Desde “se hace cargo de los elementos centrales” hasta “no aborda la deuda pública”: senadores y empresarios reaccionan a Ley de Presupuesto 2022

Sesión de la Comisión de Hacienda del Senado.

Tras el anuncio del Presidente Piñera respecto de la Ley de Presupuesto 2022 que supera los US$ 82 mil millones y busca reducir el déficit fiscal estructural desde 11,5% a un 3,9% del PIB, los parlamentarios oficialistas respaldaron el "Presupuesto de la recuperación" tras la pandemia de Covid, mientras que sus pares de oposición criticaron el "escaso" contenido del discurso respecto al impulso a las Pymes y fustigaron que la alocución del Mandatario no se "hiciera cargo" del aumento de la deuda pública generada por la crisis sanitaria.




Tras el anuncio realizado esta noche por el Presidente Sebastián Piñera respecto del presupuesto proyectado para 2022 -el cual supera los US$ 82 mil millones, un 3,7% más alto que el aprobado el año pasado y que considera la baja del déficit fiscal estructural desde 11,5% a un 3,9% del PIB- surgieron voces desde todos los sectores políticos y económicos, que variaron desde elogios al aumento de presupuesto en el marco de la pandemia hasta críticas por no referirse a cómo se enfrentará la aumentada deuda pública que alcanza a la fecha el 35% del Producto Interno Bruto (PIB).

Al respecto, el senador UDI y miembro de la Comisión de Hacienda de la Cámara Alta, Jaime Coloma, afirmó a T13 que la cifra es “importante” en el marco de los gastos extra que han significado la pandemia de Covid-19.

“Esto es bien importante, porque había un temor de que dados los gastos especiales que se habían hecho este año, por US$ 27 mil millones de dólares, que no están incluidos, hubiera que recuperarlos bajando el presupuesto. El Presidente ha tomado una decisión distinta (...) y eso creo que realmente es bueno y positivo”, indicó el parlamentario.

Coloma valoró además el anuncio del Mandatario en el sentido de que se pondrá el foco del gasto en temas de salud, empleo, seguridad y sequía, ya que, afirmó, “creo que esos son, para mi, los elementos más centrales”.

El senador UDI se refirió a la cifra entregada por el jefe de Estado como el “Presupuesto de la recueración”, e indicó estar optimista por que exista “una buena voluntad en el Parlamento de aprobarlo en los 60 días que tenemos, porque creo que Chile más que nunca necesita certezas”.

Sobre la deuda pública, el parlamentario destacó que esta “ha subido en más de un 10% porque era la forma de financiar las vacunas, el IFE, el Fogape, un montón de gastos increíbles que se han registrado porque la emergencia era dramática”.

“Esta deuda no se va a acabar de la noche a la mañana (...) Lo que busca ese presupuesto es bajar el déficit estructural, bajar él déficit efectivo, y de esa manera, a mediano plazo, ir retomando una cierta normalidad que, a mi juicio, debería ser también con el control de la deuda, que a lo menos no siga aumentando con la lógica que ha tenido hasta ahora”.

Por su parte, el senador DC Jorge Pizarro indicó que “nosotros entendemos que este presupuesto es muy especial, porque después de todo el nivel de gasto, de endeudamiento, de inversión que se ha hecho para enfrentar la emergencia sanitaria, pero también la crisis social económica que se ha generado, ha implicado que el país se endeude de más, que haga uso de los ahorros y que quede en una situación desmedrada para el próximo año, el siguiente, por lo menos por los tres años que vienen”.

En declaraciones a radio Cooperativa, el parlamentario sostuvo que “vamos a necesitar ser muy eficientes en el gasto, tener una capacidad de inversión publica que garantice generacion de empleo, que permita la activación de la economía, que permita seguir entregando un respaldo a los sectores más dinámicos. Estoy hablando fundamentalmente de la pequeña y mediana empresa y junto con eso atender las altísimas demandas sociales, porque hemos tenido un retroceso económico, el país hoy día está más pobre, tenemos menos ingreso, un crecimiento bajo. Con suerte el próximo año la proyección de crecimiento va a estar en torno al 2% y eso no es suficiente como para empezar a pagar la deuda, empezar a recuperar la actividad económica, atraer inversión y tener estabilidad que permita que la inversión, tanto interna como externa, se pueda concretar”, añadió.

Agregó que, en este sentido, “tenemos que hacer una discusión amplia, transparente, con mucha responsabilidad, entendiendo cuales son las demandas sociales, pero sin populismo, sin demagogia, porque los años que vienen son años duros”.

Sobre los US$ 700 millones de libre disposición que anunció el Presidente Piñera en su alocuión, Pizarro sostuvo que “eso me parece bien, porque además es parte ya de una cierta tradición que hemos tenido en los últimos años cada vez que ha habido presupuesto que tiene que implementar un gobierno distinto, se deja una cantidad similar, antiguamente fueron 500 millones de dolares. Me parece que es para que cualquier gobierno que parta, pueda ir cumpliendo con lo que son sus prioridades y los compromisos adquiridos con la gente que lo elige”.

Creo también que esta discusión del presupuesto tiene que ser con mucho mas transparencia e información actualizada de lo que ha sido la ejecución del gasto de lo que ha sido este año, porque hasta el momento nosotros entendemos que las cifras que nos entregan la Comisión Asesora de Presupuesto del Senado, del Congreso y la Biblioteca, la ejecución -sobre todo en regiones- no ha sido de lo más eficiente. Hay múltiples explicaciones, evidentemente la pandemia es algo que marca, pero nos parece que ese es un elemento a considerar en el momento en que consideremos las prioridades del presupuesto que viene para el próximo año”.

José García Ruminot (RN), también integrante de la Comisión de Hacienda del Senado, indicó que “me parece que es un presupuesto muy responsable con las actuales generaciones y también con las futuras. Comenzar a recuperar los equilibrios macroeconómicos. Yo se que esto suena para mucha gente muy etéreo, muy lejano, muy distante, pero es bueno decirle a la ciudadanía que el elevado gasto público que hemos tenido durante el 2020 y particularmente durante este 2021 para financiar los gastos derivados de la pandemia, se han financiado en gran medida con un incremento muy significativo de la deuda pu´blica y también echando mano a todos los ahorros públicos que se habían logrado reunir durante muchos años en que el precio del cobre nos había acompañado”.

“Eso nos permitió tener un nivel de ahorro bien significativo pero que la pandemia se lo fue comiendo poco a poco y ya prácticamente no tenemos ahorros. ¿Era posible seguir gastando al mismo nivel del año 2021? Imposible, porque esas fuentes de financiamiento, mayor deuda y disminuición de los ahorros, ya están agotados. Entonces era necesario comenzar este periodo de permitir que las cuentas fiscales empiecen a equilibrarse. Y no se van a equilibrar de la noche a la mañana, o de un año para otro, será un proceso a través de mucho años, pero lo bueno es comenzar”, destacó a la misma emisora radial.

Sobre la discusión que se dará en el Congreso, García Ruminot sostuvo que “yo espero que los parlamentarios no perdamos de vista que este gasto publico enorme que hemos tenido durante este año 2021 particularmente, se ha financiado en la forma que he señalado: deuda y consumiendo los ahorros. No tenemos mayor capacidad de maniobra, no tenemos mayores formas de aumentar los ingresos fiscales”, añadió.

“Tenemos que ser capaces de que la economía vuelva a crecer, de recuperar los empleos perdidos, no solo los perdidos, sino que todos los empleos que sea necesario, porque el mayor programa social es cuando la gente tiene trabajo con contrato, cuando tiene su previsión social, cuando tiene su protección social, y para allá apunta este presupuesto y para allá tiene que apuntar el país. Sin demagogias, sin populismo, con responsabilidad fiscal”, cerró el senador RN.

El también miembro de la comisión de Hacienda del Senado, Carlos Montes (PS), criticó como “poca” la información entregada por el Mandatario, especialmente en materia de Pymes y Educación Pública.

“Quizá lo más importante que dijo fue que el presupuesto globalmente va a crecer 3,7% respecto a lo que era el presupuesto de 2021, pero el mismo Presidente dijo que el presupuesto del 2021 había crecido un 33,7%. Vamos a tener menos recursos en el Estado, lo que va a implicar frenar algunos proyectos que están en marcha”, sostuvo, según consigna radio Biobío.

Por su parte, Ximena Rincón (DC), presidenta del Senado y quien encabeza actualmente la Comisión de Hacienda, concordó en que el Presidente Piñera entregó “poca información” durante su discurso en cadena nacional.

“Nos afrontamos, sin lugar a dudas, a uno de los presupuestos más importantes y más complejos de los últimos años. Es la postpandemia y este presupuesto va a tener que tomar medidas importantes de reactivación, pero una reactivación con dignidad”, destacó.

Pymes

En tanto, el presidente de la Multigremial Nacional, Juan Pablo Swett, calificó el anuncio como “poco profundo en materias de Pymes y emprendimiento y tampoco se hace cargo realmente de los niveles de deuda pública que tenemos hoy en día, ya que pese al anuncio de la disminución del déficit fiscal, es absolutamente insuficiente considerando la deuda pública que mantiene hoy el Estado chileno y los niveles de intereses que estamos pagando”

Agregó que, el anuncio “no consideró a nuestro juicio los niveles de sobrecalentamiento actual que tiene nuestra economía y los problemas que ello traerá a futuro en términos de inflación y crecimiento”.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.