Los temas que marcaron el segundo debate presidencial de Unidad Constituyente

Yasna Provoste (DC) Paula Narváez (PS) y Carlos Maldonado (PR) protagonizaron un segundo encuentro camino a la consulta ciudadana del 21 de agosto, donde se definirá al abanderado del conglomerado de centroizquierda. La violencia en La Araucanía, sus propuestas para cambiar el sistema de pensiones, su participación como ministros en los gobiernos de la Concertación y de la Nueva Mayoría y la frustrada inscripción en primarias legales, fueron algunos de los puntos clave del debate.




La noche de este lunes se realizó el segundo debate entre Paula Narváez (PS), Yasna Provoste (DC) y Carlos Maldonado (PR), los candidatos presidenciales de Unidad Constituyente, quienes el sábado 21 de agosto se enfrentarán en una consulta ciudadana para definir quién será el abanderado del bloque que aparecerá en la papeleta en noviembre en busca de llegar a La Moneda.

El debate, organizado por La Red y Canal 13, es el segundo llevado a cabo entre los aspirantes, luego del realizado durante la mañana de este lunes en Cooperativa. El lunes 16 habrá un tercero en las radios de Ibero Americana (ADN, Futuro, Imagina y otras), y se espera efectuar un cuarto, que sería transmitido por TVN, CNN Chile-Chilevisión y Mega.

En la instancia de anoche los periodistas Mónica Pérez, Alejandra Matus y Mónica González e Iván Valenzuela fueron los encargados de realizar las preguntas a los candidatos, en un intercambio que estuvo marcado por distintas temáticas que han encabezado la agenda durante el último tiempo.

Violencia en Macrozona Sur

Carlos Maldonado, exministro de Justicia, fue el primero en responder una pregunta respecto a la situación en la Macrozona Sur. El abanderado del Partido Radical expresó su confianza en el proceso constituyente y sostuvo que una vez que se concrete un reconocimiento a los pueblos originaros en esa instancia “los grupos violentistas quedarán aislados”.

Paula Narváez, exministra vocera de Gobierno durante la segunda administración de Michelle Bachelet, sostuvo que “las estrategias de abordaje de los conflictos en La Araucanía son sin lugar a duda fallidas, todas las que hemos tenido”. La candidata PS dijo que existe la oportunidad de iniciar una nueva estrategia centrada en “el diálogo político”.

Yasna Provoste, presidente del Senado, habló de problemas de abastecimiento de agua en comunidades de la zona, destacando que actualmente se debate en el Congreso e impulsa un cambio en el Código de Aguas para que se priorizar el consumo humano. Provoste aseguró que la Corporación de Desarrollo Indígena (Conadi) “no da el ancho para el grado de conflictividad entre el Estado y sus primeras naciones”. Además señaló que realizará un catastro exhaustivo para restitución de tierras, anunció que entregará parques nacionales a pueblos originarios para que lo administren y sostuvo que las forestales “tienen que someterse a estudios de impacto ambiental”.

Cambio al sistema previsional y Narváez sobre pensiones en FF.AA.

Al abordar este tema, Paula Narváez señaló que su propuesta es un nuevo sistema de pensiones en el que se crea un “pilar de seguridad social con una contribución adicional, con un seguro colectivo que es administrado por un ente público que también administra el fondo de hoy día de capitalización individual, eso no deja de ser de propiedad de los trabajadores y trabajadores. Los US$ 200.000 millones que hoy están en las cuentas pasan a ser administrados por este fondo único”.

Sobre parte de su propuesta, que separa a la institución de seguridad social de los gestores de inversión, al ser consultada si esto podría generar un doble cobro para los afiliados, la abanderada del PS señaló que “el costo que esto puede tener de administración de cuentas desde un ente público es infinitamente menor que el que puede tener hoy y el que cobran las AFP (...) porque es un ente público que no tiene ningún tipo de fin de lucro (...) Es un monto absolutamente mínimo.”

La exvocera de Bachelet señaló más adelante que en su programa “la voluntad política” expresada es terminar con el sistema paralelo de pensiones que tienen las Fuerzas Armadas. A su juicio, al establecer “un buen sistema de seguridad social, que hoy día no tenemos, es posible” que se termine con lo que ella definió como una “discriminación” entre uniformados y el resto de los chilenos.

Yasna Provoste, quien propone la nacionalización de fondos de pensiones, por su parte señaló que “siempre los recursos son de los trabajadores, y la ciudadanía va a poder optar si es que se queda en un modelo de capitalización individual que forma parte de la lógica neoliberal, es decir lo único que importa es el individuo en cuanto yo puedo acceder a una mejor educación, a mejores empleos, mejores cotizaciones provisionales, mejor pensión en el futuro. Sin embargo, lo que nosotros creemos es que hoy tenemos que ser capaces de tener un sistema público cuyo propósito sea pagar pensiones en donde tengamos una característica que sea universal, de pensiones básicas solidarias, y donde los recursos de los trabajadores permitan generar empleos en nuestro país”.

Al ser consultada si en caso de pandemia las personas van a poder retirar parte de sus fondos, indicó que “habiendo cuentas nacionales, lo puede usted tomar y luego restituir”.

Carlos Maldonado dijo que en su propuesta se considera mantener el ahorro individual. “No estamos contra la administración privada, pero vía licitaciones para bajar las comisiones, que como hay pocos actores en el mercado de las AFP obviamente cobran comisiones...te cobran el 10% de lo que recibes. Tu entregas un 10% de tu sueldo para que lo administren y un 1% para la AFP”.

“Vamos a mantener la cotización individual, está bien, es correcto, una parte imprescindible del sistema; y vamos a agregar la cotización patronal, con solidaridad intra e intergeneracional y vamos a incorporar un fuerte aporte estatal, recuperando para el Estado la responsabilidad de garantizar una pensión digna”, precisó.

Maldonado, quien está a favor de un cuarto retiro del 10%, al ser abordado de cómo se compensará el daño previsional provocado, afirmó que “con esfuerzo estatal. En nuestra propuesta está como vamos a obtener más recursos para el Estado a través de un conjunto de iniciativas. Es una obligación del Estado garantizar pensiones dignas”.

Beneficios de condenados por violaciones a DD.HH.

Otro de los temas por el que Narváez, Provoste y Maldonado fueron consultados fue la violación a los derechos humanos en el país, tanto en la dictadura y durante el estallido social.

A los aspirantes a La Moneda se les consultó si mantendrían los beneficios estatales que reciben involucrados en crímenes de lesa humanidad.

Narváez señaló que agentes del Estado que violaron derechos humanos “no pueden gozar de beneficio alguno otorgado por el Estado”.

“Deben recibir condena y perder todo beneficio estatal”, dijo Carlos Maldonado, por su parte.

“Tenemos una deuda como país en este tema todavía y está abierta esta herida”, agregó Yasna Provoste, coincidiendo con lo planteado por sus contendores.

Se les consultó, al haber sido integrantes de gobiernos anteriores, por qué realizarían acciones en esa línea ahora. Provoste sostuvo que su vinculación con esos temas ha sido en el parlamento y que año a año en la Ley de Presupuesto han presentado indicaciones al respecto. Maldonado, recordó su labor en Justicia y respondió que “uno tiene que atenerse al programa de gobierno”. “Tenemos que reconocer que hay cosas que no se hicieron, muchas porque la derecha las vetó, pero otras porque nos faltó la fuerza o la energía para ir adelante”, agregó “No estuvo nunca en mis manos la posibilidad de iniciar una acción en este sentido”, dijo por su parte Narváez.

Pasado como exministros

Los tres candidatos fueron consultados sobre su pasado como ministros de la Concertación y Nueva Mayoría, y sobre si esto podría afectar sus aspiraciones a La Moneda.

Sobre la idea de “desligar” a Unidad Constituyente de los anteriores bloques de centroizquierda, Provoste señaló que siendo ministra acompañó procesos de vital importancia para el país como el sistema de protección Chile Solidario. “Cómo no va a ser importante reeditar y sentirnos orgullosos de lo que hemos hecho. Ese Chile fue capaz de derrotar la pobreza”, manifestó.

“Aquí me paro con toda mi humanidad. Con lo que hemos hecho y de lo cual uno puede decir hay elementos que tenemos que corregir y hay otros de los cuales nos podemos sentir muy orgullosos”, dijo la exministra.

“Nos parece que necesitábamos hacer más cambios y el sistema binominal y la derecha ha actuado como un dique a las grandes transformaciones que el país requiere”, aseguró.

Maldonado dijo también sentirse orgulloso de haber sido secretario de Estado: “A propósito de este nuevo Chile que vamos a construir sobre la base de lo que se avanzó. Yo también me siento orgulloso de haber sido ministro. Se hicieron muchas cosas positivas, quedaron muchas cosas pendientes. Estamos acá con nuestras fortalezas y nuestra oportunidad de corregir lo que faltó por hacer”.

Narváez, por su parte, habló de las dificultades que tuvieron para avanzar con el programa del segundo gobierno de Michelle Bachelet, y apuntó a grupos al interior de la DC como responsables. “Lo que pasó en el segundo gobierno de la Presidenta Bachelet, del cual fui ministra un año y cuatro meses, quiero decir que claramente fue complejo, que un grupo dentro de la coalición, vinculado a la Democracia Cristiana, desconociera sus compromisos con ese programa de gobierno. Algunos dijeron que no se habían leído el programa, claramente ese fue un momento incómodo que no nos gustó como coalición, pero a pesar de ello, fuimos capaces de sortear esas dificultades, llevar adelante gran parte de ese programa de gobierno a pesar de esas dificultades”, especificó.

No obstante, dijo que cree que tienen la “capacidad” de dar “gobernabilidad” en una nueva administración: “Está demostrado en nuestra historia, a pesar de esas dificultades se ha podido desde este espacio y también del nuevo espacio que se está construyendo, con Nuevo Trato y el Partido Liberal, de construir esa gobernabilidad para el futuro”.

Provoste y “la mentira instalada”

Mientras era consultada sobre el pasado de los tres candidatos como ministros de la Concertación y si se intentaban desligar del anterior conglomerado de centroizquierda, Provoste se refirió al episodio que vivió durante el fin de semana en una feria de Puente Alto, donde fue increpada por un grupo de personas.

“Fue una situación difícil, yo soy una persona que acostumbro a estar en terreno, no solo en la región en donde vivo, sino en las distintas regiones donde he estado últimamente”, comenzó.

Sobre una de las consignas con las que fue increpada, relacionada a su destitución como ministra de Educación en 2008 tras la acusación constitucional en su contra, señaló que “de lo que viví ese día hay situaciones que para mí fueron muy complejas. Primero, cómo una mentira se instala, y creo que eso también es importante decir, una mentira instalada a partir de algo de lo que fui víctima producto de la acusación constitucional. Esa es una mentira (haberse quedado con US$ 600 millones) y esas mentiras son dañinas y las personas las van asumiendo como realidades y yo estoy aquí con mi única riqueza que es mi familia, con mi único patrimonio que es nuestra honra. Hay algo que a mí también me resonaba de lo que se decía ese día: “Usted no sabe donde viene”, “por qué viene acá”, en esta lógica de decir que hay territorios que son prohibidos, yo a eso me resisto”.

Maldonado y su caballito de batalla: haber llegado a inscribirse a primarias legales

Carlos Maldonado aprovechó el debate para interpelar tanto a Provoste como a Narváez respecto de la oportunidad que -afirma- “perdió” la centroizquierda al no lograr inscribir unas primarias legales amplias el pasado 19 de mayo, y haber sido el único en presentarse esa noche en el Servel.

Durante el bloque destinado a preguntas sobre educación, Maldonado señaló: “yo le quiero agradecer a la senadora Provoste su sacrificio de seguir manteniendo la presidencia del Senado, hubiera preferido que lo hubiera hecho (combinar su posición en la Cámara Alta y su candidatura ) el 19 de mayo y haber estado en una primaria legal. No aceptó arguyendo que no quería improvisar... mira cómo estamos improvisando ahora, tratando de armar una primaria a pulso, perdiendo todo el espacio y la oportunidad de una primaria legal como corresponde”.

Tras cartón, la exministra de Educación replicó: “Creo que es bien importante que cada uno de nosotros sea contribuyente a mejorar un estado de mayor colaboración y de mayor unidad. Yo entiendo que lo que nosotros queremos hacer es animar a que los ciudadanos y ciudadanas participen de este proceso, y luego agregó que “yo nunca esperé tener el alto honor de ser precandidata presidencial. Lo dije dos días después de los resultados de las elecciones de constituyentes (...), que era tiempo de poder escuchar, pero pareciera que aquí hay quienes permanentemente quieren utilizar un lenguaje que es agresivo, agresivo con las mujeres, agresivo con los procesos de de escucha, con los procesos de reflexión y los tiempos de la ciudadanía”..

En la ronda de preguntas cruzadas, fue el turno del emplazamiento de Maldonado a Narváez. “¿Has pensado después del 19 de mayo que deberías haber trabajado con más fuerza la voluntad de tu partido para inscribirse en primarias?. ¿No crees que nos perdimos un espacio muy importante?”, inquirió el candidato radical.

La candidata socialista respondió señalando que “lo que pasó la noche del 19 de mayo es, sin lugar a dudas, un capítulo bien triste, (pero) el esfuerzo mío siempre ha estado puesto en la unidad más amplia de la oposición (...) Creo que una primaria entre tú y yo en ese momento habría sido una fragmentación de esa unidad esperada, porque habríamos llegado a esa primera vuelta con dos candidaturas, una que hubiese surgido de la primaria más otra de la DC”.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.