Participación de hijos de Piñera en gira vuelve a complicar a La Moneda

Piñeras

Cristóbal y Sebastián Piñera durante su participación en la gira a Asia. Foto: AgenciaUno/Archivo

En menos de 24 horas, el Mandatario y cuatro ministros tuvieron que salir a dar explicaciones por el tema -luego de la información entregada por la Fach-, sin lograr neutralizar la controversia.




El tema había comenzado su descenso en la agenda pública, pero el miércoles volvió a reflotar con fuerza. Ese es parte del análisis que hacían hoy en La Moneda por la polémica participación de los hijos del Presidente Sebastián Piñera durante la gira a Asia.

Si bien la controversia nunca desapareció por completo -sobre todo considerando la carta de Cristóbal Piñera a El Mercurio pidiendo disculpas y la publicación del protocolo del gobierno para viajes presidenciales-, el tema volvió a la palestra, complicando nuevamente al gobierno, con la respuesta de la Fach a una solicitud de transparencia: en ella se señala que no existen "cobros por vuelos a la Presidencia", por lo que los hijos del Mandatario no podrían haber pagado sus pasajes. El hecho generó que la oposición cuestionara que Cristóbal Piñera Morel haya señalado que él y su hermano se costearon los gastos del viaje. Así, desde la centroizquierda lo acusaron a él y al gobierno de "mentir". En todo caso, ni ellos ni el Ejecutivo habían señalado que se pagaron el vuelo o el pasaje -ya que, como señaló la Fach, no existe cobro por ese traslado-, sino que únicamente hablaron de los costos de la gira en general, sin especificar. Y fue, precisamente, esa especificación de la Fach la que terminó reflotando la controversia, cuyos efectos políticos y comunicacionales no ha podido neutralizar el gobierno.

El tema, incluso, significó que se "empañara", en cierto grado, el lanzamiento del Programa Clase Media Protegida, una de las iniciativas más relevantes para el Ejecutivo. Y ha significado que al menos 11 veces, en poco menos de un mes, el gobierno haya tenido que salir a enfrentar la situación que lo tiene hasta hoy dando explicaciones.

De hecho, cuatro ministros y el propio Piñera salieron a abordar la materia en menos de 24 horas tras conocerse la respuesta de la Fach: el titular de Defensa, Alberto Espina, el miércoles; el propio Mandatario, ese día en la noche, en entrevista con Mega; el titular de la Segpres, Gonzalo Blumel, abordó el tema dos veces hoy, y luego fue el turno de la vocera, Cecilia Pérez, y después del ministro de Desarrollo Social, Alfredo Moreno.

En el Ejecutivo afirman que el tema ha generado un malestar en el Presidente y en su núcleo familiar, algo que -dicen las mismas fuentes- él mismo evidenció, en parte, en la entrevista con Mega.

"Noto un grado de maldad, una intención de causar daño", dijo, añadiendo que "mis hijos y mi mujer han sufrido mucho. Todos saben que es imposible que se le pague a la Fach". En el entorno del Mandatario sostienen que en la familia Piñera Morel creen que el tema ha ido creciendo por "razones políticas", ya que consideran que ya han dado todas las explicaciones oportunamente.

En este contexto, en la entrevista del miércoles Piñera también agregó: "Mis hijos pagaron hoteles y comidas, tengo las facturas". Esto último, sin embargo, generó un nuevo flanco para el gobierno, ya que la centroizquierda comenzó a pedir que hicieran públicos esos documentos. La Tercera solicitó al gobierno esas boletas, pero no hubo respuesta.

"Invisibiliza los temas"

En medio de este escenario, Blumel señaló que varias polémicas que se han ido generando -entre ellas, la de los hijos de Piñera- terminan afectando otros asuntos de interés. "Invisibiliza los temas de fondo para las personas y la gente cree que el mundo político y el mundo parlamentario no están preocupados", dijo en radio Oasis.

Más tarde, el ministro intentó dar por zanjado el tema, emplazando a la oposición a apoyar las reformas. "El Presidente ya precisó el punto", dijo, mientras que Moreno añadió que "tenemos que poner el acento en algo que a la gente le interesa". La vocera de gobierno, en tanto, manifestó que "Cristóbal Piñera pidió disculpas, cosa que no ha hecho nadie de los familiares de los gobiernos anteriores".

La controversia fue analizada por varios analistas que conversaron con La Tercera PM, quienes apuntaron a que este debe ser uno de los "errores no forzados más grandes" de la segunda administración de Piñera. "Subir a sus hijos a la gira es un error, pero uno más grande es no reconocer el error inmediatamente", dijo el cientista político Kenneth Bunker, mientras que el antropólogo Pablo Ortúzar sostuvo que "Piñera no tiene ningún asesor dispuesto a contradecirlo, es decir, dispuesto a asesorarlo de verdad".

Comenta