Presidente Piñera anuncia proyectos de Reforma Procesal Civil y Reforma al nombramiento de jueces

KARIN POZO/AGENCIA UNO

Esta mañana el Presidente de la República anunció el ingreso de dos proyectos de ley. El primero, tiene por objetivo la "resolución de los conflictos civiles incorporando procedimientos más modernos, simples y accesibles", mientras que el segundo pretende "transparentar y priorizar la meritocracia en la designación de jueces".




Esta mañana el Presidente Sebastián Piñera anunció dos proyectos de ley desde el Palacio de La Moneda.

En compañía del ministro de Justicia y Derechos Humanos, Hernán Larrraín, presentaron la Reforma Procesal Civil, la que tiene por objetivo modernizar el sistema y así entregar “más y mejor acceso a la justicia a las personas”.

Este proyecto corresponde inicialmente a 2012, durante el primer gobierno del Presidente Sebastián Piñera, pero fue suspendido en el Senado luego que la Cámara de Diputados rechazara algunos aspectos del proyecto original.

Asegurando que estos aspectos fueron “perfeccionados”, la tramitación legislativa del proyecto de Código Procesal Civil continuará tras este anuncio del Ejecutivo que, según detalló el Mandatario, persigue “terminar con la ineficacia de un sistema judicial que no responde a las necesidades del Chile actual en problemas tan comunes como incumplimientos de contratos, negligencias médicas, deudas impagas por arriendo, cobro de gastos comunes, facturas impagas y particiones de herencias o liquidaciones de sociedades conyugales”, entre otros.

“Esta iniciativa nos permitirá concluir con el proceso de reformas legales más importantes impulsado como Estado de Chile, que se inició el año 2000 con la Reforma Procesal Penal y que continuó con la reforma laboral, de familia, medioambiental y tributaria; pero que dejó pendiente nuestra justicia civil que cumple hoy 118 años sin modificaciones”, señaló Hernán Larraín, ministro de Justicia.

“Es un enorme paso para mejorar el acceso a la justicia en el país, considerando que la mayor cantidad de causas que ingresan a los tribunales son precisamente civiles, por lo que modernizar este sistema, va en directo beneficio de las personas”, concluyó el ministro.

La Reforma Procesal Civil, a su vez, tiene incluye otros dos proyectos. El primero, el proyecto de ley de mediación, busca “fomentar la resolución de conflictos en materia civil y comercial, incorporando dentro del Poder Judicial una unidad especializada que prestará este servicio de manera gratuita a toda la comunidad”.

Otros puntos relevantes, son el aumento de cobertura de servicios de justicia civil de 136 a 164 comunas, la reducción de tiempos de tramitación -60% en procedimientos ordinarios y 87% en sumarios-, y el aumento de cantidad de jueces, que instaura al menos 2 jueces en todos los tribunales con competencia civil.

El segundo proyecto consiste en reformar el Código Orgánico de Tribunales, el que diseña toda la estructura orgánica asociada a la reforma.

En la instancia también fue presentado el proyecto para cambiar el sistema de nombramiento de jueces, una propuesta que surge de una mesa de trabajo convocada por el Ministerio de Justicia, que sesionó entre octubre y diciembre de 2018.

El objetivo es “fortalecer la independencia interna de los jueces, cerrando los espacios de discrecionalidad de los superiores jerárquicos; y estableciendo un sistema de selección basado estrictamente en el mérito, entre otros aspectos”.

En lo concreto, el proyecto propone la creación de una Comisión Nacional de Nombramientos Judiciales. Un organismo autónomo que estará a cargo de la dirección del procedimiento mediante una resolución colegiada. “Este mecanismo, además, pone fin a la facultad discrecional y unilateral del Ejecutivo de designar a los jueces y otros funcionarios del Escalafón Primario”, detalla el proyecto.

El nombramiento de jueces a través de este nuevo sistema, abarca ministros de Cortes de Apelaciones, jueces y fiscales judiciales. Y la Comisión estaría integrada por un miembro designado directamente por el Presidente de la República, que lo preside; dos miembros designados por la Corte Suprema, previo concurso público; y dos miembros designados por el Senado, previo concurso público.

Además la iniciativa plantea la eliminación de la facultad de las Cortes de elaborar las ternas para enviar al Presidente, la que se sustituye por concursos públicos regulados, con resultados vinculantes; y se eliminan los traslados y permutas como formas de proveer los cargos en el Escalafón Primario.

También se incorporan dos normas: transparencia en la agenda de actividades de ministros, relatores y fiscales, y la regulación de las visitas de supervisión de los ministros de la Corte Suprema a las Cortes de Apelaciones y de éstas a los tribunales de primera instancia.

“Ambas reformas buscan modernizar nuestro sistema judicial y equiparar la cancha en el acceso a la justicia”, dijo el Presidente Piñera al momento de hacer el anuncio oficial.

“Todos sabemos que aún nos queda un largo camino por recorrer para tener la Justicia que los chilenos necesitan y merecen y a ese objetivo apuntan estas reformas que enviamos al Congreso hoy”, anunció el Mandatario.

“Una de las fortalezas de nuestro país, ha sido su fortaleza institucional, y para evitar el debilitamiento, es necesario revisarlas y perfeccionarlas, para adecuarlas a las necesidades de la sociedad, para así poder garantizar algo tan importante y fundamental, como lo es un acceso equitativo, oportuno y eficaz a la justicia”, continuó Sebastián Piñera.

“Tengo fe, y le pido al Congreso, analizar, perfeccionar y sacar adelante con rapidez estas importantes y urgentes reformas, que sin duda van a mejorar no solo el acceso a la justicia, sino también la dignidad y calidad de vida denuestos ciudadanos”, concluyó.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.