aseguró Mellado.

Cabe recordar que alcaldes oficialistas también habían solicitado al gobierno no vetar el proyecto.

Por su parte, el tema también generó críticas de la oposición -desde la DC al Frente Amplio. De hecho, la mayoría de las bancadas de la centroizquierda aseguraron que rechazarían las modificaciones incorporadas.

“El gobierno perdió el rumbo”, afirmó el presidente DC, Fuad Chahin, mientras que su par del PS, Álvaro Elizalde, calificó como “inaceptable” que se pretenda suprimir el “corazón del proyecto”.

Desde La Moneda, el ministro del Interior, Gonzalo Blumel, respondió a las críticas y aseguró que el veto buscaría sacar las dudas de una posible inconstitucionalidad del proyecto, pero manteniendo sus beneficios. “El veto mantiene los beneficios, pero lo enmarca y encuadra estrictamente en la institucionalidad”, dijo.

Desde el PS solicitaron declarar ambos vetos inadmisibles.

Comenta